Diciembre 2016
LunMarMiérJueVieSábDom
   1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031 

Calendario Calendario

Buscar
 
 

Resultados por:
 


Rechercher Búsqueda avanzada

Jackson Five
Traductor de google

THIS FORUM IN INGLISH!!!

CLICK THE PHOTO BELOW...





DESDE EL 16 DE FEBRERO: LA VERDAD SOBRE MICHAEL JACKSON

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: DESDE EL 16 DE FEBRERO: LA VERDAD SOBRE MICHAEL JACKSON

Mensaje por Admin-Dulce el Dom Abr 01, 2012 3:12 pm

Cuando Gavin, de quince años de edad, subió al estrado, parecía muy acicalado, vistiendo una camisa abotonada de color azul con unos pantalones de vestir oscuros. Gavin habló sobre el apartamento de una sola habitación donde él y su familia habían vivido en Soto Street, testificando que toda la familia dormía en la misma cama. Gavin explicó que después de padecer cáncer, él se trasladó a la casa de sus abuelos para vivir en una habitación estéril, y durante ese tiempo, su madre y su padre "discutían a diario" sobre facturas y otras cuestiones “de dinero”. Gavin dijo que fue testigo de violencia física entre su padre y su madre. Luego habló de sus inicios en Laugh Factory, donde recibió clases del comediante George López.



Una vez que enfermó de cáncer, según testificó Gavin, pidió conocer a Jay Leno. Gavin pensaba que Leno “era un comediante muy bueno”, y dijo que siempre había querido conocer a Leno. A través de Jamie Masada, Gavin consiguió el número de teléfono de Leno; pero según Gavin, sólo habló con un contestador automático, al que dejó numerosos mensajes para Leno, sin conseguir jamás hablar con el artista.




De todas las celebridades que Gavin conoció durante su lucha contra el cáncer, incluyendo a Chris Tucker y a Kobe Bryant, dijo que Michael Jackson era su favorito. Gavin testificó que otros famosos habían hecho actuaciones "benéficas" en Laugh Factory para ayudar a pagar sus tratamientos contra el cáncer, y declaró que una vez que Michael Jackson comenzó a llamar al hospital, se produjeron más de veinte conversaciones telefónicas entre él y Michael, antes de que realmente se reuniera con la superestrella. Cuando la familia Arvizo fue por primera vez a Neverland, Gavin dijo que pensó que Michael era el "tío más guay”. Pocas horas después de su primer encuentro en persona, Gavin sintió que Michael era su mejor amigo en el mundo". Gavin habló con voz suave, apartando la mirada de Michael Jackson. Mientras los miembros del jurado tomaban cuidadosas notas, también observaban la fija e inmutable mirada de Jackson. La superestrella parecía completamente disgustada con el chico.



Gavin dijo que en su primera visita a Neverland hizo un "examen de conducir" en un carrito de golf, junto a Michael. Michael quería estar seguro de que Gavin era capaz de conducir alrededor de la propiedad por su propia cuenta. Quería estar seguro de que Gavin estaba lo suficientemente fuerte como para conducir hasta las atracciones. Cuando Gavin demostró que se sentía bien, que podía conducir el carrito de golf, Michael le dejó irse con sus hermanos para pasar un día de diversión.



Contrariamente a lo que había dicho en el video de refutación, Gavin dijo que el asunto de dormir en la habitación de Michael no fue idea suya. Testificó que fue Jackson quien lo insinuó, asegurando que Michael le sugirió a Gavin que le preguntara a sus padres acerca de ello durante la cena de la primera noche.



Después de esa noche, al levantarse en la habitación de Jackson, Gavin dijo que él y su hermano habían visto episodios de Los Simpsons, y que luego fueron introducidos en Webs pornográficas por el amigo de Michael, Frank Cascio. Gavin describió el “material para adultos” que vieron con Michael y Frank en Internet, y las fotos de mujeres en topless de las que Michael presuntamente se burló y dijo, "¿Queréis leche?".



Gavin testificó que había visitado Neverland un total de siete veces durante su batalla contra el cáncer, declarando que su madre lo había acompañado sólo en una de esas ocasiones, -en su primer viaje a la propiedad. El chico confirmó que había hecho un breve video con Michael, en el que él salía en una silla de ruedas empujada por Star. De las siete veces en las que Gavin visitó el rancho en ese periodo, testificó que solo había estado con Michael en dos ocasiones.



En el resto de sus visitas a Neverland, Michael, o bien no estaba en la propiedad o no estaba disponible. Gavin pareció enfadado respecto a una ocasión en la que "se dio de bruces" con Michael en Neverland, después de que le hubieran dicho que Jackson no estaba en la finca. El chico testificó que Michael "pasó de ello" como si no fuera importante. Pero era obvio que Gavin estaba dolido por no tener la oportunidad de pasar más tiempo con Michael, que se sintió traicionado por el comportamiento evasivo de Jackson.



Cuando Tom Sneddon le preguntó a Gavin por el documental de Bashir, el chico recordó haber sido conducido al rancho por Chris Tucker, acompañado por su hermano y por su hermana. Gavin aseguró que Jackson había contactado con él por teléfono, que Michael quería que fuera al rancho para conocer al Sr. Bashir, y Gavin aceptó; aunque dijo que en aquel momento no estaba seguro de qué se trataba el “encuentro”. Gavin testificó que cuando llegó a Neverland, Michael habló con él acerca de un chico, víctima de quemaduras, llamado David, cuyo padre había derramado gasolina por todo su cuerpo. Michael le explicó a Gavin que el Sr. Bashir estaba haciendo un documental sobre algunos de los niños a los que Michael había ayudado. En su testimonio, Gavin aseguró que Michael le hizo parecer que ésta sería la oportunidad de Gavin para "actuar" y "audicionar" ante la cámara; haciendo hincapié en que Michael personalmente le pidió a Gavin que grabara una entrevista con Bashir.



Mientras Gavin contestaba a las preguntas, parecía estar diciéndole al jurado que su entrevista con Bashir no era sincera, que Michael le había preparado, que Michael le había pedido que le llamara "Papá". Gavin dio a entender que Michael le había pedido que representara una cierta imagen ante la cámara, que Jackson quería que Gavin diera la impresión de que los dos eran como "familia". Gavin testificó que Michael quería que Bashir supiera cuánto le había ayudado, y aseguró que Jackson le pidió que dijera que "él casi me curó del cáncer”.



Gavin despedazó el documental de Bashir, especialmente la escena en la que había elogiado a Jackson y había hablado muy bien de los cuidados y de la preocupación de Michael como si fuera una figura paterna en su vida. En el estrado de los testigos, Gavin negó casi todo lo que le dijo a Bashir. Gavin le dijo al jurado que Michael "casi no había estado allí" durante los tratamientos de su cáncer, que fueron Chris Tucker y George López quienes le visitaron en el hospital. Gavin estaba avergonzado por admitir su admiración por Michael, y aunque no podía negar completamente las cosas buenas que había dicho sobre él en la entrevista de Bashir, Gavin ya no quería atribuir a Michael su curación.



En el estrado, Gavin parecía estar molesto con Jackson al explicar que apenas unas horas después de que fueran grabadas las tomas con Bashir, Michael dejó Neverland y pareció desvanecerse en el aire. Gavin testificó que él y sus hermanos se habían quedado en la casa de invitados durante una noche, pero no volvieron a ver de nuevo a Michael Jackson en esa visita en particular; Gavin ni siquiera volvió a saber de Michael hasta después de que el documental de Bashir saliera al aire, -varios meses más tarde.



"UN DÍA EXTRAÑO EN EL CASO JACKSON".

"JACKSON EVITA EL ARRESTO EN UN DÍA LLENO DE DRAMA".



Fue a la mañana siguiente, el 10 de marzo de 2005, cuando Michael Jackson no se presentó en la Corte a tiempo. Dentro de la Corte, Mesereau explicó al Juez que Jackson estaba recibiendo tratamiento médico en un hospital cercano. Todo el mundo podía ver que el Juez Melville estaba visiblemente contrariado, y el Juez ordenó a Mesereau que Michael Jackson compareciera a las 9:30 a.m., o Jackson tendría que hacer frente a un arresto y a la pérdida de su fianza de 3 millones de dólares. En el exterior, toda la prensa estaba agitada viendo a Tom Mesereau hablando por su teléfono móvil en el aparcamiento, preocupado e inquieto por el paradero de su cliente.



Mientras los medios de comunicación continuaban reunidos en el exterior, bajo sus tiendas de campaña, haciendo apuestas sobre si Jackson llegaría a la Corte a tiempo, los productores de noticias estaban siguiendo a la caravana de Jackson a través de las imágenes de un helicóptero. Los periodistas del helicóptero suministraban a los equipos de noticias en tierra informes minuto a minuto de la caravana de Jackson, la cual fue descubierta a unos cuarenta y cinco minutos de la Corte y estaba avanzando a velocidades que excedían los ciento cuarenta y cuatro kilómetros por hora.



Todo el mundo se preguntaba si Melville realmente enviaría a Michael a la cárcel por llegar tarde, y la gente estaba haciendo sus apuestas sobre el resultado imaginario de esa mañana, preguntándose si Melville revocaría la libertad bajo fianza de Jackson, si la estrella lograría llegar a través del tráfico. Mientras Michael y su caravana estaban luchando contra el reloj, los fans estaban aferrados a las vallas del Palacio de Justicia, con la esperanza de escuchar los detalles sobre el avance de Michael. Muchos fans estaban sintonizando las noticias utilizando las radios de sus coches. El rumor era tremendo. Gente hablando por sus teléfonos móviles, gente enviando mensajes de texto, -estaba claro que todo el mundo estaba nervioso.



Y entonces, entre una nube de aplausos, el coche de Michael apareció unos cinco minutos después del plazo. Los fans se volvieron locos cuando Michael salió lentamente de su vehículo. Al verle vestido con un pantalón de pijama azul, zapatillas de andar por casa, una camiseta blanca y un blazer azul oscuro, todo el mundo se quedó boquiabierto por el conjunto. La gente de la prensa estaba estupefacta, incapaz de encontrarle sentido. Para los fans, era una alegría que Michael hubiera conseguido llegar a la Corte a tiempo. Para la prensa, era una mezcla de reacciones, principalmente orientadas a destrozar a Michael.




“¡Oh, Dios mío! ¡Está en pijama!”, susurraba la gente. Los teléfonos móviles y las BlackBerrys no dejaban de sonar y de transmitir informes en directo acerca de que Michael Jackson parecía como si estuviera “atontado” mientras avanzaba hacia el Tribunal del Juez Melville. Cuando los presentes vieron a Michael tomar asiento tras la mesa de la defensa, algunas personas no podían dejar de hacer comentarios sobre el “disparatado pijama” de Michael. Ciertos tipos de la prensa dijeron que su pelo estaba fuera de lugar, y concluyeron que Michael llevaba una peluca que no había sido peinada. Otros afirmaron que Michael estaba "sobre-medicado" y apuntaron que sus pasos eran lentos. Todo el mundo hacía observaciones que susurraba en voz baja, -y todos estaban de acuerdo en que la apariencia de Michael no iba a ser apreciada por el Juez.



Independientemente de lo que pensaban acerca de la extraña apariencia de Michael, el murmullo en la Sala de Justicia terminó rápidamente cuando el Juez Melville entró en la misma. Cuando el jurado se presentó en la sala, Melville le dijo cortésmente, "Siento el retraso. El Sr. Jackson tuvo un problema médico esta mañana, y tuve que ordenar su presencia”.



Después de estas palabras, Gavin Arvizo fue introducido en el juzgado por una entrada especial y esa mañana del jueves 10 de marzo, las gráficas acusaciones del chico contra Michael Jackson describirían dos actos de abuso sexual específicos.


Todos en la Corte se preguntaban por qué el relato de Gavin de estos presuntos actos difería tanto del relato que Star ya había dado sobre los mismos incidentes. Pero la gente estaba dándole al testigo el beneficio de la duda.



Con respecto a los abusos sexuales denunciados, Gavin no dio una época exacta, pero el chico testificó que los hechos ocurrieron en las semanas que siguieron al viaje de su familia a Miami, justo después de salir al aire el documental de Bashir. Para los presentes en la Sala de Audiencias, la línea temporal parecía extraña, especialmente cuando se presentaron pruebas que mostraban una lista de los medios de comunicación que estuvieron asediando Neverland Ranch –debido a las secuelas del documental de Bashir- justo en aquella época a la que Gavin estaba haciendo referencia. Aparentemente, la "gente de Jackson" había sido bombardeada durante días, y los teléfonos de Neverland estaban descolgados.




Los mensajes dejados para Michael Jackson, concretamente el 6 de febrero de 2003, vinieron de Entertainment Tonight, Extra, Good Morning America, Jack Sussman -el gran ejecutivo de CBS-, Larry King Live, Connie Chung de CNN, SkyNews de Londres, Bell Yard en Londres, y Barbara Walters en nombre de 20/20 para ABC. Y esto era solo la primera ronda de mensajes.


Las fuentes del interior de Neverland revelaron que durante días, todo el mundo estuvo llamando, tratando desesperadamente de obtener una entrevista con Michael sobre el misterioso chico, víctima del cáncer, con el que Michael aparecía de la mano, con el que Michael había admitido compartir su cama. Aunque Michael le dijo a Bashir que su relación era inocente, que él y Gavin y otros niños dormían juntos en su cama, la prensa no creyó a Michael cuando dijo que "compartir tu cama era un acto de amor”. Los medios de comunicación querían más. Querían basura.



Frente al jurado, Gavin aseguró que Jackson abusó sexualmente de él tras el escándalo, con la prensa de todo el mundo llamando, con las autoridades comenzando sus investigaciones, -pero su actitud y su tono no parecían adecuados. Gavin daría testimonio específico sobre los dos hechos denunciados. Hablaría acerca de haber sido masturbado por Jackson. Pero había algo en su comportamiento tranquilo que parecía un montaje. Los recuerdos de Gavin parecían ser cuestionables.




Gavin le dijo al jurado que Michael había metido la mano en su pijama, que Michael le había dicho que la masturbación era natural, pero ésas eran las mismas palabras que se habían usado en el caso de Jordie Chandler. Debido a que Gavin admitió que él y su familia habían ido a ver al abogado de Jordie antes incluso de ir a la policía, la gente en la sala intentó leer entre líneas. Al principio, el testimonio de Gavin parecía tener un tono de veracidad, pero después, la mayoría de lo que dijo pareció guionizado, quizá por su madre; y el recuerdo de Gavin de los acontecimientos, más tarde fue contradicho por otros testigos. El chico testificó que se le había dado a beber vino en el avión privado de regreso de Miami, y que él y su familia fueron llevados de vuelta a Neverland en una limusina blanca con Michael. Gavin explicó que cuando llegaron allí, después de conducir un rato en los carritos de golf, esa noche, Star y Gavin durmieron en la cama de Michael con él, -pero aún- no había ocurrido nada de carácter sexual. Gavin recordó que esa noche, él y su hermano, junto con Frank y Aldo Cascio, y Michael, hicieron llamadas telefónicas "falsas" e hicieron el tonto durante horas.



Gavin afirmó que a su regreso a Neverland desde Miami, había estado bebiendo alcohol "cada noche", y describió la bodega secreta que Michael tenía en su sala de recreativos, detrás de una máquina de discos que se abría a una pequeña escalera. Gavin testificó que Michael le había dado vino en este lugar y dijo que él y Michael bajaron a la bodega en cinco ocasiones, -subiendo alcohol para que él y su hermano pudieran beber con Michael "en su oficina y en su habitación".



Para que conste, Gavin admitió que él y su hermano habían bajado a la bodega al menos en una ocasión, -sin la presencia de Michael.



Cuando habló al jurado, Gavin aseguróque le dijo a Michael que era malo para él beber alcohol. Gavin reiteró que le dijo a Michael que sólo tenía un riñón, pero Michael le dijo que "estaba bien", que "no iba a pasar nada". Gavin testificó que Michael le dio Bacardi, Jim Beam, vodka y el vino que Michael llamó “Jesus Juice”, porque “Jesús lo bebió”
©.



Gavin le dijo al jurado que la primera vez que probó el vodka fue en la bodega secreta, cuando Michael le entregó un gran vaso, que él pensó era agua. Aseguró que “apuró” el vaso entero de una vez y "eso comenzó a arder”. Unos segundos después, según declaró Gavin, toda la habitación le daba vueltas, así que apoyó la cabeza en un sofá. El chico aseguró que "se desmayó" por beber una o dos veces y que sintió náuseas, aunque nunca vomitó o se quejó a su madre.


_______________________

© Jesus Juice (Zumo de Jesús): Apelativo con el que supuestamente Michael Jackson se refería al vino, aludiendo a que Jesucristo también lo bebía.

Gavin, más tarde admitió que en las semanas siguientes a su viaje a Miami, su madre Janet, junto con su hermana Davellin y su hermano Star, se hospedaron en Neverland todo el tiempo que Gavin estuvo allí como invitado. Tom Sneddon le preguntó a Gavin cuándo comenzó a llamar “Papá” a Michael. Gavin respondió que fue unas pocas semanas después de volver de Miami que Michael comenzó a llamarle "hijo", diciéndole que él podía llamarle "Papá".



A continuación, Sneddon le mostró a Gavin una nota, supuestamente manuscrita por Michael para él:



"Deseo que lo pases bien en Florida. Estoy muy feliz de ser tu PAPÁ. Blanket, Prince y Paris son tus hermanos y hermana. Pero realmente tienes que ser sincero de corazón para que sea tu PAPÁ y pueda cuidar bien de ti. PAPÁ”.



Conforme Sneddon continuó su línea de preguntas, Gavin Arvizo admitió que en la fecha en la que se grabó el video de refutación, el 20 de febrero de 2003, "aún no había ocurrido nada malo" en las ocasiones en las que se había quedado con Michael Jackson en su dormitorio. Gavin, además testificó que el mismo día que la familia grabó el video de refutación, también habían sido entrevistados por tres trabajadoras sociales del Department of Children and Family Services
©deLos Angeles.



Esta entrevista, dijo Gavin, se llevó a cabo en la casa del Mayor Jay Jackson, el nuevo novio de su madre. Cuando las tres trabajadoras sociales de LA le preguntaron a la familia una serie de cuestiones sobre Michael Jackson, Gavin insistiría, -una vez más, en que "no había pasado nada malo" con Michael en su habitación.


_______________________

© Department of Children and Family Services (Departamento de Servicios para Niños y Familias): Servicio que se ocupa de abusos sexuales a menores y asuntos relacionados con adopciones, entre otras cuestiones. A fecha de 2011, este Servicio reconoce que el que un padre o cuidador comparta su cama con un menor a su cuidado, es saludable y que se viene practicando “desde los albores” de la vida familiar.

Cuando Gavin habló a los miembros del jurado, Michael estaba petrificado.


A veces, la superestrella sacudía la cabeza con incredulidad, especialmente cuando Tom Sneddon continuó incitando al chico en busca de respuestas. Gavin fue capaz de recordar cosas que le había dicho al Gran Jurado y mencionó que Michael una vez había entrado al dormitorio principal desnudo, diciendo a los chicos Arvizo que estar desnudo era "natural". Contrariamente al testimonio de su hermano, Gavin dijo que Michael no estaba en un estado de excitación cuando caminó desnudo hacia un espejo. El jurado parecía un poco perplejo al oír que la versión de Gavin respecto a los hechos no encajaba con el testimonio de su hermano.




Muchas de las cosas que Gavin juró, estaban en contraposición con el testimonio de sus hermanos. Pero a medida que el jurado observó a Gavin tejer su historia, sólo había una cosa en la que querían centrarse: las demandas específicas sobre abuso sexual.



Aunque era difícil para la gente en la sala escuchar a Gavin hablar de ello, el joven no parecía incómodo. Gavin se expresó en términos "simplemente descriptivos". No hubo lágrimas por parte del chico. Hubo poca emoción; en realidad, ninguna en absoluto.


Así que estuvo en la habitación un tiempo, ¿y el acusado empezó hablándole acerca de la masturbación?", quiso saber Sneddon.

"Sí", dijo Gavin.

"¿Qué es lo que le dijo?".

"Me dijo que si los hombres no se masturban, pueden llegar a un nivel en el que puedan violar a una chica, o puede que lleguen a ser algo así como tipos inestables. Así que él me estaba diciendo que los hombres tienen que masturbarse", explicó Gavin.


"¿Qué más le dijo?".

"Me contó una historia de cómo vio una vez a un chico -él estaba mirando por un balcón o algo parecido- y vio a un chico que no se masturbaba y tenía sexo con un perro".

"¿Le dijo algo más durante esa conversación?".

"Me dijo que los hombres tienen que masturbarse".

“Muy bien. Ahora, cuando dijo eso, ¿qué hizo o dijo después de eso, si es que hubo algo?”, preguntó Sneddon.

"Me preguntó si no me masturbaba, y yo le dije que no", contestó Gavin. “Y entonces dijo que si yo no sabía cómo, él lo haría por mí”.

"¿Y usted qué le dijo?".

“Yo dije que realmente no quería hacerlo”.

“Muy bien. Y luego, ¿qué ocurrió?”.


Gavin testificó que Michael se metió bajo la colcha, puso su mano en el pijama del chico y empezó a masturbarlo. Le dijo al jurado que en realidad no miró a Michael mientras esto estaba ocurriendo, pero aseguró que podía sentir a Michael moviéndose, aunque nunca le vio moviéndose. Cuando Star había dado su versión del suceso, alegando que había sido testigo del abuso desde las escaleras de Michael, Star dijo que vio a Michael llegar dentro de "la ropa interior" de Gavin. Las dos versiones no coincidían del todo -Gavin estaba diciéndole al jurado que este acto ocurrió mientras él y Michael estaban solos, "tapados bajo la colcha", pero Star afirmó que realmente había visto el acto, mirando desde las escalerasde la habitación de Michael, solo a unos metros de distancia de la cama -después de haber disparado una alarma que emitió un timbre sonoro cuando Star entró por primera vez en el dormitorio de Michael.



"¿Sabe aproximadamente durante cuánto tiempo le masturbó el Sr. Jackson?".

"Quizá cinco minutos, supongo".

"¿Sabe lo que es una eyaculación?".

"Sí", dijo Gavin.

"¿Y tuvo una eyaculación?".

"Sí".



Gavin testificó que se sintió avergonzado por ello, pero Michael le dijo que era "natural". El chico dijo que se sintió extraño por el incidente, pero unos minutos más tarde se quedaron dormidos. La siguiente vez que Michael le tocó, aseguró Gavin, fue unas noches más tarde. Acababan de regresar de la sala de recreativos, estaban sentados en la cama viendo la televisión y entonces, "él lo hizo de nuevo".



"Ahora, cuéntenos que ocurrió", pidió Sneddon.

"Ocurrió lo mismo", dijo Gavin. “Dijo que quería enseñarme. Y estábamos allí tumbados, y comenzó a hacérmelo. Y entonces me agarró la mano para intentar que yo se lo hiciera a él. Y yo retiré la mano, porque no quería hacerlo".

"¿Cuánto tiempo cree que duró la segunda vez?", preguntó Sneddon.

"El mismo tiempo", dijo Gavin.

"¿Eyaculó la segunda vez?".

“Creo que lo hice”.



Cuando Gavin le dijo al jurado que no hubo otra ocasión en la que el Sr. Jackson le hiciera nada inapropiado, Tom Sneddon no tenía nada más que preguntar.
Ahora, el chico era el testigo de Mesereau, y como hizo con cada persona que subió al estrado, el abogado defensor dijo estas palabras:


"Mi nombre es Tom Mesereau, y represento al Sr. Jackson, ¿de acuerdo?".

Gavin dijo que de acuerdo.

"Yo estoy de parte de él, ¿de acuerdo?", Mesereau quería que Gavin no tuviera duda.

"Muy bien", contestó Gavin.



Cuando Mesereau aseguró a Gavin que él no estaba del lado del Estado, que estaba del lado de Michael Jackson, el abogado de la Defensa dejó muy claro a Gavin que quería que el joven hablara alto si había algo acerca de alguna pregunta que no entendiera.



“Bien, le ha dicho al jurado que no fue sino hasta después de su entrevista con tres trabajadoras sociales que sucedió algún contacto físico inapropiado, ¿correcto?”, preguntó Mesereau.

"¿Hmmmm?".

"¿Le dijo al jurado que no fue hasta después de su entrevista con tres trabajadoras sociales en Los Angeles, que el Sr. Jackson le tocó inapropiadamente?".

"Fue después", dijo Gavin.

"Fue después, ¿verdad?".

"Sí".

"Ahora bien, en esa entrevista, le dijo a las trabajadoras sociales que el Sr. Jackson era un buen tipo, ¿verdad?", preguntó Mesereau.

"Sí".


Gavin admitió a Mesereau que les había dicho a las trabajadoras sociales que Michael era "una figura paterna". AunqueMesereau parecía estar dando rodeos, frente a Gavin en el estrado, no pasaría mucho tiempo antes de que Mesereau estableciera que los presuntos incidentes de abuso sexual no se produjeron hasta después de que la familia Arvizo visitara a un abogado civil, casi una semanaantes” de que los Arvizo abandonaran Neverland por última vez.




Tom Mesereau decidió no tratar a Gavin Arvizo como a un niño. Sacó ventaja de sus posibilidades y hundió sus dientes en el testigo, usando un interrogatorio de estilo staccato©, rápido y directo. La apuesta funcionó, al parecer, porque el jurado llegó a ver la otra cara de Gavin Arvizo, una que no era tan simpática. El lado encantador del chico -que fue evidente en la cinta de refutación y en el documental de Bashir- había desaparecido de repente. Con Mesereau al frente, Gavin Arvizo rápidamente se volvió irritable y argumentativo.



"Así que lo que está diciéndole al jurado es que después de haber sido entrevistado por tres trabajadoras sociales que investigaban a Michael Jackson, y después de toda la conmoción que siguió al documental de Bashir, fue entonces cuando de algún modo, el Sr. Jackson comenzó a tocarle indebidamente, ¿correcto?", quiso saber Mesereau.

"No, fue más hacia el final", dijo Gavin. "Cuando estábamos a punto de irnos, después de que hubiéramos estado bebiendo alcohol y todo eso. Fue tal vez una semana antes de salir de Neverland para siempre", dijo Gavin.



A veces, durante sus muchos días de testimonio, Gavin miraba a Michael y mostraba hacia la estrella miradas de reproche. Ocasionalmente, el chico murmuraba en voz baja, especialmente cuando Tom Mesereau insinuara que Gavin Arvizo y sus hermanos eran unos mentirosos, entrenados por su madre. Mesereau retomaba sistemáticamente el caso de JC Penney, recordando a los miembros del jurado que los chicos Arvizo habían mentido en el pasado, -y habían logrado un acuerdo civil de tipo financiero de la JC Penney Corporation.


La implicación que trascendía de ello era que los Arvizo dirían cualquier cosa por dinero.



Acerca de la teoría de la conspiración, sobre los Arvizo siendo retenidos contra su voluntad en Neverland, -Mesereau argumentaría que esto era un disparate. El abogado defensor fue capaz de demostrar que los Arvizo dejaron Neverland, -y regresaron hasta en tres ocasiones. Durante ese tiempo, mientras los Arvizo argumentaron que estaban "cautivos", Janet y sus hijos vivieron en Neverland y fueron tratados como si estuvieran en un hotel. Además, Janet y sus hijos eran conducidos a los pueblos locales por los chóferes de Jackson, donde fueron a citas con dentistas y a comprar juguetes, -todo a expensas de Michael. Mesereau aportó una lista de transacciones financieras mostrando que Neverland Valley Entertainment había pagado "varios miles de dólares" en cosméticos, ropa, tratamientos de belleza, comidas y alojamiento.




"Nosotros demostramos que a estos niños se les enseñó a mentir bajo juramento, lo cual era uno de nuestros argumentos ante el jurado", confió más tarde Mesereau. “Los niños Arvizo aprendieron a trabajar con abogados a una edad temprana. Usamos el caso de JC Penney como ejemplo de ello. Esperábamos mostrar al jurado que a esos niños se les enseñó a exagerar, a inventar las cosas, a apoyar las denuncias de su padre y de su madre, fueran o no verdad, a una edad temprana".

La información acerca de las anteriores denuncias de Janet Arvizo, sobre la cual su familia alegó que Janet había sido asaltada y abusada sexualmente por los guardias de JC Penney, era más que devastadora para los Arvizo. Cuando a Gavin se le hicieron preguntas básicas sobre el caso -sobre los 152.000 dólares que recibieron de JC Penney Corporation- el chico parecía incapaz de excavar un túnel por el que huir.



"Nosotros sentimos que las denuncias de los Arvizo eran vergonzosas",
continuó Mesereau. “Demostramos que la madre alegó que los guardias de seguridad de JC Penney le habían dado golpes en la parte superior de su vientre, en el aparcamiento. Cuando ocurrió el incidente en el parking de JC Penney, los padres fueron detenidos. Mirando las denuncias de Janet del día que fue arrestada, ella indicó que no necesitaba ninguna atención médica. Janet aseguró que no tenía ningún problema médico. Cuando vimos sus fotos en la ficha policial, Janet Arvizo no tenía un pelo fuera de lugar. Creemos que esta evidencia fue devastadora”.



Ron Zonen presentaría fotos de los supuestos moratones de Janet Arvizo, afirmando que había sido brutalmente golpeada. Pero Mesereau más tarde probaría que Janet no había sido golpeada el día de su detención. El abogado pensó que quizá las fotos fueran falsas, o tal vez fueran tomadas tiempo después de su arresto y liberación. Frente a la información de la policía respecto al proceso de registro posterior a la detención, -ninguno de los Arvizo pudo dar testimonio que explicara la evidencia presentada por Mesereau, la cual indicaba que Janet había sido golpeada despuésdel incidente de JC Penney. La investigación de Mesereau demostraría que algún tiempo después de los hechos, Janet Arvizo presentaría fotos de sí misma "llena de moratones", entregándolas a un abogado con el fin de poner una demanda civil contra JC Penney. Janet dijo a su abogado civil que los moratones habían aparecido días después y a pesar de que el día de su detención en JC Penney, Janet había cumplimentado un formulario del registro policial indicando que no necesitaba “ningún tratamiento médico”. Para reforzar su caso, Janet utilizó a Gavin y a Star Arvizo, quienes juraron que fueron testigos de un brutal asalto sexual y físico hacia su madre, en el suelo de cemento del parking.



"Fue usted a dos abogados y a un psicólogo que le recomendó Larry Feldman, antes de acudir a cualquier agente de policía, ¿verdad?", preguntó Mesereau, volviendo de nuevo al tema de Jackson.

"Sí", admitió Gavin.

"Ahora bien, esos no eran los primeros abogados con los que había hablado, ¿correcto?".

"He hablado con otros abogados antes".

"Tuvo un abogado representándole en el caso de JC Penney, ¿correcto?".

"Creo que sí. Estoy bastante seguro".

"Testificó bajo juramento en ese caso, ¿correcto?".

"Sí", dijo Gavin.

"¿Dijo la verdad bajo juramento en ese caso?".

"Por supuesto".

"¿No dijo ni una sola mentira?”.

"No".

"¿Dijo que los guardias de seguridad habían golpeado el cuerpo de su madre en el aparcamiento?", espetó Mesereau.


Pero Sneddon objetó la pregunta, y Mesereau tuvo que pasar a otra cuestión.

_______________________

© Interrogatorio de estilo staccato: Consistente en una batería de preguntas en las que el testigo no se pueda relajar ni sentir cómodo, de tal modo que sea muy consciente de que está siendo sometido a un auténtico interrogatorio.





FIN DEL CAPITULO 10







"LETS HEAL THE WORLD TOGETHER, THIS IS MY DREAM..."

Admin-Dulce
Administradora
Administradora

Mensajes : 4289
Puntos : 5179
Fecha de inscripción : 11/02/2010
Edad : 49
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: DESDE EL 16 DE FEBRERO: LA VERDAD SOBRE MICHAEL JACKSON

Mensaje por Admin-Dulce el Miér Mayo 23, 2012 8:47 pm





El juicio entró en su tercera semana de testimonios con Gavin Arvizo aún en el estrado, pero la prensa se distrajo cuando el Papa Juan Pablo II fue dado de alta en el hospital, después de haber sido sometido a una intervención para facilitar su respiración. Desde Roma, el Papa Juan Pablo II estaba originando todo tipo de noticias internacionales. Cuando un monovolumen gris, de la marca Mercedes, llevó al Pontífice de ochenta y cuatro años a la Santa Sede, los equipos de noticias de Santa Maria corrieron a hacer planes para volar a la Ciudad del Vaticano.



Cuando el Papa Juan Pablo II saludó y bendijo a los miles de entusiastas romanos y turistas en la Plaza de San Pedro, los equipos de noticias supieron que el Papa no estaba curado. Los medios de comunicación se sintieron tan interesados por el Papa, que ignoraron los detalles acerca del acusador de Jackson, el cual, estaba ahora bajo un fuerte ataque por parte de Mesereau. En lugar de prestar toda su atención al testimonio de Gavin, la prensa estaba preocupada por la posibilidad de que tuvieran que cortar por completo la cobertura sobre Jackson. Había rumores de que el Papa no se recuperaría.


Michael Jackson, que había regresado a la sala pareciendo un hombre fuerte, llevaba una audaz chaqueta roja el día en que su acusador estaba bajo la línea de fuego. Con Mesereau preparado para acusar a Gavin Arvizo, la estrella del pop parecía bastante seguro, aunque al mismo tiempo, también parecía pensativo. Michael permanecía reflexivo, y parecía triste porque su intento por ayudar al clan Arvizo hubiera fracasado tan drásticamente.



Cuando Mesereau comenzó a disparar sus preguntas, Gavin admitió que se había reunido con el director de su middle school© de Los Angeles, Jeffrey Alpert, justo pocos días después de que saliera al aire el documental de Bashir. El director, el Sr. Alpert, llamó a Gavin para hacerle una pregunta directa sobre las declaraciones relativas a Michael Jackson. Desde el estrado de los testigos, Gavin miró hacia el suelo y admitió que le había dicho al director de su middle school que no había sucedido nada de tipo sexual entre Michael y él.


© Middle School (Escuela Intermedia): Escuelas calificadas de “intermedias” porque a ellas acuden alumnos de 9 a 12 años.


Mesereau enumeró una larga lista de problemas de disciplina por parte de Gavin en su escuela secundaria. Refiriéndose a los detallados expedientes escolares, Mesereau dijo al jurado que Gavin Arvizo había sido problemático en muchas clases, se le había pedido que escribiera una nota de disculpa a otro estudiante, había sido acusado de cantar en clase, había sido acusado de hablar e interrumpir los exámenes, y había sido acusado de ser desafiante e irrespetuoso con una lista de profesores. Gavin Arvizo fue objeto de numerosas notas comentando su mala actitud y su negativa a hacer los deberes; y este comportamiento grosero de Gavin, a veces, parecía trasladarse a la actitud que estaba teniendo en la Corte.



"¿Recuerda haber tenido una charla con el Sr. Davy [vicedirector del colegio] sobre sus problemas de disciplina?", preguntó Mesereau.


"Sí". Dijo Gavin.

"Por favor, dígale al jurado de qué trataban esas discusiones".

"No lo recuerdo demasiado bien".


Mesereau le mostró a Gavin una copia de su historial escolar, de la cual había extraído fechas y notas.



“¿Alguna vez tuvo una conversación con el Sr. Davy sobre sus problemas de disciplina con otro profesores?”.

"Sí".

"Por favor, cuéntele al jurado lo que sucedió en esa discusión".

"Realmente no lo recuerdo muy bien. Quiero decir, me diría que me portara mejor, y cosas por el estilo".


"¿Conoce a alguien llamado Bender?".

"Sí, sí. La Srta. Bender".

"Usted entró en la clase de Historia del Mundo y Geografía de la Srta. Bender en 2002, ¿verdad?”.

"Ajá", asintió Gavin.

"Está bien. Y ella se quejó de que usted, regularmente, se mostraba desafiante e irrespetuoso con ella, ¿correcto?”.

"Sí, eso creo".

"También dijo que usted parecía ser hábil para interpretar un papel, ¿verdad?".

"No sé si dijo eso".

"¿Le refrescaría la memoria si le muestro su memorándum para el Sr. Davy?".




Gavin aseguró que no podía recordarlo. Negó tener "buenas habilidades para actuar", aunque admitió que estaba estudiando drama con un profesor de interpretación, el Sr. Martinez, otro maestro que había descrito a Gavin como un “problema disciplinario”.


En cuanto a Michael, que estuvo sentado tranquilamente durante gran parte del testimonio de Gavin, hubo momentos en los que susurró a su equipo de la Defensa, especialmente cuando las respuestas de Gavin eran contradictorias y antagónicas. Gavin estuvo intentando negar que hubiera escrito muchas notas y cartas refiriéndose a Jackson como "papá Michael", pero Mesereau tenía las notas y cartas auténticas, las cuales fueron aportadas como pruebas.


"¿Ha tenido la oportunidad de ver este documento?", preguntó Mesereau.

"Sí", dijo Gavin.

"Y usted quería ir a New York y estar con el Sr. Jackson en un estudio de grabación, ¿verdad?".

"Supongo. [Pausa larga] Quiero decir, sí".

"Y eso no ocurrió, ¿verdad?".

"No".

"¿Nunca viajó con el Sr. Jackson a New York?”.

"Nunca viajé con el Sr. Jackson”.

“Usted le llamó ‘la mejor persona, la más cariñosa del mundo’, ¿verdad?”.

"Sí".

“Usted dijo, ‘Te quiero, papá Michael’, ¿no?”.

"Sí".

“Usted dijo: ‘Gracias, papá Michael, por ser mi mejor, mejor amigo, por siempre jamás’, ¿verdad?”.

"Sí".

“Está bien. Usted le envió una gran cantidad de tarjetas que firmó como ‘Tu hijo Gavin’, ¿verdad?”.

"Sí".

“¿Recuerda usted decirle al Sr. Jackson las palabras ‘Vuelve. Te echo de menos. Te quiero’?”.

"Quiero decir… probablemente lo hice, pero no recuerdo haberle enviado una carta”.


Poniendo a veces los ojos en blanco, Michael permaneció sentado tranquilamente mientras Gavin testificaba. Durante los días en los que Gavin estuvo bajo el contra-interrogatorio, Tom Mesereau logró hacer ver las inconsistencias acerca de dos asuntos críticos: la cantidad de alcohol que supuestamente Jackson le había dado al chico, y las fechas en las que los presuntos abusos ocurrieron. Lo más revelador, también, fue el momento en el que Gavin admitió que les había dicho a los detectives de Santa Barbara que su abuela era la persona que le dijo que los hombres se masturbaban "para no violar a las mujeres".


En el transcurso de unos días, Gavin Arvizo ofreció al jurado múltiples caras de su personalidad. A pesar de que a veces parecía un niño, los presentes en la sala notaron que el chico, de quince años, tenía un comportamiento que iba más allá de su corta edad.


La lista de los elementos clave que el testimonio de Gavin Arvizo puso en evidencia fueron los siguientes:


- En las primeras semanas después de abandonar Neverland, Gavin y su familia fueron a ver no a uno, sino a dos abogados civiles, quizás con la esperanza de un acuerdo con Michael.


- Gavin, hasta la edad de dieciocho años, tendría derecho a demandar a Michael Jackson en un juzgado civil, en caso de que se produjera una condena penal en el caso de abuso.


- Gavin estudió en una escuela de interpretación, y fue instruido por la veterana actriz Vernee Watson, una estrella de la exitosa serie El Príncipe de Bel-Air.


- Gavin fue calificado como "problema disciplinario" cuando asistió al John Burroughs Middle School. Faltó al respeto a los profesores y a otras figuras de autoridad, y fue castigado a menudo.


- Gavin le dijo a Chris Tucker, la estrella de Rush Hour, que él y su familia estaban siendo acosados por los medios de comunicación y que quería ver a Michael en Miami. Gavin quería ayudar a Michael dando una conferencia de prensa para denunciar el documental de Bashir, para informar que nunca había ocurrido nada de tipo sexual en la cama de Jackson.

- Gavin y sus hermanos raramente se quedaban a solas con Michael. A menudo, el amigo de Michael, Frank Cascio y sus dos hermanos pequeños, Aldo Cascio y Marie Nicole Cascio, estaban allí con Michael. Los niños Cascio estuvieron con los Arvizo en Miami. Los niños Cascio estuvieron en el vuelo de regreso a Neverland desde Miami. Los niños Cascio eran"habituales" en el dormitorio de Michael.

[size=16]- Gavin admitió que le gustaba estar en Neverland y dijo que nunca sintió miedo allí. Gavin aseguró que fue su madre,Janet, quien se sintió "asustada" de estar en Neverland, y quien expresó su "preocupación" por estar cautivos.


[/size]
- Desde Neverland, Gavin fue con Michael a Toys "R" Us en Santa Maria, y Michael recogió a algunos fans locales a lo largo del camino, comprando juguetes y regalos para todos. Durante ese trayecto, Gavin nunca se quejó a nadie de estar"cautivo".


- Desde Neverland, Gavin fue conducido en un Rolls-Royce al cercano pueblo de Solvang, donde le retiraron su aparato para los dientes a costa de Michael, porque "se habían roto todos los alambres". De nuevo, durante ese viaje, Gavin estuvo acompañado por su madre y sus hermanos, y nunca se quejaron de estar cautivos.


- Mientras estaban en Neverland, en las semanas siguientes al viaje de Miami, el hermano de Gavin, Star, estuvo fuera de control. Las pruebas demostraron que Star no solo pintarrajeó la cubierta de piel del libro de invitados de Valley Ranch, sino que él mismo informó que también estropeó otros bienes de Neverland.


- En algún momento después del viaje a Miami, Gavin y sus hermanos “eran vigilados” por los asociados de Michael en un hotel en Calabasas, por alguna razón desconocida para ellos. Más tarde se filmó el video de refutación en un lugar de Calabasas, muy cerca de su hotel.


- Durante su estancia de tres días en el hotel, los Arvizo compraron equipaje y ropa, al parecer para un viaje a Brasil que los asociados de Michael estaban planeando. Sin embargo, Gavin "no podía recordar" haber salido a comprar maletas.


- Los asociados de Michael acompañaron a Janet Arvizo y a sus hijos a hacerse las fotos para el pasaporte y a obtener los visados para unas supuestas vacaciones en Brasil. Supuestamente, cuando Janet se enteró de que Michael no acompañaría a los Arvizo en el viaje, ella cambió de opinión acerca de ir, y el viaje nunca se produjo.

- Después de que la madre de Gavin decidiera no hacer el viaje a Brasil, regresó a Neverland, donde determinó que ella y sus hijos estaban en peligro. Diciéndoles a sus hijos que la estaban amenazando, Janet se negó a permanecer en Neverland por más tiempo. A petición de Janet, ella y sus hijos fueron llevados a casa para quedarse con sus padres en El Monte.


- Después de "escapar" de Neverland en dos ocasiones, Janet y sus tres hijos regresaron al fantástico rancho, a pesar de que Janet aseguró que "estaban siendo vigilados" y "amenazados" por los asociados de Jackson. A lo largo de sus variadas estancias en Neverland, los Arvizo fueron tratados con mimo. La evidencia mostraría que los chicos corrían libres por Neverland, incluso que daban órdenes al personal de Jackson. Los Arvizo aseguraron ser prisioneros, sin embargo, llevabanuna vida de lujo, una vida que nunca habían conocido.



[size=16]- En las semanas que siguieron al viaje a Miami, Gavin se enteró de la enfermedad de vitíligo en la piel de Michael. Sin embargo, Gavin nunca dijo ver la enfermedad en la piel de Michael. Gavin nunca mencionó ver ninguna parte del cuerpo de Michael de cerca. En cambio, testificó que Michael le había explicado que la enfermedad estaba cambiando el color de su piel, y dijo que Michael usaba maquillaje en su cara, tal vez para cubrir las manchas.


"Vale, Gavin, solo tengo una última pregunta para usted", dijo Sneddon, terminando su “redirect-examination”
©. “Ayer, en respuesta a las preguntas del Sr. Mesereau, usted le dijo que el Sr. Jackson era como un padre para usted. ¿Es eso correcto?".

"¿Michael Jackson?".

"Sí".

"Sí", dijo Gavin.

"Y usted pensaba que él era uno de los tipos más guays del mundo, ¿verdad?", preguntó Sneddon.

[size=16]"Sí".[/size]


[size=16]"¿Y lo admiraba?".

"Bueno, yo solo admiro a Dios”, dijo Gavin, "Pero él era un tipo muy guay".

"¿Cómo se siente acerca del Sr. Jackson ahora, en vista de lo que él le hizo?".

"En realidad, él ya no me gusta. No creo que realmente merezca el respeto que yo le estuve dando como el tío más guay del mundo”.
[/size][/size]


__________________________
© Redirect-Examination (Segundo Interrogatorio Directo): Segundo interrogatorio de un testigo por la parte que lo ha propuesto. Gavin Arvizo es un testigo propuesto por la Fiscalía y ésta es la segunda vez que el fiscal, Sneddon, lo interroga.


Con esto, el fiscal no tenía más preguntas para Gavin Arvizo.

El Fiscal Sneddon parecía satisfecho por cómo había ido el testimonio.

Era desconcertante darse cuenta de que Gavin no parecía avergonzado o disgustado por su testimonio en lo más mínimo. Mientras estaba en el estrado, Gavin miró a Michael algunas veces, quien no estaba dando crédito a nada de lo que decía el muchacho.

Al final, el testimonio directo de Gavin pareció decepcionante. Gavin Arvizo parecía un poco más animado cuando habló de los presuntos abusos sexuales, pero Michael no mostró ninguna emoción sobre cualquiera de las acusaciones del chico.

"Ahora, usted se quejó a los policías de Santa Barbara de que ‘después de que me salvé del cáncer’, no volvió a ver a Michael de nuevo, ¿verdad?”, preguntó Mesereau.

"No. No hasta lo de Martin Bashir", dijo Gavin.

"Está bien. Y usted quería volver a verlo después de que su cáncer remitiera, ¿verdad?".

"Sí".

"Usted sintió que él le había abandonado, ¿no?".

"Sí".

"Y sintió que él había abandonado a su familia, ¿correcto?".

"Sí".

"Usted presentó cargos por abuso sexual después de que se diera cuenta de que Michael Jackson estaba desapareciendo de su vida", argumentó Mesereau.

Pero Gavin negó rápidamente esa acusación.

Ver a Gavin abandonar la sala para no volver a encontrarse jamás con Michael Jackson, fue interesante por el hecho de observar la expresión de Gavin cuando el chico se dio cuenta de que no volvería a ser parte de la “familia” de Michael nunca más.

En algún lugar de su corazón, el chico parecía consternado. Gavin había insistido en que él se había "curado por Dios" y no por Michael Jackson. Sin embargo, Gavin parecía inexplicablemente atraído por el poderío de la estrella y por la magnética presencia de Michael.



FIN DEL CAPÍTULO 11.







"LETS HEAL THE WORLD TOGETHER, THIS IS MY DREAM..."

Admin-Dulce
Administradora
Administradora

Mensajes : 4289
Puntos : 5179
Fecha de inscripción : 11/02/2010
Edad : 49
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: DESDE EL 16 DE FEBRERO: LA VERDAD SOBRE MICHAEL JACKSON

Mensaje por Admin-Dulce el Miér Mayo 23, 2012 9:03 pm





l equipo de la Fiscalía mostró a los miembros del jurado algunas revistas y otro material para adultos incautados en Neverland, en un intento por reforzar sus acusaciones acerca de que Jackson estaba obsesionado con el sexo. El Fiscal del Distrito acusaría a Jackson de mostrar estos materiales a los chicos Arvizo para tratar de excitarlos. Los sheriffs de Santa Barbara testificaron que revisaron montones de libros de fotografía y de arte, todo tipo de revistas y memorabilia de películas; todo lo que estaba desparramado por la suite, el baño y la zona de la oficinade Michael. Algunas de las revistas para adultos se encontraron en dos maletines cerrados, escondidos bajo la cama de Michael. Encontraron otro material similar en su baño, cerca del jacuzzi, y la lista continuaba. Aparentemente, a Michael le gustaba el porno.



El detective Paul Zelis testificó que encontró una revista para adultos en la mesilla de noche de Jackson. Mostró la foto de una chica desnuda, mezclada con fotosde dos bebés en pañales, una de ellas era de un niño en una bañera, y la otra de un perrito. Por la forma en la que fueron presentadas, la combinación hizo que Michael pareciera retorcido. Pero a medida que se presentaban ante el jurado más pruebas clasificadas “para adultos” y la gente allí sentada miraba estas imágenes de mujeres sexys, más personas empezaron a sentir que las fotografías hacían parecer a Michael un tipo normal. El hecho de que a Michael le gustara ver fotos de chicas desnudas, fue una novedad para muchos de los presentes en la sala.




En cuanto a la prueba dactiloscópica, los fiscales alegaron que al menos una de las revistas para adultos presentaba las huellas dactilares de Michael y de Gavin. Pero el detective Zelis admitió más tarde que no se habían comprobado las huellas del lote de revistas incautadas en Neverland hasta que se presentaron en una audiencia ante el Gran Jurado, en marzo de 2004 -momento durante el cual testificó Gavin. El equipo legal de Jackson logró argumentar de manera efectiva que las huellas de Gavin podían haberse plasmado en la revista para adultos durante el procedimiento ante el Gran Jurado, especialmente porque Zelis no estaba seguro de si Gavin había tocado o no las revistas durante su testimonio ante el Gran Jurado.



Paul Zelis, bajo el contra-interrogatorio del abogado de la Defensa Robert Sanger, se vio obligado a admitir que Gavin le había dado a la policía distintas versiones de la fecha en que se habían producido los presuntos abusos sexuales. Originalmente, Gavin aseguró al detective Zelis que los abusos ocurrieron antes de hacer el video de refutación, el 20 de febrero de 2003. Algún tiempo más tarde, Gavin le diría a la policía que los abusos ocurrieron después del video derefutación.



El investigador de Santa Barbara, Steve Robel, dio otro testimonio importante, al decir al jurado que Gavin lloró cuando habló por primera vez acerca de los episodios de abuso sexual. Robel fue uno de los investigadores principales del caso, y explicó que el comportamiento de Gavin cambió cuando habló sobre el abuso sexual, diciéndole al jurado que el chico “se quedó muy silencioso” y más tarde, “pareció tener un pequeño nudo en la garganta”.



La entrevista que Gavin Arvizo tuvo con la policía fue grabada, y antes de que el juicio terminara, se convirtió en una prueba. Era una confesión dramática, destinada a ser el clavo que sujetaría a Michael a la cruz. En ella, Gavin explicó a Robel y a Zelis que él “sabía distinguir el bien del mal”. A pesar de que Gavin parecía un poco cauteloso, temeroso de hablar sobre cualquier cosa que fuera considerada mala, finalmente dio algunos ejemplos:



No escuchar a tu madre -eso era malo.

Matar a alguien -eso también era malo.



Gavin le habló a la policía de las largas conversaciones que él y Michael tenían cuando él aún estaba enfermo, postrado en la cama. El chico dijo que hablaron principalmente de videojuegos, sus programas de TV favoritos y de celebridades. Describió su paso por Neverland, diciendo que su hermano y él "hacían redadas en la cocina" cada noche, prefiriendo quedarse con Michael en la casa principal en lugar de dormir en la casa de invitados asignada.



Gavin estaba claramente incómodo sentado con los policías, que le llamaban "amigo" y le hacían preguntas capciosas. Robel y Zelis intentaron que Gavin se relajara hablando de cumpleaños, deportes y del curso escolar; y Gavin, que tenía trece años entonces, eventualmente habló acerca de su amistad con Michael, explicando a la policía que algunas veces Michael le había decepcionado. Gavin parecía disgustado al explicar que Michael le había dado a su familia una furgoneta blanca GMC, pero que más tarde, cuando la furgoneta se estropeó, Michael se la había quitado.



Gavin estaba un poco indeciso, pero detalló el abuso sexual, aunque el chico le dijo a la policía que él "no estaba seguro" de lo que era una eyaculación. Gavin dijo que nunca vio las partes íntimas de Michael, pero recordó que en una ocasión Jackson caminó desnudo hasta él, cuando Michael atravesó su habitación.



En la entrevista grabada, Gavin dijo a la policía que los abusos ocurrieron de cuatro a cinco veces, lo cual era una incongruencia sobre la que el equipo de la Defensa más tarde atacó. Durante el contra-interrogatorio, Steve Robel testificaría que Gavin "no podía expresar exactamente lo que ocurrió", indicando que Gavin solamente "fue específico acerca de dos hechos que recordaba".



El ambiente de la sala volvió a pisar la realidad cuando una antigua empleada de hogar de Michael, Kiki Fournier, quien trabajó en Neverland entre 1991 y 2003, de mala gana subió al estrado para testificar. Mientras ella miraba hacia la superestrella, Michael rehusó darse por enterado. Con el peso del mundo sobre sus hombros, Kiki parecía tímida. Respondió a sus primeras preguntas con respuestas rápidas y cortas. La gobernanta parecía asustada y apenas se la podía oír, así que se le pidió que se acercara al micrófono. Kiki estaba claramente nerviosa por su testimonio y no le hacía feliz tener que divulgar secretos acerca de Michael.


La señorita Fournier dijo al jurado que había trabajado para Michael "de vez en cuando" durante doce años, explicando que se tomó unos años cuando tuvo un hijo y dejó Neverland en buenos términos, en el otoño de 2003. Su trabajo consistía en cuidar de los invitados de Michael, limpiando la casa en la que se alojaban, encargándose de la lavandería; algunas veces sirviendo la comida, y haciendo tareas básicas del hogar.



Al principio de su testimonio, Kiki le dijo al Ayudante del Fiscal del Distrito, Gordon Auchincloss, que ella no quería tener nada que ver con el caso. Desde el estrado, Kiki dejó claro que no estaba contenta por tener que encontrarse en medio de estas acusaciones, que no le gustaba estar en el centro de atención. Kiki Fournier era una madre muy trabajadora, una mujer de expresión honesta, que dijo al jurado que apreciaba su privacidad.



A Kiki se le pidió que hablara sobre las peticiones que Michael le hacía, sobre su seguridad en el trabajo, sobre si Michael había amenazado alguna vez con despedirla. Kiki dijo al jurado, que la mayoría de las veces, Michael daba órdenes directas, y que ella estaba feliz de servirle. Dijo que nunca había sido despedida, y habló sobre el orden jerárquico de Neverland. Sus jefes inmediatos eran Joe Marcus, el administrador del rancho, Jesús Salas, el administrador de la casa, y Violet Silva, la jefa de seguridad. Kiki dijo que nunca había visto a Michael despedir a nadie. Explicó que si las cosas no eran como él quería que fueran, Michael "comunicaba" sus deseos a alguien del personal.



Kiki habló sobre Frank Cascio, gran amigo de Michael, que también trabajó para él como una especie de “asistente”. Kiki no estaba segura exactamente del cargo de Frank. Solo sabía que Frank había sido parte de Neverland durante al menos diez años y aseguraba trabajar para Michael. Kiki tenía poco que decir acerca de los “asociados” de Michael, en concreto sobre las personas que le rodeaban durante la primavera y el verano de 2003. Aparte de Frank, ella también veía a Michael“bastante a menudo” con “hombres de negocios”, pero no estaba segura de cuáles eran sus cargos.



Los cuatro asociados acerca de los que Kiki tuvo que responder preguntas eran Dieter Weisner, Ronald Konitzer, Vincent Amen y Marc Shaffel; todos ellos nombrados como co-conspiradores no acusados en el caso.


Kiki recordó que estos hombres estaban en Neverland en el verano de 2003, y testificó en referencia a los preparativos de una gran fiesta de cumpleaños que se estaba organizando para Michael, con Mark Shaffel coordinando el evento. Kiki no tenía mucho que decir de la fiesta, salvo que según la política deMichael, fue, quizás, un evento sencillo. No hubo nada especial que Kiki pudiera recordar acerca de la celebración del cumpleaños de Michael: no hubo actuaciones especiales, ni invitados especiales. Kiki testificó que Michael tuvo un DJ, una tarta gigante, algunas obras de arte exhibidas en carpas, y alrededor de mil invitados.



Para Kiki, el evento significó trabajo y limpieza extra. Desde su perspectiva, las cosas no eran tan divertidas en Neverland. Siempre había un montón de trabajo que hacer y necesidades concretas que debían cumplirse. Kiki dijo al jurado que trabajaba sobre todo en los turnos de noche y explicó que el administrador del rancho, Joe Marcus, estaba a cargo de todo el personal de Neverland. Kiki dijo que quien le daba las instrucciones era Jesus Salas, la persona a la que Michael Jackson"le daba las órdenes" respecto a la casa; y describió a Michael como a una persona "detallista" a la que le gustaba que el trabajo se hiciera de "la forma en la que él quería". La gobernanta dijo que los empleados de Neverland siempre trabajaban más duramente en sus puestos de trabajo cuando Michael estaba en la propiedad.




Bajo el interrogatorio directo de Gordon Auchincloss, el cual fue arrogante con la mayoría de testigos, pero que pareció hablar más suavemente con Kiki Fournier, la gobernanta comenzó a describir al tipo de invitados que había visto en Neverland a lo largo de los años. Le dijo al jurado que los niños eran invitados a pasar la noche en casa de Michael “muy a menudo” y testificó que miles de niños visitaron Neverland durante el tiempo que ella permaneció allí; algunos con sus padres, otros sin ellos. Debido a la insistencia del Ayudante del Fiscal, describió Neverland como un entorno permisivo, un ambiente en el que se consentía que los niños se portaran mal, especialmente si sus padres no estaban con ellos.



Al describir los tejemanejes de Neverland, Kiki dijo que los niños podían comer dulces, ver videos, montar en las atracciones, jugar con videojuegos y permanecer levantados hasta tan tarde como quisieran. Kiki explicó que en realidad no había normas en Neverland, diciendo al fiscal que no había ninguna disciplina digna de mención. A los oyentes de la sala, la impresión que les quedó fue la de que Michael no quería reprender a los niños.



El fiscal estaba dibujando un retrato que hacía parecer a Michael un adulto poco educativo, irreflexivo. Y esta idea estaba calando en su mayor parte, hasta que Kiki comenzó a añadir sus propias observaciones acerca de que Michael se enfadaba si los niños “hacían demasiado ruido” en la mesa. Kiki dijo al jurado que había ciertas ocasiones en las que Michael les decía que se comportaran. Por ejemplo, no permitía guerras de comida en la cena, y no permitía guerras de dulces en la sala de cine, y pequeñas cosas por el estilo.



En líneas generales, Kiki admitió que le parecía que Michael daba a los niños mucha libertad. Indicó que los niños tenían"carta blanca" para hacer lo que les apeteciera en Neverland. A menudo, Kiki pensaba que los niños que se quedaban en Neverland eran ruidosos y "alborotadores". Testificó que a los que pasaban la noche allí se les solía alojar en la casa de invitados, pero, dado que tenían libertad para recorrer toda la propiedad, normalmente preferían dormir con Michael en su habitación.



Kiki describió sus interacciones con los niños, los cuales eran los invitados preferidos de Michael, pero parecía reacia a testificar, manteniendo sus ojos apartados de la superestrella. Cuando se le preguntó si había notado "un cambio" en los niños que se relacionaban con Michael, Kiki admitió que, en su opinión, los niños parecían cambiar cuando estaban alrededor de Michael.



“Cuánta más libertad conseguían imponer”, dijo Kiki, "más y más salvajes se volvían, y de alguna forma, destructivos”. La gobernanta explicó que este tipo de cambio en el comportamiento no era inusual, y que era algo de lo que también se dio cuenta respecto a Gavin y Star Arvizo, a quienes llegó a conocer cuando eran los invitados del Sr. Jackson en la primavera de 2003. Kiki testificó que cuando los Arvizo llegaron por primera vez a Neverland, Gavin y su hermano eran "muy educados", pero dijo que después de un tiempo, su comportamiento fue peor.



Cuando se le preguntó a Kiki si Michael "escogía" o no a determinados invitados sobre los que focalizar su atención, la gobernanta detalló una lista de chicos que incluía a Gavin Arvizo, Brett Barnes, Aldo Cascio, Wade Robson, Jimmy Safechuck, Jordie Chandler y Macaulay Culkin. Kiki dijo al jurado que la lista de muchachos con los que Michael tenía amistad, con quienes formó un "vínculo especial", eran todos de una cierta edad, - entre diez y quince años.



Kiki Fournier testificó que vio a Michael beber alcohol durante el periodo de 2002 a 2003, declarando que su bebida preferida era el vino, y en algunas ocasiones el vodka. A pesar de que nunca había visto a Michael sirviendo alcohol a un menor, la gobernanta dijo al jurado que fue testigo de ver a algunos niños en torno a Michael que parecían estar ebrios. Kiki recordó una cena en septiembre de 2003, en la que Michael estaba a la mesa con cuatro o cinco chicos, tres de los cuales, ella “creyó” que estaban ebrios.



Por supuesto, Kiki no podía estar segura de que los chicos estuvieran bebiendo alcohol. Aseguró a los presentes de la sala que no les sirvió alcohol a ninguno de ellos. Kiki quería que el jurado supiera que ella no estaba a cargo de controlar a los chicos, que no los vigilaba y que no los había visto consumir alcohol. Cuando Kiki matizó su respuesta, Mesereau objetó el testimonio por especulativo
©, y el Juez lo aceptó.


__________________________

© Objeción – Especulación: Hay dos tipos. 1) Cuando el abogado que interroga al testigo, plantea la pregunta de tal modo que le induce a especular. 2) Cuando el abogado plantea correctamente la pregunta, pero el testigo especula por sí mismo acerca de hechos que no conoce. Este último caso es el que Mesereau objetó.

El Juez Melville advirtió al jurado que no tuviera en cuenta el testimonio acerca de que los niños hubieran podido estar ebrios durante esa cena con Michael, ya que por un lado, el incidente que Kiki estaba contando, había ocurrido después de que los Arvizo se hubieran ido de Neverland, hacía ya unos meses. Pero por otro lado, y aún más importante, cuando a Kiki, sentada frente al jurado, se le pidió que recordara cualquier otro incidente donde le pareciera que los niños estaban bebiendo alcohol con Michael Jackson, Kiki no pudo recordar ningún episodio específico, del que pudiera decir con certeza, que cuando los niños estaban con Michael, en realidad estaban ebrios.



Los chicos se volvieron salvajes e hiperactivos. Puede ser que a veces le parecieran estar ebrios. Pero Kiki no podía ofrecer ninguna prueba. La gobernantano pudo corroborar las acusaciones del fiscal.




En el contra-interrogatorio, Mesereau le preguntó a Kiki acerca de una joven y frecuente invitada de Michael, Marie Nicole Cascio, la hermana pequeña de Frank Cascio, quien pasó una gran cantidad de tiempo en Neverland. El jurado se enteró de que Marie Nicole era alguien que pasaba mucho tiempo en el dormitorio de Michael. Marie Nicole estaba casi siempre allí con sus hermanos, Aldo y Frank, y se quedó en Neverland durante el mismo periodo que los niños Arvizo estuvieron allí.



Aunque Marie Nicole era alguien a quien los fiscales convenientemente olvidaron mencionar, Kiki describió a la familia Cascio -Frank, Marie Nicole y Aldo- como "invitados habituales" de Michael. Ésta era una familia que pasaba mucho tiempo en Neverland, que habían pasado las navidades con Michael, y habían estado “muy cerca” de él a lo largo de los años. Como Kiki recordó, Michael pasaba más tiempo con la familia Cascio que con la familia Arvizo, -lo cual era algo que ya notó durante la época de las visitas de los Arvizo.



En cuanto a otros niños, Kiki habló acerca de los autobuses llenos de muchachos que visitaron Neverland durante los doce años que ella pasó allí, describiendo a miles de niños que llegaban a Neverland desde las zonas deprimidas de la ciudad, los cuales iban para pasar un día de pura diversión y entretenimiento; por lo general, con sólo unos pocos adultos acompañando a grupos grandes. Kiki dijo que su trabajo no era supervisar a estos niños, -su trabajo consistía en limpiar y servir.



Al igual que ocurría con cada niño que visitaba Neverland, Kiki reveló que los muchachos de los suburbios se volvían locos y revoltosos, especialmente cuando veían a los elefantes venir caminando por la propiedad y cuando los dejaban libres en el parque de diversiones. Kiki dijo al jurado que la mayoría de los chicos "se volvían locos" en las atracciones, se lanzaban chucherías y actuaban como lo haría cualquier niño.



Kiki también testificó que, en su mayor parte, los grandes grupos de niños que visitaban Neverland no tenían la oportunidad de conocer a Michael. Algunas veces estaba disponible para jugar con ellos, pero debido a que Michael permitía a los niños visitar su casa durante todo el año, incluso cuando él no estaba en la propiedad o cuando estaba ocupado, excusaba el que no se pudiera producir el encuentro “en persona”.



En cuanto a las relaciones de la superestrella con sus asociados, Kiki admitió que en realidad no estaba muy segura de los cargos que ocupaban Ronald Konitzer y Dieter Weisner; tampoco estaba segura de lo que Frank Cascio o Marc Shaffel hacían con Michael Jackson. Kiki no podía aportar ninguna luz acerca de los asociados de Michael. Ella tenía la impresión de que trabajaban para él, pero no podía estar segura. Kiki solo podía describirlos como "hombres de negocios".



Ella pensaba que estos hombres podían ser algún tipo de “promotores”, pero era evidente que no tenía ningún tipo de conocimiento de primera mano sobre lo que estas personas tenían que ver con el trabajo de Michael. Lo único que Kiki podía recordar era que Dieter tenía un muñeco de porcelana de tres pies de altura, a imagen de Michael Jackson.



Kiki recordó que el muñeco se había roto, y ella se ofreció para arreglarlo, pero Dieter le explicó que no era necesario que lo pegara porque había “muchos, muchos más de dónde lo trajo”. Kiki tuvo la impresión de que Dieter tenía un negocio para fabricar “muñecos de Michael Jackson”, aunque no estaba segura del lugar en el que se ubicaba esta empresa, e incluso ella no sabía si Michael era consciente de que este negocio existiera.



A excepción de Frank Cascio, del cual ella pensaba que estaba "intentado entrar en el negocio de la música", Kiki describió a los hombres que estaban alrededor de Michael -Dieter Weisner, Ronald Konitzer y Marc Shaffel- como personas que daban la impresión de que “aparecían y desaparecían” sin decir mucho. Ella no tenía conocimiento de las empresas o asociaciones de negocios que estos hombres tuvieran realmente con Michael. A su parecer, todos ellos tenían una alta opinión de sí mismos por el mero hecho de “girar en torno” a Michael. En concreto, ella pensaba que Marc Shaffel era "un oportunista".



"Él, [Shaffel] era uno de los muchos ‘oportunistas’ con los que usted se tropezó mientras trabajaba en Neverland, ¿es cierto?", preguntó Mesereau.

"Sí", dijo Kiki.

"Ahora bien, cuando Dieter hablaba con Michael, usted no sabe lo que le decía, ¿verdad?”.

"No".


Kiki no sabía nada acerca de lo que estos hombres pusieran o no en conocimiento de Michael. Por la forma en que Mesereau planteó sus preguntas, parecía probable que las personas que rodeaban a Michael -sus “asociados”- no estuvieron necesariamente actuando con el pleno conocimiento o la cooperación de Michael. Kiki dijo al jurado que, con excepción de Frank, estos hombres aparecían de vez en cuando, para luego desaparecer; recordando que sus visitas eran "imprevisibles".



A pesar de que trabajó en Neverland durante tantos años, Kiki no parecía saber mucho acerca del ser interior de Michael Jackson. Por supuesto, el trabajo de Kiki sólo consistía en conocer pequeños detalles acerca de él, como en qué momento estaría utilizando la sala de cine, o en qué momento necesitaría que se encerase el suelo. Ella sentía admiración por la superestrella, pero incluso después de haber pasado tantos años a su alrededor, Kiki fue incapaz de acceder al lado creativo de Michael. Ella lo observaba todo el tiempo, pero nunca lo llegó a conocer. Respecto a cuáles eran las cosas que lo motivaban, todo lo que ella podía decir era que sabía que a Michael le gustaba estar a solas con sus pensamientos creativos.



Durante años, Kiki había visto a Michael entrar a su estudio de baile y trabajar en coreografías y música. Kiki había visto a la superestrella caminando en solitario alrededor de la propiedad, paseando él sólo en la oscuridad de muchas noches, o subiendo a su árbol especial. Pero Michael siguió siendo siempre un enigma.



A medida que testificaba, el jurado supo que Michael no controlaba los detalles de la vida diaria de Neverland. Viajaba mucho y a veces estaba fuera durante varios meses seguidos. Lo que quedó claro fue que Michael había establecido Neverland de modo que pudiera ser manejada por varios empleados de antigüedad. En un momento dado, había de cincuenta a sesenta personas trabajando en su casa con tareas específicas -el cuidador del zoo, la patrulla de seguridad, el departamento de bomberos, el personal de la casa, los cocineros-, la lista era larga. Cada uno de ellos informaba al administrador del rancho y tenían poco contacto con el propio Michael.



Kiki dijo al jurado que incluso si había un problema o un incidente en Neverland, los miembros del personal no acudían a informar a Michael al respecto. Su asistente desde hacía mucho tiempo, Evvie, su niñera de confianza, Grace, y su administrador del rancho, Joe, eran las únicas personas que tenían acceso inmediato a Michael. Y además, cada una de estas personas de confianza, hacía nuevos informes, los cuales acababan desvirtuados, manteniendo a Jackson alejado de lo que realmente acontecía en su casa.


Cuando Tom Mesereau le hizo un aluvión de preguntas a Kiki Fournier, referidas a su anterior testimonio, Kiki confirmó que la superestrella tenía "una relación familiar" con el conjunto de los Cascio -Frank, Marie Nicole y Aldo, así como con sus padres. En cuanto a los otros chicos que Kiki había mencionado -Jimmy Safechuck, Jordie Chandler y Wade Robson- el jurado descubrió que todos estos jóvenes amigos de Michael visitaron Neverland con sus familias.



Mesereau señaló un punto importante al preguntar a Kiki si recordaba que Jimmy Safechuck se había casado en Neverland, pero Kiki no parecía tener conocimiento acerca de eso. La gobernantasabía, no obstante, que toda la familia de Macaulay Culkin iba de visita a menudo, que las familias de otras celebridades también iban de visita, incluyendo a la familia de Marlon Brando, la familia de Tommy Hilfiger y la familia de Chris Tucker. Kiki no podía recordar a todos los amigos famosos de Michael, pero sabía que le visitaron muchos jugadores de baloncesto famosos. Además, mencionó ver a Elizabeth Taylor y a Chris Rock en la propiedad.




Kiki habló de los diversos eventos que Michael celebró en Neverland; ella, a menudo, servía y limpiaba en bodas, fiestas de cumpleaños, y otras ocasiones especiales. A medida que el jurado la escuchaba, se enteró de que la superestrella era muy generosa con su hogar, permitiendo a los invitados recorrer libremente la casa principal para echar un vistazo a sus obras de arte y a sus antigüedades, permitiendo a la gente acceso libre a su mundo privado. Incluso si la fiesta se celebraba en otra parte de la propiedad, siempre que un invitado pedía hacer un recorrido por la casa principal, la solicitud era concedida. Kiki dijo que pensaba que Michael era demasiado generoso y demasiado bueno con sus visitantes.



Describió a Michael como a un "niño grande" al que le gustaba subir en las atracciones y comer montones de chucherías con los niños que visitaban Neverland. Dijo al jurado que Michael parecía disfrutar jugando con los niños, que parecía disfrutar de la totalidad del espíritu de Neverland. Cuando Mesereau trajo nuevamente a colación el tema de la bebida, Kiki dijo que en todo el tiempo que trabajó en el lugar, en un lapso de más de doce años, nunca había visto a Michael Jackson darle ningún tipo de bebida alcohólica a un niño. Cuando se hizo hincapié en el tema, la gobernanta no pudo decir con sinceridad que hubiera visto a los niños Arvizo ebrios en la propiedad.



Como ella misma testificó, Kiki describió una donación de sangre que Michael promovió para Gavin en algún momento de 2002, usando Neverland para ayudar a recaudar dinero para la familia Arvizo. Kiki habló al jurado acerca de lo contenta y sorprendida que estaba en la primavera de 2003 “por ver a Gavin volver a la vida”, después de haber conocido inicialmente a un "chico frágil y débil".



Kiki Fournier confirmó que durante el período entre febrero y marzo de 2003, cuando el clan Arvizo se alojó en Neverland durante varias semanas, la recuperación de Gavin parecía ser completa. Por la expresión en el rostro de Kiki, se diría que en opinión de la gobernanta, la renovada salud de Gavin, era nada menos que un milagro.



“Está bien, ¿alguna vez vio a la familia Arvizo paseando en una limusina?”, preguntó Mesereau.


"Sé que algunas veces los llevaron en vehículos del Sr. Jackson", dijo Kiki.

"De acuerdo. Describa los vehículos, si puede".


“Rolls-Royces. Sé que él lleva un Navigator azul. Así que ellos podían utilizar el resto de coches”.


"¿Conocía usted que estos chicos [los Arvizo] exigieron que los llevaran a distintos lugares en esos vehículos?”, preguntó Mesereau.


“Yo no sé nada de eso”.

“Muy bien. ¿Usted veía muy a menudo a la madre [Arvizo]?”.

“No. No tanto como eso. Ella se quedaba casi siempre en la casa de invitados”.

“¿Alguna vez la vio en la sala de cine?”.

“No puedo recordar si la vi en la sala de cine o no”, dijo Kiki.

“¿Qué hay de la casa principal?”, apuntó Mesereau.

"Sí".



Kiki recordó que Janet Arvizo pasó mucho tiempo en la casa principal, que normalmente la veía cenando en la zona de la cocina por la noche, y también la veía allí tomando el desayuno por la mañana.



“De acuerdo. Ahora, usted ha indicado que hubo ocasiones en las que cocinaba para la familia Arvizo, ¿verdad?”.

“¿Yo cocinaba para ellos? No me acuerdo”.

“¿Recuerda a Star sacándole a usted un cuchillo en la cocina?”.

"Sí".

“Y cuando Star le sacó un cuchillo en la cocina, ¿usted estaba preparando la comida?”.

"Estaba lavando los platos", explicó Kiki.

“Está bien. ¿Y él estaba tratando de cocinar?”.

"Sí".

"¿Y eso iba contra las normas?".

“Bueno, es solo que en realidad no es prudente tener a un niño allí, cocinando con todo el mundo; debido a que es un niño,¿entiende?”, dijo Kiki. “Además, tú tienes tareas que debes hacer, tú estás trabajando”.



Cuando las preguntas se volvieron más agudas, Kiki estuvo titubeando y tartamudeando, tratando de evitar decir algo que pudiera hacerla parecer estúpida. No estaba cómoda al ser interrogada acerca de Star Arvizo jugando con un cuchillo. Ella no había querido cooperar con los fiscales y no quería divulgar cosas personales sobre sí misma. Kiki Fournier no quería decir más de lo que ya estaba obligada a decir.



Durante su testimonio directo, Kiki dijo que "pensó" que los chicos Arvizo estaban bebidos en Neverland; sin embargo, en el contra-interrogatorio, tuvo que admitir que había visto la puerta de la bodega desbloqueada y abierta en numerosas ocasiones. Con la gráfica descripción por parte de Kiki de la puerta de la bodega abierta, -una puerta situada en la sala de juegos, fuera del alcance de la mayoría del personal de la casa-, Mesereau había plantado una semilla en la mente de losmiembros del jurado. Era muy posible que los chicos Arvizo hubieran accedido por sí mismos al escondite secreto de Michael.



Kiki deseaba explicar que su trabajo no era vigilar la bodega. Quería que el jurado supiera que su ocupada vida y su frenético calendario le impidieron preocuparse demasiado por los chicos Arvizo. Sin embargo, cuántas más justificaciones daba, más evidente se hacía que los niños Arvizo vagaban libremente por todo Neverland, que se portaban mal y que se aprovechaban de la situación.


Kiki puso excusas por no haber prestado una estricta atención a los chicos Arvizo. Dijo que a tiempo parcial, ella era una estudiante universitaria en la primavera de 2003, y explicó que además tenía mucho trabajo que hacer en Neverland, que tenía tareas específicas que realizar y que estaba demasiado ocupada para preocuparse por cada pequeño movimiento de los Arvizo.



Gracias a la lista de preguntas intencionales por parte de Mesereau, las respuestas de Kiki no solo fueron haciendo que la familia Arvizo pareciera ingrata, sino que estaban empezando a hacer que pareciera un poco conflictiva. Por ejemplo, Kiki declaró que vio con asiduidad a los niños Arvizo cenando en la mesa del comedor con los chicos Cascio, y que a veces, Janet se unía al grupo. Sin embargo, señaló que con gran frecuencia, Michael no estaba presente para sentarse a comer, que él no estaba alrededor de los niños Arvizo tanto como ellos habían podido sugerir.




Kiki describió una zona de taburetes que Michael tenía anexada a la cocina, donde se podía pedir comida en cualquier momento del día, y en la que se incluía una pizarra de menús enumerando los “especiales” del día, así como personal preparado para servir los caprichos de cualquiera. La cocina de Michael estaba abierta para sus invitados, las veinticuatro horas al día. Kiki dijo que los huéspedes tenían libertad para pedir un menú de tres comidas de entre las nuevas que se listaban a diario, o para ordenar pedidos especiales. Los invitados eran libres para servirse ellos mismos roscas glaseadas ymuffins caseros, y dijo que Jackson reservaba grandes refrigeradores que se surtían con bebidas de todo tipo, zumos frescos, agua embotellada y vino. Recordó que los niños Arvizo se apresuraban a servirse ellos mismos todo lo que querían.



"Aproximadamente dos semanas antes de que los Arvizo se hubieran ido para siempre, usted se dio cuenta de que la habitación de Gavin y Star estaba constantemente sucia, ¿verdad?", preguntó Mesereau.

"Sí".

“Y eso le indicaba a usted que ellos se alojaban en esa habitación, ¿no?”.

"Creí que sí. Pero no sé si se alojaban allí o no”.

“Pero hubo un periodo en el que usted solía ver que su habitación era un desastre, ¿cierto?”.

"Sí, quiero decir, eran descuidados. Y hacia el final, su habitación estaba… las cosas estaban rotas y era un caos”.



Kiki tuvo que admitir que la habitación de los chicos Arvizo era tal desastre que ella y otra gobernanta, Maria, decidieron informar verbalmente al administrador de la casa. Kiki dijo al jurado que los chicos la dejaron “hecha polvo”, que su habitación estaba “simplemente destrozada”.



"Por favor, dígale al jurado cómo la destrozaron, si usted lo sabe", pidió Mesereau.

"No puedo decir con seguridad qué ocurrió, pero había algo derramado. Había cristales rotos. El frigorífico también era un desastre. Cada habitación tenía su propio frigorífico, y estaba todo desparramado, -simplemente parecía como si alguien hubiera entrado allí como un tornado".



Kiki dijo que no habló con los chicos acerca de esto porque "no era su cometido" hacerlo. Contó que se dirigió al administrador de la casa, Jesús Salas, y presentó una queja porque los chicos Arvizo habían dejado comida y basura por toda la habitación, y habían roto varias cosas. Al parecer, habían movido los muebles de lugar, habían derramado bebidas por todas partes y habían roto algunos vasos de vino.



Antes de que abandonara el estrado, el Fiscal del Distrito le preguntó a Kiki Fournier si pensó que Star Arvizo estaba bromeando cuando le sacó el cuchillo en la cocina. Kiki dijo que sintió que el propósito era una broma, pero aclaró que Star estaba "tratando de imponer algún tipo de autoridad" sobre ella. Indicó que los chicos Arvizo eran maleducados y destructivos.



Los presentes en la sala quedaron atónitos cuando oyeron que Star Arvizo molestaba a la gobernanta de Michael. La gente estaba adquiriendo una nueva perspectiva sobre los Arvizo, y con cada nuevo testigo, Mesereau sacaría a relucir más evidencias convincentes, centrándose en el escandaloso comportamiento de estos huéspedes tan particulares.



Aunque no se informó de ello en las noticias diarias acerca del juicio, parecía que Michael Jackson fue la última persona en saber qué estuvieron haciendo los niños Arvizo en Neverland. Y en cuanto a las acusaciones de que los Arvizo hubieran estado cautivos en la propiedad, Kiki Fournier testificó que Neverland no tenía vallas altas que rodearan ningún lugar de la propiedad. La gobernantase rió de la idea de una conspiración, diciéndole al jurado que cualquiera podía salir libremente de Neverland en cualquier momento. No había ninguna valla o puerta efectiva que rodeara Neverland. En su opinión, la idea de que los Arvizo pudieran sentirse prisioneros allí era absolutamente ridícula.






FIN DEL CAPITULO 12







"LETS HEAL THE WORLD TOGETHER, THIS IS MY DREAM..."

Admin-Dulce
Administradora
Administradora

Mensajes : 4289
Puntos : 5179
Fecha de inscripción : 11/02/2010
Edad : 49
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: DESDE EL 16 DE FEBRERO: LA VERDAD SOBRE MICHAEL JACKSON

Mensaje por Admin-Dulce el Miér Mayo 23, 2012 9:42 pm


3º VIDEO DE MJsAGELS

HISTORIA NO CONTADA DE NEVERLAND



Este video fue traducido y subtitulado por dos hideouters, Vicky82 y Wanyllo, a quienes queremos dar las GRACIAS por su esfuerzo.

GRACIAS a Wanyllo por habernos concecido su permiso para añadirlo a nuestro trabajo, por su empatía y sus rápidas respuestas.

El trabajo de MJsANGELS en este video se reduce a las explicaciones fuera del video propiamente dicho y al montaje del conjunto.

Larry Nimmer, autor de este video, fue contratado por la defensa de Michael Jackson para hacer un documental en el que mostrar durante el proceso judicial, el verdadero Neverland.

La familia Arvizo, entre otras cosas, acusaba al Sr. Jackson de tenerlos secuestrados dentro de la propiedad. El documental de Larry Nimmer muestra que Neverland es una finca que no posee altas vallas, imposibles de saltar.

La familia Arvizo, también afirmó que durante su "encierro", se les privaba de saber qué hora era. El documental de Larry Nimmer muestra que Neverland está plagado de relojes, tanto dentro de las instalaciones como fuera de las mismas.

Más tarde, Larry Nimmer obtendría un permiso del Juez para poder sacar a la venta un nuevo video, basado en éste que hizo para el juicio. Éste nuevo video es el que mostramos aquí. En él, Larry Nimmer añadió secuencias muy importantes, como parte de la entrevista de Gavin Arvizo con los policías. Gavin narra los abusos que nunca ocurrieron, con indiferencia y más centrado en beber un zumo/batido/refresco que en unos hechos que de haber ocurrido, deberían haber sido traumáticos.

Además, los comentarios de los policías le animan a denunciar.

Los miembros del jurado vieron en esta entrevista que la actitud de Gavin no era la de una persona que hubiera sufrido un abuso.

Según avanzaba el proceso judicial, las pruebas como ésta aportadas por la defensa, y la actitud de Gavin y su familia, fueron dando al jurado la visión de que se estaba juzgando a un hombre inocente.




PARA VER EL VIDEO, PINCHAD ABAJO:


MJsANGELS - HISTORIA NO CONTADA DE NEVERLAND, 1/4

MJsANGELS - HISTORIA NO CONTADA DE NEVERLAND, 2/4

MJsANGELS - HISTORIA NO CONTADA DE NEVERLAND, 3/4

MJsANGELS - HISTORIA NO CONTADA DE NEVERLAND, 4/4







"LETS HEAL THE WORLD TOGETHER, THIS IS MY DREAM..."

Admin-Dulce
Administradora
Administradora

Mensajes : 4289
Puntos : 5179
Fecha de inscripción : 11/02/2010
Edad : 49
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: DESDE EL 16 DE FEBRERO: LA VERDAD SOBRE MICHAEL JACKSON

Mensaje por Admin-Dulce el Miér Mayo 23, 2012 9:44 pm


4º VIDEO MJsANGELS

CELEBRACIÓN DEL CUMPLEAÑOS DEL SR. JACKSON EN NEVERLAND, 13 SEPT 2003



En el año 2003, el Sr. Jackson celebra su cumpleaños en Neverland.

Aprovecha la ocasión para entregar un cheque a tres organizaciones benéficas.

Una de ellas es Make a Wish.

Esta fundación consiste en que los niños gravemente enfermos, pueden pedir un deseo. El Sr. Jackson participaba desde hacía años con esta fundación. En muchas ocasiones abrió las puertas de su hogar para recibir autobuses llenos de niños, con el fin de pasar un día de diversión en Neverland.

Al mismo tiempo, el conocido presentador y cómico de televisión, Jay Leno, participaba también con esta fundación. El cometido de Leno no consistía en tener un contacto directo con los niños enfermos. Cuando un niño tenía un deseo relacionado con Jay Leno, la fundación se ponía en contacto con él y le daba el teléfono del pequeño. Leno le telefoneaba, charlaba un rato y en alguna ocasión le enviaba algún regalo, como una gorra de béisbol, por ej. Esa era toda su implicación, como se ve, totalmente diferente a la del Sr. Jackson, quien accedía a recibir a los pequeños, sus familiares y cuidadores en su casa, con todos los gastos pagados, muchos de los cuales, tenían la oportunidad única de conocerle en persona.

En una ocasión, Leno recibió la llamada de un niño que le dijo que quería ser cómico como él, que le admiraba mucho, que deseaba conocerle en persona. Este niño era Gavin Arvizo.

En primer lugar, le dejó muchos mensajes en el contestador. Mensajes que Jay Leno no contestó. Algo no le encajaba. Era la propia fundación la que siempre llamaba a Leno y le daba el número de teléfono del niño al que debía llamar y charlar con él unos minutos para hacerle felizl. Pero en este caso, sin mediar la fundación, fue el propio niño el que le telefoneó a él. Y eso no le dio una buena sensación.

Finalmente y tras muchos mensajes de Gavin dejados para él, Jay Leno habla con el niño por teléfono. Le anima con su enfermadad, le dice que todo saldrá bien y se despide. Sin embargo, Gavin sigue llamando y llamando. La impresión de Leno, cada vez, se vuelve más negativa. En el proceso contra el Sr. Jackson declaró que tenía la impresión de que Gavin estaba leyendo un guión que un adulto le había escrito, que no le parecía la actitud de un niño y que oía a su madre por detrás hacerle indicaciones.

Todo esto le dio mala espina y por tanto, solicitó a la fundación que este niño no volviera a telefonearle jamás.

A pesar de haber tenido esta experiencia con los Arvizo, desde el momento en que el Sr. Jackson fue acusado por ellos y hasta el final del juicio, Jay Leno se burló de Michael Jackson, noche tras noche, desde su programa de televisión, visto por millones de norteamericanos.

No solo se burló de él, sino que contribuyó de manera activa a hacer creer a su público, que Jackson era culpable de las acusaciones de abuso. Y lo hizo, a pesar de que él había tenido una experiencia negativa con sus acusadores. Como él mismo dijo durante su testimonio en el estrado, "sentí que eran unos oportunistas".




PODÉIS VER EL VIDEO AQUÍ:


MJsANGELS- CELEBRACION DEL CUMPLEAÑOS DE MICHAEL JACKSON - 13 SEPT 2003







"LETS HEAL THE WORLD TOGETHER, THIS IS MY DREAM..."

Admin-Dulce
Administradora
Administradora

Mensajes : 4289
Puntos : 5179
Fecha de inscripción : 11/02/2010
Edad : 49
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: DESDE EL 16 DE FEBRERO: LA VERDAD SOBRE MICHAEL JACKSON

Mensaje por Admin-Dulce el Miér Mayo 23, 2012 9:48 pm


5º VIDEO DE MJsANGELS
NEVERLAND, ¿UN LUGAR SINIESTRO?




Antes de que se celebrara el proceso judicial de 2005, muchos años antes, un Fiscal xenófobo y tal vez, con pretensiones sobre la propiedad de Neverland, venía tratando de demostrar que el rancho era un lugar siniestro. Un "cebo" para atraer a los brazos de un pedófilo a cientos de niños inocentes.


Durante años, le fue imposible que el Gran Jurado tuviera esa visión acerca del Sr. Jackson y de Neverland.

Hasta que en aparecieron los Arvizo con sus falsas acusaciones.

Durante el juicio por este caso, Tom Sneddon trató de probar infructuosamente que Neverland era un paraiso para la delincuencia, con el peor de los delitos, el abuso sexual infatil.

En este video podemos observar el Neverland que los miembros del jurado y todo el mundo vieron; éste es el Neverland que Tom Sneddon no quiso ver.




PARA VER EL VIDEO, PINCHAD ABAJO:


MJsANGELS- NEVERLAND, ¿UN LUGAR SINIESTRO? - 1/2

MJsANGELS- NEVERLAND, ¿UN LUGAR SINIESTRO? - 2/2







"LETS HEAL THE WORLD TOGETHER, THIS IS MY DREAM..."

Admin-Dulce
Administradora
Administradora

Mensajes : 4289
Puntos : 5179
Fecha de inscripción : 11/02/2010
Edad : 49
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: DESDE EL 16 DE FEBRERO: LA VERDAD SOBRE MICHAEL JACKSON

Mensaje por Admin-Dulce el Miér Mayo 23, 2012 9:50 pm





Cuando el Papa Juan Pablo II continuó deteriorándose, incapaz de celebrar la Misa de la Vigilia de Pascua en Roma, los equipos de los medios de comunicación empezaron a abandonar Santa Maria. Dejando un enorme hueco en la parte delantera del Palacio de Justicia, los miembros de la prensa habían comenzado su viaje al Vaticano, ansiosos por capturar los pensamientos y preocupaciones por el Papa Juan Pablo II, a quien los ojos del mundo estaban mirando vueltos en oración.



De regreso al Palacio de Justicia de Santa Maria, con menos medios cubriendo el juicio de Jackson, las oraciones de los fans se volvieron más importantes que nunca para él. En cuanto a la expresión de Michael mientras examinaba a la multitud, se podía desprender que la superestrella necesitaba ver esa solidaridad. Jackson había sido objeto de ataques durante tanto tiempo, -que se hizo dolorosamente obvio que necesitaba gente a su favor. El concepto de que Michael estuviera rodeado de muñecos caracterizados en su casa, la noción de que no pudiera relacionarse con personas "reales", ciertamente no representaba ningún apoyo en la gigantesca necesidad de Michael por sentirse amado. La estrella del pop extendía cada día la mano hacia sus fans, -sonriendo y sosteniendo un signo de la victoria hacia ellos.




A medida que el juicio penal continuaba, Michael comenzó a sufrir un sutil agotamiento físico. Sus fans le transmitían una sensación de esperanza mientras él luchaba a través de la tormenta legal. Sin embargo, los medios que aún permanecían allí para informar acerca de Jackson, se centraron en la posibilidad de que el testimonio de sus anteriores acusadores pudiera ser admitido en el juicio. Más que nunca, Michael necesitaba sentir la energía de la gente que se preocupaba por él. Parecía que sus fans eran tan importantes para él como su familia, y ambos grupos estaban indignados por la humillación pública de Michael. Sus fans, incluso más que su familia, estaban furiosos porque Michael estuviera siendo juzgado tan duramente.



En medio del caos, Michael parecía estar más cerca de sus fans de lo que nadie podría haber imaginado. Sin duda, él dependía de Tom Mesereau y de su equipo de Defensa, pero, en definitiva, la fuerza de Michael provenía de la gente que lo amaba y que lo admiraba por su trabajo a lo largo de su vida.



Los fans incondicionales, personas que acampaban al otro lado de las vallas que rodeaban el Palacio de Justicia y gente que acampaba a las puertas de Neverland, se habían vuelto enormemente importantes para el estado mental de Michael. Eran desconocidos, pero para Michael, eran las personas que lo habían apoyado durante toda su vida. El escenario era todo lo que él siempre había conocido en realidad.


Los fans resistieron el camino con Michael, a través de su peor suplicio público.



Sus pósters cubrían las calles, y en sus equipos sonaba la música de Michael. Canciones del álbum "HIStory" o canciones de "Thriller", podían oírse cada día, por lo que incluso en medio de todo el tumulto reinante, la música de Michael prevalecía. Muchos de los fans habían estado siguiendo la historia de los cargos de presunto abuso sexual desde el momento en que aparecieron por primera vez en 1993 y sentían que los tabloides, los rumores y la "gente mala" que buscaba dinero, se habían aprovechado de Michael. Algunos habían recortado fragmentos de noticias de las acusaciones de 1993, y las llevaron a la Corte para argumentar acerca de lo injustos que habían sido los medios con Michael durante décadas. Hubo fans que trataron de convencer a la prensa de que Michael era victima de una conspiración, que los tabloides y los avariciosos habían conspirado con Sony para destruir a Jackson, incluso mucho antes de que comenzara el juicio en Santa Maria.



Ningún otro artista podía haber atraído a gente de condición tan distinta: todos los credos, razas y nacionalidades estaban presentes. Gentes de todas las edades y confesiones religiosas habían volado a su lado y se habían consagrado a Michael.Los fans que estaban allí crearon una sinergia que era innegable. Pero los medios pensaron que los fans de Jackson estaban desubicados.


Mientras millones de personas en todo el mundo se preguntaban si Michael era culpable, los fans reunidos frente al Palacio de Justicia reflejaron rabia en sus ojos cuando supieron de la pornografía presentada por los fiscales para tratar de desprestigiar a la estrella. Ellos regalaban camisetas en apoyo de Michael, con imágenes de la superestrella estampadas en sus espaldas, cantando los mensajes impresos:


"Ey, Ey, estamos aquí para quedarnos. No nos moverá… toda esta prensa negativa. Ey, Ey, la hipocresía nunca fue amiga mía. Vosotros comercializáis, victimizándoos, para engañar a la opinión", coreaba la gente. “Se supone que Estados Unidos es… la tierra prometida, rebosante de igualdad. Michael Jackson debe ser tratado con dignidad. Él es parte de la humanidad... es de carne y hueso, como tú y como yo... Dejad de ser codiciosos usando a Michael como a una mercancía, tratando de vender vuestra filosofía”.



Conforme los fans se volvían más ruidosos, los ayudantes del sheriff que rodeaban el Palacio de Justicia continuaron aumentando sus medidas de seguridad. Sin embargo, ni su arsenal de armas y tácticas, pudo evitar que Michael tuviera un grupo unido de fans, con nuevas personas que seguían llegando cada semana, ondeando banderas de países de todo el mundo.



Cada día, la estrella emergía de su monovolumen vistiendo un intenso traje y corbata, luciendo un alucinante chaleco y brazalete a juego. Sin excepción, la presencia de Jackson motivaba a los fans para gritar de alegría. Algunas de sus fans femeninas agradecían abiertamente a Dios que tuvieran la oportunidad de ver que Michael estaba realmente bien. Otros parecían embriagados; simplemente eufóricos por su cercana proximidad a la estrella del pop.



Pero entonces, en determinados momentos, los fans se daban cuenta de que el paso de Michael carecía de energía. No había ninguno de sus animados saltos, los cuales, la gente estaba acostumbrada a ver. Las pocas personas que ganaron el sorteo para sentarse en el interior de la sala se inquietaron al ver que Michael se estremecía a menudo, sosteniendo un pañuelo de papel contra su cara -luchando por contener las lágrimas.



Algunos días, los hermanos de Michael ayudaban a escoltarle hasta el interior de la sala, y hubo momentos en que parecía como si estuviera a punto de desmayarse, como si no pudiera mantenerse en pie. Fue duro para la estrella del pop regresar a la Corte cada día para ver el desfile de personas que lanzaban acusaciones contra él.



A medida que el juicio continuó, sus hermanos, Jackie, Tito, Jermaine, Randy y Marlon, se turnaban para sentarse hasta el fin de cada agotador testimonio. LaToya y Rebbie se presentaban también en turnos, aunque no con tanta frecuencia. Por alguna razón, Janet solo apareció en la Corte dos veces -en una moción previa al juicio, cuando la familia vestía totalmente de blanco y luego, el día de los veredictos. Sin embargo, las fuentes confirman que toda la familia Jackson fue en gran medida un medio de consuelo y de apoyo para Michael durante el proceso, ayudándole entre bastidores a funcionar.



De todos sus hermanos, sin embargo, fue Randy quien jugó el papel más activo en la defensa de Michael. Fue Randy Jackson, colaborando junto con Johnnie Cochran, quien consiguió subir a bordo a Tom Mesereau como reemplazo de Mark Geragos, en un momento en que Michael necesitaba a un abogado de altos vuelos, que pudiera centrarse exclusivamente en Michael.



Por supuesto, Joe Jackson estaba allí para Michael, quizá más de lo que cualquiera hubiera esperado que estuviera, habida cuenta de que seguía volando desde lugares lejanos como Japón. Joe no fue a la Corte todos los días, pero aparecía y se quedaba durante semanas seguidas, normalmente para escuchar los testimonios más importantes.







"LETS HEAL THE WORLD TOGETHER, THIS IS MY DREAM..."

Admin-Dulce
Administradora
Administradora

Mensajes : 4289
Puntos : 5179
Fecha de inscripción : 11/02/2010
Edad : 49
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: DESDE EL 16 DE FEBRERO: LA VERDAD SOBRE MICHAEL JACKSON

Mensaje por Admin-Dulce el Miér Mayo 23, 2012 9:57 pm

Mientras estaba sentado en la sala, Joe Jackson permanecía estoico y se parecía mucho a un hombre de Estado. Él mantenía la mirada sobre las diferentes personas que estaban tratando de poner a su hijo tras las rejas, y su carácter fuerte e imponente figura parecían servir de columna vertebral a la familia. Viéndole sentado al lado de su esposa, era evidente que Joe parecía apreciar a Katherine en su corazón. Por supuesto, estaban lejos de ser dos tortolitos, pero ciertamente presentaban un frente unido. Ellos estaban muy preocupados por el bienestar de su hijo, y no permitirían que nada ni nadie les distrajera de ofrecer su apoyo a Michael.



Ni Joe ni Katherine parecían disfrutar de la multitud que rodeaba a la familia Jackson. Sobrellevaban a los fans de Michael, pero sin duda, no les gustaba la prensa. En su mayor parte, los padres de Jackson parecían estar cansados de esta atención, ansiosos por poner fin a las feas acusaciones penales en contra de Michael.




El peso del mundo estaba sobre la familia Jackson, y hacia el final del juicio, Joe, sin querer, causó un revuelo mediático, llegando a la Corte durante las deliberaciones del jurado, preguntando a la gente si había visto a Michael. Pensando que Joe Jackson sabía algo acerca de los veredictos, preguntándose por qué Joe Jackson deambulaba alrededor del Palacio de Justicia, los periodistas se arremolinaron en torno a él, prácticamente chocando los unos con los otros, en un esfuerzo por seguirle. Fue uno de esos momentos en que los medios parecen ir en estampida, todos tras el mismo objetivo, -simplemente desesperados por una historia, en un pánico y nerviosismo total. Esta situación terminó rápidamente cuando el coordinador de los diferentes medios logró aclarar la confusión. Pero en ese momento, Joe Jackson abandonó las inmediaciones del Juzgado con su aversión por los medios de comunicación aún más consolidada.



Y luego estaba Katherine, quien, a su manera tranquila y elegante, traía orden al caos que rodeaba a Michael. Siempre presente en la Corte, sin importar cuál fuera el testimonio, sin importar cómo de feas se pusieran las cosas, Katherine raramente perdió el enfoque, rara vez hizo ninguna expresión que permitiera a la gente ver cómo se sentía acerca de las intrusivas acusaciones. Katherine era una mujer, sin cuya fuerza, claramente, Michael no podía vivir.



Conforme las semanas se convertían en meses, hubo momentos en que Michael parecía desaliñado mientras estaba sentado en el tribunal. Hubo veces, por la mañana temprano, en que Michael parecía tan increíblemente débil que tenía que ser acompañado hasta la mesa de la defensa por uno de sus guardaespaldas. Sin embargo, un guiño y una sonrisa de Katherine lograrían que Michael se sentara con su espalda recta. Una inclinación de cabeza por parte de Katherine, quien miraba al jurado con ojos penetrantes, parecía traspasar el alma de Michael. No importaba cómo de mal se sintiera él, la presencia de Katherine era todo lo que Michael necesitaba para recobrar la compostura cada día, mientras se preparaba para una nueva batalla.



Una mañana, un psicólogo especializado en abusos a menores fue interrogado para testificar a favor de la Fiscalía, un señor con el nombre de Anthony Urquizo, que dijo al jurado que había estado trabajando con niños abusados desde finales de 1970. El hombre había realizado durante años trabajo clínico, estaba doctorado en psicología clínica, y había sido llamado, no para hablar de las acusaciones específicas del caso, sino más bien para ofrecer al jurado unos conocimientos sobre el"acto de preparación", que es común en los depredadores sexuales de niños.



El Dr. Urquizo explicaría que había visto a autores de estos crímenes que comenzaban teniendo una relación de amistad con un niño, y después, el criminal insertaba gradualmente “contenido sexual menor”, quizás una broma de mal gusto o un comentario sobre los pechos de una chica, pequeñas cosas que introducían a la sexualidad. Cuando el Dr. Urquizo explicó el proceso de preparación, le dijo al jurado que se trataba de algo que sucedía con el tiempo. En primer lugar, estos criminales introducían películas de clasificación R
©, a continuación, añadirían material clasificado X©, después, quizá un masaje en la espalda o algo en esa línea, todo lo cual conduciría finalmente a algo más sexual, -en última instancia, con penetración.


__________________________

© Películas Clasificadas R (Restringido. Los menores de 17 años requieren la compañía del padre o un adulto): El Comité de Calificación de EE.UU. aplica esta calificación a películas que incluyen un alto nivel de contenido para adultos, como uso excesivo de palabras soeces, violencia intensa, contenido explícitamente sexual y uso extensivo de drogas.

© Películas Clasificadas X (Ningún menor de 17 años puede verla): Originalmente llamadas “X” y en la actualidad NC-17. Esta calificación es aplicada a películas en las que el Comité considera que el contenido sexual es más intenso que en una película “R”, pero no implica algún tipo de obscenidad.

El Dr. Urquizo explicó que un depredador sexual, por lo general, comenzaría mostrándole al niño algo inocuo -una película sexy, una revista pornográfica, desensibilizando así al niño a la sexualidad- con el fin de preparar al pequeño para el sexo.



Sin embargo, cuando Mesereau contra-interrogó al experto, el jurado se enteró de que al Dr. Urquizo le habían pagado para testificar -el 90% de su tiempo- para la Fiscalía. Aunque él nunca había trabajado con el Fiscal del Distrito de Santa Barbara, el Dr. Urquizo dijo al jurado que tenía una amplia experiencia en testificar en causas penales en todo el norte de California, y dijo que la mayoría de su trabajo implicaba la evaluación de los niños y las familias como académico de la Universidad de California, en Davis.




“Usted ha publicado una gran cantidad de artículos sobre diversos aspectos de la psicología clínica, ¿correcto?”, preguntó Mesereau.

"En su mayoría relacionados con el maltrato infantil," testificó el Dr. Urquizo.

"¿Estaría usted de acuerdo en que los niños pueden hacer falsas acusaciones de abuso sexual?".

"Por supuesto".

“Y ninguno de los artículos que usted ha escrito ha tratado jamás sobre este tema, ¿cierto?”.

“Correcto. Eso no pertenece al área de investigación que yo llevo a cabo”, dijo el experto.



Mesereau quiso aclarar que, a diferencia del Dr. Urquizo, había muchas personas en la profesión de la psicología infantil que habían escrito extensamente acerca de falsas acusaciones de abuso sexual hechas por niños. El abogado defensor mencionó algunos conocidos casos criminales de California, que implicaban a menores que hicieron falsas acusaciones de abuso sexual. Mesereau describió específicamente un caso en Bakersfield, donde los niños declararon que fueron abusados sexualmente, donde los adultos fueron condenados, y luego, diez años más tarde, esos mismos niños admitieron que las acusaciones habían sido falsas.



Mesereau también citó el caso de McMartin Preschool, un juicio famoso del condado de Los Angeles, en el que los niños involucrados hicieron falsas afirmaciones de abuso sexual, que posteriormente fueron descubiertas públicamente. Pero, el Dr. Urquizo dijo que no estaba familiarizado con los detalles exactos de este caso, lo cual fue impactante, ya que él había sido llamado a declarar en calidad de experto en la materia.



"McMartin Preschool" era una expresión utilizada habitualmente por la mayoría de los psicólogos infantiles.



Cuando Mesereau cuestionó al Dr. Urquizo, el jurado se enteró de que el experto, en realidad, no tenía demasiada experiencia respecto a niños que hubieran hecho acusaciones falsas. Urquizo declaró que era reacio a hablar acerca del por qué un niño podría inventar algo de tipo sexual.


El Dr. Anthony Urquizo insistió en que él era un profesional de la asistencia médica, que evaluaba a los niños en materia de salud mental, no alguien que determinara si los niños eran abusados o no. El experto trató de alejarse del tema de las acusaciones falsas, pero Mesereau tenía un objetivo. Si Mesereau tenía que enseñar los dientes para obtener una respuesta, el abogado defensor estaba preparado para realizar una muestra.



“Ahora, usted hizo un comentario acerca de que algunos padres pueden permitir que sus hijos mientan respecto a un abuso sexual, ¿correcto?”, presionó Mesereau.

"Creo que lo hice como parte de un ejemplo", admitió el Dr. Urquizo.

“Y ciertamente, usted estaría de acuerdo en que los padres pueden alentar o inducir a los niños a hacer acusaciones falsas de abuso sexual, ¿cierto?”.

“Bien, siempre he odiado los extremos”, dijo Urquizo, “pero es posible que un niño sea alentado por sus padres para realizar una acusación falsa”.

"Permítame hacerle una pregunta hipotética", pidió Mesereau. “Usted tiene a una madre con tres hijos. No está presente la figura del padre. Se ha producido un divorcio traumático recientemente. Por alguna razón, la madre y sus hijos se ganan a alguien, y adoptan a esa persona como figura paterna. Se refieren a esa persona como ‘papá’, y la madre anima a los niños a referirse a la persona bajo ese prisma”.



A medida que Mesereau hablaba, presentando un escenario hipotético, preguntó qué ocurriría si una madre y sus tres hijos, de repente vieran a su padre adoptivo como a alguien que estaba “librándose” de ellos, preguntando si Urquizo podía imaginar una situación en donde la madre podría alentar a sus hijos a realizar acusaciones sexuales contra el "padre sustituto".



Con todos los ojos fijos en él, el Dr. Urquizo tuvo que admitir que podía imaginar una cosa así, -que una madre pudiera animar a sus hijos a hacer acusaciones de tipo sexual falsas. El Dr. Urquizo quería matizar, sin embargo, que los casos en los que algo así podía suceder, eran muy raros.



"Supongamos que, hipotéticamente, la madre y el hijo han estado involucrados en un litigio anterior, donde el hijo, a una edad temprana, testificó bajo juramento en apoyo a la madre", dijo Mesereau. “Supongamos que conservan los abogados. La madre y el hijo tenían experiencia con abogados, tenían experiencia haciendo acusaciones de agresión sexual
©y obteniendo dinero en el juicio”.


Mesereau estaba realizando una diatriba. Se le había permitido utilizar una situación hipotética, el Juez había leído la ley que apoyaba la capacidad de Mesereau para hacerlo, - y ahora el abogado de la Defensa estaba yendo directo a la yugular.

__________________________

©Agresión Sexual (Sexual Assault): Cualquier tipo de contacto sexual no deseado. Contactos físicos no consentidos tales como besar, tocar o manosear con una naturaleza de tipo sexual, así como la relación sexual no consentida por vía oral, vaginal o anal. Un individuo es incapaz de dar su consentimiento cuando está incapacitado por la influencia de drogas o alcohol, sufre un trastorno mental o físico, o está actuando bajo amenazas, coacción o fuerza.



Para el Dr. Urquizo y para los miembros del jurado, el abogado de la Defensa lo expuso en un inglés muy claro: una familia, cuyos componentes se habían referido a alguien como "papá", que habían decidido que la figura del padre era una persona que siempre cuidaría de ellos, de repente se sintieron agraviados cuando esta figura paterna ya no estaba. Entonces, esta familia fue a ver a unos abogados, no a la policía -hipotéticamente-, en un afán de lucro.



“Teniendo en cuenta lo que he dicho en esta situación hipotética, sin duda, usted puede imaginar que hicieran posibles declaraciones falsas de abuso sexual, ¿cierto?”, preguntó Mesereau.




Pero el experto en psicología infantil tenía "dificultades" para responder a la situación hipotética de Mesereau. El doctor por la Universidad de California en Davis, declaró que él no había realizado estudios que se vincularan con la ecuación hipotética del abogado. El Dr. Urquizo no creía que él pudiera realmente contestar la pregunta.



[size=16]“De acuerdo. Ahora bien, estaría usted de acuerdo en que los niños a veces exageran las acusaciones respecto a que han sido objeto de abuso, ¿verdad?”, preguntó Mesereau.


"No estoy seguro de lo que quiere decir con la palabra exagerar. Conozco el término informal de exagerar, pero usted parece tener uno más específico relacionado con el abuso sexual", dijo Urquizo.

“Bueno, usted sabe lo que significa la palabra exageración, ¿cierto?”.

"Eso es lo que quiero decir, en términos informales", testificó Urquizo. “Pero me pregunto si podría ser más específico”.

"Bueno, seguro que estaría de acuerdo en que los niños pueden ser tocados por alguien, y algún tiempo después, exagerar ese contacto hasta que pareciera que se trata de algo en la línea del abuso sexual o de los manoseos, cuando no lo es".

"Por supuesto que sería posible".



Tom Mesereau continuó su interrogatorio hasta que el Dr. Urquizo admitió dos cosas muy importantes: 1) La posibilidad de la mentira pura, en la que los niños dicen que el abuso sexual ocurrió, cuando ni siquiera fueron tocados; y 2) la posibilidad de la exageración, cuando un niño es tocado, no inapropiadamente, pero más tarde afirma que el contacto no era apropiado.



Al psicólogo infantil no le gustaba la manera en que se formulaban las preguntas, y el Dr. Urquizo quería dejar en claro que las cifras eran pequeñas, diciéndole al jurado que de todos los niños que hacían acusaciones por abuso sexual, sólo el 6% acusaba falsamente. El psicólogo infantil también quería dejar constancia de que él, personalmente, no estaba al tanto de ninguna acusación falsa por parte de ningún niño, con el propósito de una ganancia económica, -pero parecía claro que su testimonio era parcial. Como todos los expertos, el Dr. Urquizo había sido comprado y pagado para ser parcial.



Mesereau citó el número de casos de divorcio que, en los últimos quince años, habían visto un aumento en las denuncias por abusos de menores, ya fueran ciertas o no. Sin embargo, el Dr. Urquizo dijo que no estaba al tanto de la literatura sobre este tema, y que no podía dar ningún ejemplo, ni tampoco constatar las estadísticas. Mesereau trajo a colación el concepto de "autosugestión", por el que los niños son inducidos por los padres para evocar falsos recuerdos de abuso, -y de nuevo, el experto no estaba familiarizado con este aspecto de su campo.



El abogado de la Defensa estaba sorprendido, ya que en las Noticias se habían dado a conocer muchas historias acerca de“recuerdos de abusos” sufridos en el pasado, que más tarde se demostró que eran falsos. Le resultaba sorprendente que el Dr. Urquizo fuera incapaz de abordar la cuestión, pero Mesereau se trasladó a un tema más pertinente, -haciendo preguntas acerca de la capacidad que pueden tener los padres para influenciar a sus hijos. Él quería saber si los niños que están constantemente expuestos a padres que son mentirosos perpetuos, - podían adoptar la visión de que la mentira es aceptable.



A este respecto, el Dr. Urquizo pareció estar de acuerdo, diciendo a Mesereau que los niños podían tener una noción acerca de la mentira que hubieran aprendido de sus padres. El experto estaba incómodo haciendo esa declaración, pero no obstante, tuvo que admitirlo.



En relación a los niños y las falsedades, el Dr. Urquizo habló al jurado acerca de los niveles de “revelación”, explicando que algunas víctimas de abuso sexual nunca lo revelaban, otras esperaban un tiempo antes de divulgarlo, etc. El Dr. Urquizo quería que el jurado supiera que solo porque un niño pudiera contar diferentes historias sobre el supuesto abuso, eso no significaba que el pequeño fuera lisa y llanamente un mentiroso. El psicólogo infantil quería que todos entendieran que los niños no eran perfectos, -que era común en los niños que habían sido abusados, incluir confusiones, errores; simplemente"meter la pata, incluso en ciertos detalles".



Y Tom Mesereau lo entendió.



Pero al mismo tiempo, el abogado defensor quería que al jurado le quedara claro, -que cuando no estaban seguros de los detalles o cambiaban las fechas y las épocas- también pudiera significar que los chicos estaban mintiendo. Más aún, Mesereau quería que el jurado entendiera que no había ningún método científico para determinar si un niño había sido abusado sexualmente, si el chico estaba mintiendo sobre ello.



"Nadie puede determinar que un niño ha sufrido abusos sexuales, basándose sólo en lo que el niño dice, ¿verdad?",preguntó Mesereau.

“No sé cómo responder a eso. Quiero decir, solo podría responder que sería una afirmación difícil de hacer”, respondió Urquizo.



El abogado defensor preguntó al experto acerca de la literatura, las revistas científicas, las revistas profesionales sobre abuso sexual, preguntando acerca de los estudios y la investigación que el Dr. Urquizo había hecho, y Mesereau fue capaz de probar otra cosa muy importante: el Dr. Urquizo nunca había hablado personalmente con una sola víctima de abuso sexual.



La realidad era, que las preguntas de Mesereau probaron que el experto del Estado se dedicaba a los "estudios" teóricos. Al final del contra-interrogatorio de Anthony Urquizo, el jurado se dio cuenta de que este experto estaba hablando del abuso sexual desde su experiencia a través de los libros de texto, no desde la vida real.





FIN DEL CAPITULO 13
[/size]







"LETS HEAL THE WORLD TOGETHER, THIS IS MY DREAM..."

Admin-Dulce
Administradora
Administradora

Mensajes : 4289
Puntos : 5179
Fecha de inscripción : 11/02/2010
Edad : 49
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: DESDE EL 16 DE FEBRERO: LA VERDAD SOBRE MICHAEL JACKSON

Mensaje por Admin-Dulce el Miér Mayo 23, 2012 10:18 pm





Michael se quitó las gafas de sol para obtener una mejor visión de una hermosa y alta mujer rubia que entró en la sala del juzgado: la Srta. Lauren Wallace, una azafata que le había atendido en numerosas ocasiones. Con su largo pelo rubio y su perfecta figura acentuada por un traje de pantalón blanco y una sexy camisola negra, la Srta. Wallace tenía a todo el mundo en la sala pendiente de ella. La explosiva rubia era la jefa de las asistentes de vuelo de Extrajet, una aerolínea privada que Michael solía alquilar para él, sus invitados y sus tres hijos.



Cuando la espléndida joven prestó juramento, observando a Michael con mirada de adoración, la estrella del pop la miró con una expresión curiosa. Parecía que Michael se sintiera atraído por ella de alguna forma, pero luego, se puso sus gafas de lectura con montura metálica y comenzó a echar un vistazo a las notas de Mesereau. Al parecer, no quería que le distrajera su belleza. Michael estaba ansioso por escuchar aquello por lo que la habían llamado a declarar.




La Srta. Wallace no iba en el vuelo que Jackson había alquilado cuando trajo al clan Arvizo de vuelta a Neverland desde Miami; pero la Srta. Wallace podía proporcionar al jurado detalles generales sobre el Gulfstream 4, -el jet privado en el que había trabajado durante más de dos años, atendiendo a celebridades y a figuras del deporte, asegurándose de que el servicio fuera completamente exquisito, que la vajilla estuviera resplandeciente y que la cristalería brillara. Con solo mirarla, la gente podría decir que Lauren Wallace sabía cómo ofrecer un servicio de catering formal y correcto para un vuelo de primera clase. La Srta. Wallace identificó al Sr. Jackson como alguien a quien había atendido en muchas ocasiones, tal vez hasta en veinte vuelos entre 2003 y 2004. Explicó cortésmente que su relación con Michael Jackson era "profesional y amable", y dijo al jurado que el Sr. Jackson tenía algunas órdenes específicas en cuanto al catering y algunas peticiones especiales, incluyendo su predilección por el Kentucky Fried Chicken© y los sandwiches Subway
©.



La gente se quedó totalmente fascinada cuando supo que el menú que Michael comía era corriente, -pero se quedaron aún más sorprendidos al descubrir que en cada vuelo pedía que le sirvieran el vino en latas de Coca-Cola Light- que la Srta. Wallace preparaba y mantenía en hielo, listas para Michael cuando subiera al avión.




___________________________
© Kentucky Fried Chicken: Franquicia de restaurantes de comida rápida –conocida por sus siglas KFC- especializada en pollo frito.


© Sandwiches Subway: Cadena de restaurantes de comida rápida, especializada en la elaboración de sandwiches, bocadillos,ensaladas y raciones de pizza.


Lauren Wallace fue muy natural cuando explicó que Michael prefería beber vino blanco en latas de Coca-Cola Light, testificando que otros adultos en compañía de Michael también bebían vino en latas de refresco. Conforme su testimonio avanzó, el jurado supo que el Sr. Jackson no quería que sus hijos supieran que consumía alcohol. Parecía, en su opinión, que Michael quizá sentía timidez o vergüenza por beber vino –y punto. La Srta. Wallace dijo que ella escondía el alcohol para Michael durante los preparativos de sus vuelos, ocultando mini-botellas de vodka y ginebra en el lavabo, para mantenerlas fuera del alcance de los niños. La azafata testificó que era raro que Michael bebiera de esas botellas escondidas, y dijo al jurado que Michael bebía moderadamente en vuelos de costa a costa -por lo general tomando un poco de vino, y tal vez uno o dos vasos de tequila o ginebra Tanqueray- nada más.



Cuando la atractiva azafata estuvo bajo el contra-interrogatorio de Mesereau, el abogado de la Defensa quiso que explicara algo más acerca de las latas de Coca-Cola Light. La Srta. Wallace confirmó que Michael pedía que el vino blanco se colocara en latas de Coca-Cola Light en cada vuelo, porque quería asegurarse de que los adultos pudieran beber con discreción. Mesereau preguntó a la Srta. Wallace sobre su entrevista con la policía, acerca de su declaración en la que explicó que "el Sr. Jackson no quería de ninguna manera que sus hijos lo vieran bebiendo", pero la azafata no podía especular sobre por qué Michael había desarrollado este particular hábito.




La gente en la sala comentó más tarde sobre el comportamiento secreto de Michael en cuanto al alcohol. Algunos pensaron que era el resultado de su estricta educación, especulando que Michael podría haber aprendido a ocultar el alcohol en su juventud, cuando todavía participaba de forma activa en una religión que prohíbe estrictamente las celebraciones y las fiestas. Otras personas charlaban acerca de la paranoia de Michael, debida a sus experiencias con el servicio y miembros de su personal, los cuales "vendían" pequeños detalles sobre su vida privada a los tabloides. No había manera de que una persona promedio entendiera realmente el pensamiento de Michael. La mayoría de la gente no vivía en un mundo donde los acuerdos de confidencialidad se habían convertido en una forma normal de vida.



“¿Recuerda decirle a la policía de Santa Barbara que usted nunca vio a ningún niño ebrio en los vuelos en los que el Sr. Jackson era pasajero?”, preguntó Mesereau.


“Nunca vi a niños ebrios en los vuelos del Sr. Jackson”, dijo la Srta. Wallace.


“¿Y tenía usted conocimiento de que el Sr. Jackson quería que el vino se colocara en latas, porque se pone nervioso en los vuelos?”.


"Sí".


“Y Srta. Wallace, ¿está usted familiarizada con el llamado ‘Perfil de Pasajero’ para las personas que viajan en vuelos de Extrajet?”.


"Sí".


"¿Podría, por favor, decirle al jurado qué es un perfil de pasajero?".


“Un perfil de pasajero es un perfil basado en cada pasajero, con sus gustos y aversiones, las de sus amigos, y los gustos y aversiones de su familia. Y están las notas, básicamente, de manera que si otro auxiliar de vuelo u otra persona debe trabajar con ese cliente, sea consciente de las alergias o de las preferencias”.



La Srta. Wallace explicó que el perfil de pasajero de Michael Jackson no era algo que él hubiera dado a Extrajet, -sino que era el resultado de la información que se había reunido a través del tiempo. Debido a que Lauren Wallace no había visto el perfil en unos años, Mesereau se lo entregó a la azafata para que pudiera volver a familiarizarse con los detalles.



De nuevo, Mesereau pidió a la Srta. Wallace que confirmara la petición del Sr. Jackson de poner vino blanco en latas de refresco en cada vuelo. Éste se había convertido en un tema muy importante en el juicio, ya que durante el testimonio de Star y de Gavin, ambos niños afirmaron que en el vuelo de Miami a Santa Barbara, Gavin estuvo compartiendo una Coca-Cola Light con Michael. Ambos afirmaron que en lugar de tomar refresco, Gavin, de trece años, estuvo bebiendo vino en el vuelo. La Srta. Wallace, sin embargo, no estaba a bordo en ese viaje en concreto, por lo que no podía ofrecer su visión acerca de las acusaciones de Gavin Arvizo.



Para el jurado, el “Perfil de Pasajero”, documento que formó parte de las evidencias, dio detalles sobre los hábitos personales de la comida de Michael, Prince, Paris y Prince II. Esto era lo que contenía:






_______________





PERFIL DE PASAJERO



- Fecha: 1 sept., 2003

Nombre del Pasajero: Michael Jackson



Comidas Preferidas


1. Desayuno. Pechugas de pollo originales de KFC, puré de patatas, maíz, biscuits, huevos revueltos con mermelada de fresa, salsa y mantequilla. Salmón ahumado, panecillos de trigo bajos en grasa, crema de queso bajo en grasa. Plato de fruta y fruta entera (especialmente naranjas, uvas, manzanas y plátanos).


2. Comida. Pechugas de pollo originales de KFC, puré de patatas/salsa a un lado, mazorca de maíz, biscuits con mermelada de fresa y mantequilla. Si viaja durante un número consecutivo de días, probar otras formas de pollo, pero aún así le gustaría que fueran de KFC.



3. Cena. Pechugas de pollo originales de KFC, puré de patatas/salsa a un lado, mazorca de maíz, galletas con mermelada de fresa y mantequilla.


4. Postre. Rara vez toma postre, pero lo pedirá un domingo de cada diez que vueles con él. Come sobre todo chicle y pastillas de menta. O tomará fruta entera.




Bebidas Preferidas


Vino blanco en lata de Coca-Cola Light en cada vuelo. 7-UP, Orange Crush
© o zumo de frutas.


* Algunas veces bebe tequila, ginebra o Crown Royal.



Comentarios Adicionales


Le gustan los chicles Big Red
©, y un montón de chicles y pastillas de menta diferentes. Comerá queso y galletas saladas, y platos de frutas en vuelos muy cortos. Viajero muy tímido, pero se levantará de su asiento durante el despegue y el aterrizaje. Estad preparados para limpiar mucho después de sus vuelos.


*Nada de chocolate, mantequilla de cacahuete, brócoli o alimentos de olor fuerte.




_______________________
© Orange Crush (Marca comercial de naranja): Fue una de las marcas internacionales de Schweppes Holdings Limited. Actualmente, aparte de Estados Unidos y Canadá, también se comercializa en Argentina, Chile, Colombia, México, Guatemala,Panamá, Perú y Uruguay. Fue comercializada en España hasta mediados de los ochenta.


© Big Red (Marca comercial de golosinas): Producto de la compañía William Wrigley Jr. desde 1976, y relanzado en 2004. En la década de los 90 se comercializaba en Inglaterra e Irlanda y era un souvenir que todo turista estadounidense compraba. No es de color rojo, sino blanco.



PERFIL DE PASAJERO






(Preparado de acuerdo con el padre y la niñera)




Nombre del Pasajero:Prince, Paris y Prince Michael II Jackson.


Edades: 6, 5 y 20 meses.



Comidas Preferidas


1. Desayuno. Pechugas de pollo a la plancha, huevos revueltos con ketchup, puré de patatas, maíz o mazorcas con mantequilla. 1/4 de biscuit o un panecillo redondo. Cereales sin azúcar bajos en grasa o leche descremada. Fruta -entera o en trozos, especialmente naranjas, manzanas, uvas y plátanos. ¡SIN AZÚCAR!


2. Comida. Pechugas de pollo sin piel y a la plancha, de KFC, puré de patatas sin salsa o salsa a un lado (cambios frecuentes - preguntar a MJ), maíz o mazorcas con mantequilla. 1/4 de biscuit o un panecillo redondo. ¡POLLO SIN PIEL!Sandwiches de pavo Subway o de pan normal sin lechuga, tomate, queso o cualquier extra. Comerán con el puré de patatas y maíz para acompañar. Fruta o yogur sin grasa para postre.


3. Cena. Igual que el almuerzo. Por lo general pedirán lo mismo que su padre esté comiendo en cada cena, pero él determinará lo que se les permite comer. Les gustan las galletas saladas.


4. Postre. Fruta, helado de yogur de vainilla, yogur de uvas pasas.



Bebidas Preferidas


Zumos variados, leche.



Comentarios adicionales


A Paris le encantan las galletas horneadas y tratará de comerse su azúcar. Es buena engatusando a cambio de azúcar. A los niños les gustan los chicles sin azúcar antes y después del vuelo. Pueden comer galletas o miel con el té.



Familia/Amigos: Preguntadle a MJ por lo que quiere que coman sus hijos. La niñera (Grace) también os informará de lo que debéis darles de comer si el padre está durmiendo u ocupado. Si la información es discrepante, informad a Grace de lo que MJ haya dicho y dadles la comida que MJ haya pedido.



Grace alimentará al bebé: puré de KFC, maíz, pechugas cortadas de pollo a la plancha, galletas, uvas, zumo de manzana o leche.



NO mantequilla de cacahuete. NO piel en el pollo. NO azúcar. NO chocolate.



Había una nota separada del perfil, revelando la información de contacto de Evvie Tavasci, asistente de Michael desde hacía largo tiempo, así como hojas adjuntas con el "perfil" de otros tres niños [no los Arvizo], y un niño llamado Elijah, quien más tarde fue identificado como primo de Michael. También estaban anotadas las preferencias de comida para el guardaespaldas de Michael, Joe, así como las de su niñera Grace, y las de su famoso abogado con sede en Miami, Al Malnick, quien según se informó había sido el abogado del jefe de la mafia, Meyer Lansky.



En cuanto a las mini-botellas de alcohol que la azafata dijo haber "ocultado" en el lavabo, Mesereau preguntó por qué no se mencionaban en el perfil de Michael. Cuando Lauren Wallace explicó que esconder las botellitas era algo que había pensado por sí misma, que nunca fue una petición del Sr. Jackson el ocultar las mini-botellas, el personaje siniestro que el Fiscal del Distrito estaba intentando crear sobre Michael, se desinfló completamente. La Srta. Wallace dijo al jurado que ella escondía las mini-botellas como un gesto de consideración por su parte. La alta mujer de cabello rubio, dijo que informó al Sr. Jackson de las botellas escondidas, sólo para que él supiera que el alcohol estaba allí "a su disposición".



Cuando la Srta. Wallace abandonó el estrado, era obvio que para ella había sido un privilegio servir a Michael Jackson y a su familia. Unos días más tarde, cuando otra asistente de vuelo fue llamada, una que sirvió precisamente en el vuelo que llevó a los Arvizo con Michael, de repente la imagen se volvió más vívida. La segunda azafata, Cindy Bell, también era una mujer atractiva, una rubia con una gran sonrisa. Parecía competente y segura de sí misma, y miró como si estuviera muy contenta de ver a Michael. Incluso bajo esas circunstancias.



Miss Bell tenía una dulce expresión en su rostro mientras fijaba la vista en la estrella del pop, que se mecía suavemente hacia atrás y hacia adelante en su asiento tras la mesa de la defensa. La Srta. Bell comenzó su testimonio explicando que cuando trabajó como asistente en el vuelo de Miami a Santa Barbara, sirvió a Michael Jackson una botella de vino blanco, que él no quería que los niños supieran que estaba bebiendo.



La joven testificó que sirvió a Janet Arvizo un poco de vino y también había servido a las chicas, Davellin y Marie Nicole, combinados; ron con Coca-Cola, que ellas mismas habían ordenado específicamente. Michael se ruborizó durante el testimonio de la Srta. Bell y pareció avergonzado por ello. Estaba claro que no quería que la gente supiera que consumía algún alcohol. Pero la vergüenza de Michael acerca del consumo de alcohol fue eclipsada por la información sobre Davellin Arvizo, quien había testificado que nunca había probado el alcohol hasta "después" del viaje a Miami con Jackson, jurando que Michael Jackson la introdujo al alcohol en su bodega secreta.



Bajo juramento, Davellin aseguró que la primera vez que había probado el alcohol fue cuando Michael se lo ofreció. Davellin afirmó que el alcohol tenía un sabor que no le gustaba; sin embargo, el jurado escuchó de la Srta. Bell, que recordaba que Davellin estuvo pidiendo combinados en el vuelo, sin el conocimiento de Michael.



Para el jurado, Cindy Bell describió la travesía del vuelo como concurrida, con doce personas a bordo, y dijo que Gavin Arvizo era un "extraño pájaro" que actuaba de forma inaudita en presencia de Michael -no ebrio- sino muy grosero e indisciplinado. Miss Bell describió a Gavin como alguien que la trató como a una sirvienta. Recordó que Gavin arrojó su mochila hacia ella, y dijo que el chico estuvo exigiendo servicio desde el mismo momento en que subió a bordo del avión. Describió a Gavin como un ser exigente, insistiendo en que su pollo no estaba lo suficientemente caliente, pidiendo que su comida se separara en platos diferentes. La asistente de vuelo dijo al jurado que el niño hizo comentarios insolentes sobre el servicio de toallas de pasajeros, cuestionándola sobre lo calientes o frías que debían estar las toallas, y sobre la cantidad de toallas disponibles en el lavabo, como si él fuera su jefe.



Cindy Bell también mencionó que Gavin empezó una pelea de comida, arrojando puré de patatas a un médico que en ese momento estaba durmiendo, ajeno a lo que ocurría a su alrededor. Ella dijo que los hijos de Michael Jackson y el resto de los pasajeros del avión tuvieron muy buen comportamiento. De acuerdo con la Srta. Bell, Michael era extremadamente educado, hablando con la niñera y el médico, y jugando con Prince y Paris mientras estaba a bordo.



La auxiliar de vuelo estaba familiarizada con los hijos de Michael, y dijo que siempre eran muy educados, asegurando a los miembros del jurado que Michael se aseguraba de ello. La Srta. Bell pensó que era inusual que Michael no interviniera cuando Gavin se portó mal, y que encontró realmente extraño que la madre de Gavin no tratara de detener el comportamiento rebelde del muchacho.



Cuando se mostró un gráfico de las ubicaciones en el avión, Cindy Bell dijo que Michael estaba sentado al lado de Gavin, y recordó haber visto un instante en el que Michael "abrazó" a Gavin. De acuerdo a la Srta. Bell, Michael parecía estar tratando de consolar a Gavin, poniendo su brazo alrededor del niño por unos momentos.



El testimonio de Cindy Bell hizo reír a todo el mundo cuando se le pidió que describiera qué parecía ese abrazo, -y si era un gesto misterioso.



"¿Necesita que le muestre lo que es un abrazo?", preguntó al fiscal con una mirada de incredulidad.



Cuando fue contra-interrogada, un tema que apareció a lo largo del testimonio de la Srta. Bell fue que Gavin Arvizo era un niño insoportable, que no se comportaba bien. Ella no creía que el muchacho estuviese ebrio, de ninguna manera, aunque pensó que quizá Michael estaba sintiendo los efectos del vino que le sirvió. Dijo que Michael pareció relajarse en el vuelo y durmió parte del tiempo.



Conforme el testimonio de Cindy Bell continuó, comenzó a ser claro que la asistente de vuelo estaba ofendida por el comportamiento molesto del niño, y no le gustó su actitud hacia ella. La Srta. Bell describió un momento en el que Gavin entró a la gallery
© a pedir un refresco de naranja, mostrando el reloj que Michael le había dado. En opinión de Cindy Bell, Gavin estaba actuando como si tuviera a Michael Jackson en su bolsillo.



La Srta. Bell había sido llevada ante el jurado para declarar sobre la posibilidad de que Michael Jackson estuviera ebrio y hubiera actuado irresponsablemente en el avión, pero la táctica fracasó. Los miembros del jurado terminaron levantando las cejas al oír la descripción sobre la conducta autoritaria de Gavin.



La agradable y guapa Cindy Bell había llegado a Santa Maria para testificar a favor de la acusación, -pero en su lugar, había inclinado el juicio a favor de Michael, describiendo a la estrella pop como a un caballero tranquilo y "de voz suave". La Srta. Bell dijo que nunca vio a Michael servir ningún tipo de alcohol, o cualquier otra bebida, al joven acusador.



"El chico [Gavin] era extraordinariamente grosero, era desagradable", dijo Cindy Bell al jurado. “Cuando le serví la comida, dijo, ‘Esto no está caliente, ésta no es la forma en que se supone que tiene que estar’. En realidad, era incómodo tenerlo a bordo”.




__________________________
© Gallery: Espacio de un avión donde se almacena y se dispone de los alimentos y bebidas, para su distribución entre los pasajeros de un vuelo.






FIN DEL CAPÍTULO 14







"LETS HEAL THE WORLD TOGETHER, THIS IS MY DREAM..."

Admin-Dulce
Administradora
Administradora

Mensajes : 4289
Puntos : 5179
Fecha de inscripción : 11/02/2010
Edad : 49
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: DESDE EL 16 DE FEBRERO: LA VERDAD SOBRE MICHAEL JACKSON

Mensaje por Admin-Dulce el Miér Mayo 23, 2012 10:52 pm





Cuando el juicio se materializó en una ofensiva en toda regla, la batalla porque se permitiera el testimonio de los primeros acusadores© contra Michael Jackson, se volvió un asunto jurídico en el que los expertos no lograban ponerse de acuerdo.Las normas procesales parecían poco definidas, celebrándose una audiencia especial sin la presencia del jurado. El equipo de la defensa alegó que las primeras acusaciones contra Michael no eran relevantes para el proceso actual, pues los que le habían acusado en el pasado carecían de credibilidad.



Pero la Fiscalía pretendía que el Juez accediera a que su testimonio llegara al Juzgado, bajo la disposición de "conducta inmoral análoga"
©. Si el Juez Melville establecía que las primeras acusaciones tenían relevancia para los cargos actuales, podría permitir el testimonio por su valor probatorio©. El equipo defensor estaba indignado por la táctica de la Fiscalía, arguyendo que si se admitía cualquier acusación del pasado, únicamente sería para deshonrar y humillar a Michael Jackson.



Los expertos jurídicos creían que si se introducían en el proceso las acusaciones del pasado por mala conducta, el jurado podría acabar centrándose en dichas acusaciones y por tanto, pasar por alto algunas "inexactitudes" del testimonio de Gavin Arvizo. El equipo defensor afirmó repetidamente que las el motivo por el que la familia Chandler acusó a Jackson en 1993, fue porque deseaba alcanzar un acuerdo económico; y peleó con vehemencia para desacreditar la demanda de Jordie Chandler, insistiendo en que el niño, quien al parecer había logrado un acuerdo por 20 millones de dólares a favor de la familia Chandler, ya entonces había presentado una historia repleta de inconsistencias.


___________________________

© Primeros acusadores: La familia Chandler.


© Conducta inmoral análoga: Disposición por la que se puede introducir en un proceso judicial testimonios de un juicio diferente que atañe al procesado. En este caso, se pretendía introducir un testimonio que indicara que Michael Jackson ya había tenido anteriormente una conducta inmoral respecto a un menor.


© Valor probatorio: Para que el Juez admita una prueba testimonial con carácter de valor probatorio, tiene que determinar la competencia del testigo (comprensión del acto, haber presenciado los hechos, etc.) y la credibilidad de su testimonio (si ha cometido anteriormente perjurio, si tiene algún prejuicio que afecte a la percepción de lo declarado, su capacidad sensorial, etc.). El Juez, también podrá tomar en cuenta el tiempo transcurrido desde su primer testimonio, si va en consonancia con lo juzgado en el proceso actual, si su testimonio es firme y falto de contradicciones.

Fuera de la sala del Juzgado, el antiguo manager de Jackson, Frank Dileo, afirmó que Michael le había prometido a Jordie Chandler una carrera en el cine, diciéndoles a los miembros de la prensa que cuando la carrera de Jordie no se materializó, súbitamente surgieron las acusaciones de abuso sexual. Estaban saliendo declaraciones respecto a que los Chandler admitían que habían querido dinero, declaraciones sobre que los Chandler utilizaron a Jackson para que les impulsara a la fama, pero nadie de los medios informó de nada acerca de esto.



Ante el Juez Melville, Tom Mesereau no sólo argumentó contra la validez de la historia de la familia Chandler, sino que también argumentó contra la validez de las demandas que habían hecho los anteriores acusadores de Michael, prometiendo que tenía suficientes evidencias para desacreditar cada una de ellas. El abogado de la defensa le dijo a Melville que "los fiscales están tratando de apuntalar un caso débil”, haciendo comparecer a unos niños cuyas historias estuvieron "plagadas de contrariedades". Mesereau alegó que los testigos que la Fiscalía pretendía llamar para hacer referencia a unos actos presuntamente ocurridos en el pasado, ya habían tomado parte en sus propios pleitos civiles contra Michael, y que éstas eran personas "con hachas afiladas".




“¿Por qué permitirles provocar a empleados descontentos, que ya perdieron sus propias demandas?”, preguntó Mesereau, haciendo referencia a terceros testigos de esas supuestas imputaciones. Pero sus argumentos cayeron en saco roto.



Al finalizar la audiencia especial, el Juez Rodney Melville falló a favor de la Fiscalía, tomando la decisión de permitir que presentara el testimonio en cuanto a los actos de tipo sexual, presuntamente acaecidos en el pasado -no sólo el testimonio de los acusadores, sino también el de los ex-empleados de Neverland que habían afirmado que, como terceros, fueron testigos de algunos de estos actos.



Se consideró una gran "victoria" de la Fiscalía. El Juez Melville dictaminó que permitiría al jurado de Santa Maria escuchar el testimonio sobre las antiguas amistades de Michael con otros cinco chicos; y en ese elenco estaba el actor Macaulay Culkin.


Pero Macaulay Culkin, junto con otros dos chicos a los que llamaron al estrado, sorprendentemente cooperó con la defensa© para negar que Michael Jackson hubiera cometido cualquier delito. La única persona de la lista que accedió a cooperar con la Fiscalía fue Jason Francia, el hijo de una ex sirvienta de Jackson, quien había sido el beneficiario de un acuerdo de 2 millones de dólares, presuntamente porque la estrella del pop le había “acariciado”.



En cuanto a Jordie Chandler, el joven no deseaba testificar, y parecía que la Fiscalía no lograba localizarle. Según los expertos, Sneddon no podía obligarle a subir al estrado. En lugar de la presencia de Jordie y puesto que los testimonios de terceros se habían considerado admisibles, la Fiscalía ofrecería el testimonio de su madre, June Chandler; una decisión que los expertos legales creían que sería “demoledora” para la defensa.



La mayoría de los comentaristas de TV presagiaron que la decisión de permitir las antiguas denuncias por abuso sexual sería un enorme revés para la defensa, uno del que no podría recuperarse. Mordiéndose las uñas, Tom Sneddon anunció que comenzaría a presentar los testigos de los supuestos incidentes antes de un plazo de dos semanas, y los periodistas prometieron a los televidentes que al jurado de Santa Maria se le permitiría escuchar el testimonio de cinco chicos, quienes según el Fiscal del Distrito, presuntamente habían sido “groomed”
©o abusados sexualmente por Jackson.


___________________________


© Macaulay Culkin: Fue un testigo de la Fiscalía. Sin embargo, el fiscal se llevó una sorpresa cuando al subir al estrado, Culkin testificó a favor de Jackson.


© Groomed: Preparación de un niño por parte de un pedófilo para un encuentro, especialmente a través de un chat, con la intención de cometer un delito sexual.

Era curioso que nadie en los medios especulara sobre la estrategia que tomaría el equipo de la defensa respecto a estas antiguas acusaciones. Mesereau fue revelando, metódicamente, una lista de testigos que demostrarían que los dos chicos que habían aceptado dinero de Jackson, -Jordie Chandler y Jason Francia- en esencia, lo hicieron por intereses financieros y por ello contrataron a unos abogados que presentaron demandas civiles. En elcaso de Jason Francia, su madre admitió en el estrado que vendió la historia de su hijo a los diarios sensacionalistas.



Para la prensa, Tom Mesereau dijo una vez que la única razón de que el Sr. Jackson hubiera resuelto económicamente las dos acusaciones hechas anteriormente contra él, se debía a que sus socios mercantiles le aconsejaron que “pagara en lugar de plantar cara a las falsas acusaciones”. El abogado defensor dijo a la prensa que Michael Jackson "ahora se arrepiente de realizar estos pagos y se da cuenta de que el consejo que recibió fue erróneo".



Sin la presencia del jurado, Mesereau reveló que en la época de las acusaciones de los Chandler, miles de millones de dólares estuvieron en juego para todos los que estaban alrededor de la “máquina Jackson”.



Para un ciudadano medio, 20 millones de dólares parece algo irracional, tal vez parece una cantidad obscena a pagar, tratándose de alguien a quien Jackson acusó en su reconvención
© de extorsionarle. Sin embargo, para Jackson -quien se estimaba que valía 700 millones de dólares en aquel momento, que tenía a docenas de sociedades mercantiles sobre él para que obtuviera grandes beneficios para ellas, como Sony, FOX, y PepsiCo-, 20 millones de dólares no parecía mucho a pagar. Las compañías comerciales que rodeaban a Michael Jackson querían que mantuviera su nombre limpio. Después de todo, él era el artista más famoso del mundo.


___________________________

© Reconvención (Courtclaim): Demanda que se pone a la persona que a su vez te ha demandado a ti. Comúnmente se conoce como contrademanda. Jordie Chandler demandó a Jackson por abuso sexual y Jackson le demandó a él por extorsión.


Con el proceso avanzando a buen ritmo, la Fiscalía llamó al estrado al cómico y estrella de televisión George Lopez. Lopez estaba allí para hablar sobre su relación con la familia Arvizo, con la que había formado un vínculo en los días en que a Gavin le diagnosticaron cáncer, en los días en que los niños Arvizo participaban en el grupo de comedia del Laugh.



Vestido de forma conservadora, con un traje azul oscuro y una blanca camisa almidonada con una corbata a rayas, la estrella de la televisión dijo al jurado que su mujer y él habían tratado de organizar actos benéficos a favor de Gavin Arvizo, y dijo que le visitaron en el hospital en numerosas ocasiones. Cuando George Lopez comenzó a explicar la naturaleza de su relación con el clan Arvizo, pareció que el cómico tenía "debilidad" por esta empobrecida familia de latinos. Lopez, sin duda, estaba presentando su causa respecto a ellos, tratando de demostrar por qué había simpatizado tanto con estas personas.




En la Corte, a pesar de que Jackson se ocultaba detrás de sus gafas, la estrella del pop estaba escuchando atentamente al cómico. Michael estaba estudiando a George Lopez, tal vez preguntándose cómo Lopez, quien estaba sentado en ángulo recto y en el centro, frente a él, se había convertido en la primera celebridad a quien la familia Arvizo atrajo. En cierto modo, fue George Lopez quien condujo a los Arvizo a lo largo de un camino que finalmente terminó en Neverland.



Jackson trató de mostrar poca emoción, pero era obvio que estaba interesado en conocer la experiencia de Lopez. La estrella del pop se quedó inmóvil, como si estuviera observando el testimonio vagamente, pero en realidad, estaba pendiente de cada palabra.



Cuando se dirigió al jurado, el Sr. Lopez habló con un tono agradable y una sonrisa luminosa e intermitente en su rostro. Al cómico parecían gustarle los Arvizo, y Lopez habló sobre el "grupo de comedia" del Laugh, describiendo un programa para niños desfavorecidos. Lopez explicó para él significaba un cambio participar en el grupo de comedia del Laugh, como mentor de unos niños que estaban “en riesgo”.



GeorgeLopez contó al jurado que comenzó ainvolucrarse con el club de comedia en 1999, momento en el que conoció a los niños Arvizo; y en un principio, Lopez no tenía más que cosas buenas que decir sobre esta familia. Describió a los tres niños como "buenos chicos" y mencionó que su madre, Janet, parecía estar muy pendiente del crecimiento y desarrollo de sus hijos. Consideraba a Janet una madre dedicada y estaba impresionado porque ella estuviera dispuesta a tomar el autobús desde el este de Los Angeles, con el fin de permitir a sus hijos la oportunidad de practicar con los mejores talentos.



Lopez tenía una alta opinión de los tres niños Arvizo, a quienes llamó "valerosos". Le gustó el hecho de que estos niños pudieran hacer bromas de su propia pobreza como una forma para descubrir el humor. Aparentemente, usar la pobreza como una fórmula para crear humor era un rasgo que Lopez también había adoptado.



George Lopez, la estrella de su propio programa en ABC, testificó que se había sido cómico durante veinticinco años y dijo que había actuado en el Laugh, en Sunset Boulevard, durante más de quince años. Describió su relación con el dueño del club de comedia, Jamie Masada, como de amistad, y dijo que respetaba a Masada por haberse interesado en los niños de las zonas marginales, por poner este famoso club a disposición de estos pequeños durante el día, -permitiendo a los niños desfavorecidos estudiar comedia con profesionales. sin tener que pagar ni un centavo.



Lopez recordó que Jamie Masada le llamó para hablarle de una "familia especial de latinos desfavorecidos”, los cuales habían solicitado aprender específicamente con Lopez. El cómico dijo que trabajó con Davellin, Star y Gavin Arvizo en otoño de 1999, reuniéndose con ellos en sesiones de dos horas durante un periodo de unas siete semanas.


El cómico dijo al jurado que unas seis semanas después de que finalizara el grupo de comedia, Janet Arvizo le llamó a su móvil y estaba "totalmente angustiada" por la enfermedad de su hijo. Janet estaba llorando porque a Gavin le habían diagnosticado un tipo de cáncer desconocido. Cuando Lopez se enteró de lo enfermo que estaba Gavin, de que su vida pendía de un hilo, le visitó en el hospital y encontró al niño en un “estado pésimo”.



En el hospital, George Lopez conoció al padre de Gavin, David. Lopez dijo que su mujer y él habían ido a ver a Gavin al hospital en numerosas ocasiones y dijo que él también había visitado a Gavin en la casa de sus abuelos en El Monte, la cualLopez describió como una track house
©, un típico hogar de bajos ingresos, con cubiertas de plástico en los muebles y en el suelo del pasillo, - un lugar que le recordaba a su propia casa durante la niñez. George Lopez dijo que la modesta casa estaba limpia y ordenada, y habló acerca de una habitación especial que habían preparado para Gavin, -un ambiente estéril del que Lopez recordó que había que entrar con “una bata”.



Mientras George Lopez continuó contestando a las preguntas del Fiscal de Distrito, el cómico intentó dejar claro que estaba feliz de ayudar a los Arvizo y dijo que Janet nunca le había pedido dinero. Lopez declaró que no estaba seguro de qué hacía ella para ganarse la vida. Pensaba que Janet era camarera. Sin embargo, cuando su testimonio se volvió más detallado, fue evidente que realmente no sabía mucho acerca de Janet Arvizo; que su trato con ella se había limitado a unas charlas breves en el Laugh. Lopez parecía creer que Janet era una buena mujer, pero no podía basar su opinión en nada en concreto.

___________________________

© Track House: Estilo de vivienda en la que se construyen varias casas idénticas para formar una comunidad e identificarla como tal.

En el contra-interrogatorio, Lopez dijo al jurado que en febrero y marzo de 2000, cuando Gavin estaba muy enfermo, su mujer y él fueron a menudo a visitar a Gavin y a David Arvizo al hospital. A medida que fue inquirido acerca de los detalles, el cómico intentó mantener la calma, pero los presentes en la sala pudieron ver que Lopez se estaba sintiendo un poco incómodo con la línea de preguntas. Cuando se le pidió que hablara al jurado acerca de la preocupación de David Arvizo por el dinero, el cómico dijo que el Sr. Arvizo le "hizo saber que estaba corto de dinero".



"¿Le resultó extraño no haber visto nunca a Janet en el hospital?", preguntó Mesereau.


“Bueno, ya sabe, pensaba que era camarera, o eso creía”, dijo Lopez. “Yo no estaba allí todo el tiempo, pero cada vez que iba al hospital, ella no estaba; así que imaginé que estaba trabajando".

“En realidad, usted no sabe si estaba trabajando, ¿verdad?”.

"No lo sé".

"De acuerdo. Y usted pudo haber pensado que era camarera, pero realmente no sabe en qué lugar estaba sirviendo mesas, ¿no?".

“Nunca me sirvió a mí”, dijo Lopez,provocando una sonrisa al jurado.

"De acuerdo. Está bien. ¿Cómo de audaz era David a la hora de pedir dinero?", preguntó Mesereau.

"Ya sabe, era bastante audaz", dijo Lopez. “Cuando usted está hablando con un tipo y siempre sale el tema, ya sabe, usted termina distanciándose. Cada vez que hablábamos, en realidad siempre era acerca de dinero”.

“Y él siempre le dijo que no tenía manera de pagar las facturas de su familia, ¿verdad?”, preguntó Mesereau.

“Eso es correcto”.

“¿Y en una ocasión, usted le dio una pequeña cantidad que tenía en su bolsillo?”.

“Sí. Yo solo tenía una cantidad pequeña en ese momento”.

“Él siempre quería dinero, ¿no?”.

"Sí", Lopez dijo al jurado. “Literalmente, le di al tipo todo lo que tenía en mi cartera e imaginé que yo sacaría más tarde”.


Lopez dijo que regularmente entregaba en mano a David Arvizo sumas de 40 dólares; fajos de dinero en efectivo, en pequeñas cantidades de hasta 80 dólares. Declaró que le había pedido a David Arvizo que participara en una recaudación de fondos para Gavin, la cual se celebraría en el Ice House, un club de comedia de Pasadena, y dijo que se mostró más que feliz por acometer el proyecto. Sin embargo, cuando tuvo la impresión de que la recaudación de fondos “no iba destinada a Gavin”, George Lopez dijo a los miembros del jurado que comenzó a cambiar de opinión.



“No se trataba de cómo estaba Gavin ni de cómo se sentía”, declaró Lopez. “No se trataba de un dinero para Gavin. A mí me parecía que David Arvizo estaba más interesado en el dinero de lo que lo estaba en su hijo”.



George Lopez dijo al jurado que debido a que David Arvizo había indicado que su familia no tenía seguro médico (algo que más tarde se demostró que era falso) y que no tenía dinero para pagar las facturas médicas, él estuvo de acuerdo en hacer una recaudación de fondos, planeando usar su programa de radio en LA para atraer a una multitud. El cómico recordó que cuando se retrasó a la hora de fichar a otros talentos, se dio cuenta de que David Arvizo, de repente, se volvió “muy insolente” acerca de la programación del evento, haciendo preguntas sobre cuánto dinero pensaba Lopez que se podía recaudar.



"En algún momento, usted pensó que David estaba excesivamente fascinado por el dinero y las posesiones, ¿verdad?",preguntó Mesereau.

“Es correcto”.

"Porque cuando usted visitó la habitación en El Monte, él presumió de ella con su DVD y todo lo demás, ¿cierto?".

"Así es", dijo Lopez.

"¿Llegó usted a saber quién pago la renovación de esa habitación?".

"No".

“De acuerdo. ¿David nunca le habló acerca de cómo esa habitación llegó a estar en tan buenas condiciones?”, quiso saber Mesereau.

"No. Mi hipótesis fue que lo dispuso Jamie Masada”.

"Ahora bien, le dijo a la policía, Sr. Lopez, que usted pensaba que David Arvizo estaba particularmente fascinado con la televisión de pantalla grande y con la Nintendo, ¿verdad?".

"Sí".

“Usted dijo que también se dio cuenta de esto, en menor grado, con los niños, ¿verdad?".

"Sí".

"Bien. Y le dijo a la policía que todo lo relacionado con David parecía tener que ver con dinero, ¿verdad?".

"Sí".



George Lopez testificó con honradez y elegancia, a veces mostrándose divertido, y siempre pareciendo sincero. El cómico dijo al jurado que en 2000 estaba viviendo enuna casa en Sherman Oaks, y explicó que cuando supo que el cáncer de Gavin había entrado en fase de remisión, invitó a la familia Arvizo a pasar una tarde con él en su casa.



Lopez recordó que condujo hasta El Monte para recoger a David, junto con Gavin y Star, y los llevó a su casa "para que los chicos pudieran jugar en el patio interior durante un rato". Lopez dijo que condujo a los niños a Pizza Hut
©, también los llevó a un centro comercial, después regresaron a su casa por un breve espacio de tiempo y más tarde los dejó en El Monte.

___________________________

© Pizza Hut: Cadena de comida rápida, especializada en pizzas.

El cómico declaró que Gavin parecía débil en aquella época, pero que también parecía más enérgico que antes. Dijo que pensó que el comportamiento de Gavin Arvizo fue un poco insólito en el centro comercial, explicando que Gavin señalaba todo tipo de artículos, pidiendo "todo" lo que aparecía ante sus ojos. George Lopez creyó que era extraño que David Arvizo se mantuviera "visiblemente a un lado", mientras su hijo Gavin le pedía a Lopez que le comprara artículos caros. El cómico encontró raro que David Arvizo nunca dijera ni una palabra para imponer algún tipo de prudencia en el desmande de Gavin por las compras.



Lopez dijo que cuando llegó a su casa ese mismo día después de dejar a los Arvizo en El Monte, miró alrededor de su sala de estar, un lugar que describió cariñosamente como "una habitación en la que es muy común entre los mejicanos, -que no se permita sentarse a nadie-, donde no se toca nada"
©. Lopez dijo al jurado que a su regreso a casa, miró hacia la repisa de la chimenea y vio una cartera allí, que no le pertenecía, y que tenía la identificación de Gavin y un billete de 50 dólares.



Mientras sostenía la cartera, George llamó a su mujer, Ann, y le entregó la billetera. Lopez testificó que inmediatamente llamó a Gavin para que el niño supiera que había encontrado su cartera, e hizo preparativos para dejarla en el Laugh, donde los Arvizo podrían recogerla de manos del dueño del club, Jamie Masada.



Tom Mesereau quería una explicación más detallada acerca de la conducta de los Arvizo en aquella ocasión, y le pidió a George Lopez que detallara los hechos concretos de aquel día de “compras desmandadas” con los Arvizo. Para el jurado, Lopez describió sus “aventuras” con los Arvizo en San Fernando Valley, culminando con la misteriosa aparición de la cartera de Gavin.



“¿Le dijo a la policía que parecía que David daba intencionalmente la espalda y no hacía esfuerzos por impedir las peticiones de Gavin?”, preguntó Mesereau, refiriéndose a la borrachera de compras.

"Es correcto".

"Usted pensó que era extraño, ¿verdad?".

"Pareció raro".

"¿Les llevó a comer ese día?".

"Sí, señor".

“¿Y, ya sabe, les llevó a comer algún otro día?”.

"No".

“Está bien. Ahora, ¿dónde vio la cartera?”,preguntó Mesereau.

“La cartera estaba en la repisa de la chimenea de mi casa. Era la única cosa sobre la repisa”, dijo Lopez.

"Y cuando la vio, ¿cómo pensó usted que había llegado hasta allí?".

"Verá, nunca me imaginé cómo había llegado allí", dijo Lopez. “Porque nadie entra en esa habitación, así es que era un poco raro que una cartera terminara allí, -sobre esa repisa".

"¿Y qué altura tiene esa repisa?".

"Ya sabe, a la altura del hombro".

"Más alta que Gavin, ¿verdad?".

"En ese momento, quizá”.

“¿Así que le pareció peculiar que de repente una cartera apareciera allí encima?”.

"Bueno, estando en esa habitación, sí. Realmente se suponía que allí no debería haber nada".

"¿Había visto usted a Gavin o a David en esa habitación?".

"No".



George Lopez dijo al jurado que unos días más tarde llegó a descubrir que David Arvizo le había asegurado a Jamie Masada que en la cartera de Gavin había 350 dólares. Testificó que cuando David Arvizo fue a recuperar la cartera de manos de Masada, el padre de los Arvizo le sugirió a Masada que George Lopez, de algún modo, "había perdido" 300 dólares de la cartera de Gavin.



Se trataba de una acusación que a Lopez no le gustó, especialmente cuando descubrió que Jamie Masada se encargó de“reemplazar” los 300 dólares, incluso sin consultarlo con él. El cómico dijo que se quejó a Masada por reemplazar el dinero que "supuestamente" él había perdido, pero Masada insistió en que solo quería hacer las paces con los Arvizo.



Conforme el cómico contaba la historia, los oídos del jurado se agudizaban. A pesar de que la estrella de TV estaba intentado minimizar el extraño comportamiento de estas personas, para los presentes en la sala, el clan Arvizo estaba empezando a parecer una familia de estafadores. Las intenciones de los Arvizo parecieron incluso peores cuando Lopez describió las constantes llamadas de David Arvizo, declarando que le estaba acosando, presionándole agresivamente para tratar de obtener los fondos de la recaudación que se estaba organizando.



Lopez dijo al jurado que David le llamaba a menudo a la cadena de radio donde él trabajaba, interrogándole siempre acerca del dinero. Las llamadas eran tan insistentes que Lopez estuvo pensando que quizá, se debía cancelar la recaudación de fondos. George Lopez explicó que su mujer, Ann, había participado en una donación de sangre celebrada para Gavin en el Laugh, y dijo que durante los meses siguientes, él aún estuvo dispuesto a ayudar a Gavin Arvizo, hasta que se produjo un incidente en un parking que fue “la gota que colmó el vaso”.



Para el jurado, el cómico detalló una noche de mayo de 2000, recordando que David Arvizo estaba esperándole fuera de un restaurante donde él había estado actuando. Lopez declaró que cuando salió al parking a las 10 de la noche, David Arvizo estaba allí, enfadado, y empezando a ponerse demasiado agresivo respecto a la recaudación de fondos. Lopez dijo al jurado que los dos "intercambiaron unas palabras" en ese momento, y contó que después de su breve intercambio, nunca quiso volver a ver a David Arvizo.



Lopez dijo al jurado que le llamó "extorsionador" a la cara, e hizo una pequeña broma sobre el uso de "una palabra tan fuerte". Pero nadie en la sala se estaba riendo.



Con Tom Mesereau todavía interrogándole, George Lopez describió la forma agresiva que “el padre de los Arvizo” utilizó para perseguirle por motivos económicos. Cuando Lopez supo que David había telefoneado a su casa y había despotricado contra su mujer, Ann, llamándola "puta zorra" y otros descalificativos, también cortó radicalmente los lazos con el resto de los Arvizo.



Ante el jurado, George López, reiteró que tuvo una muy "acalorada discusión" con David Arvizo, quien había hecho todo lo posible para tratar de hacer que el cómico se sintiera culpable por no ayudar a Gavin. Mencionó que seis meses después de que rompiera todos los lazos con esta familia, Janet se acercó a él de alguna manera, quizá a través de Jamie Masada, y le envió un llavero de metal que tenía un grano de mostaza incrustado en él. Lopez supo que el llavero significaba un"gracias" de parte de Janet, pero dijo que para entonces, realmente no le conmovió.

___________________________
© George Lopez: Nacido en California, aunque con ascendencia mejicana.

A petición de Mesereau, George Lopez describió a la familia Arvizo como "locamente fascinada" por Michael Jackson. La estrella de la TV recordó a David alardeando de sus visitas a Neverland Ranch, e indicó que comenzó a actuar de forma un poco extraña después de que la familia hubiera establecido una sólida relación con Jackson.



"En algún momento, David comenzó a presumir ante usted sobre Neverland Ranch, ¿no?", preguntó Mesereau.


"Sí", dijo Lopez.

“Y usted pensó que su actitud había cambiado, ¿correcto?”.

"Sí".

“Usted pensó que se había vuelto un tipo altanero o esnob, ¿podría ser esa la palabra correcta?”.

"Prendado", dijo Lopez.

"Prendado. ¿Así es como describiría la actitud de David,después de que él le contara que la familia había ido a Neverland Ranch?".

"Sí".

"Y él le dijo que Michael Jackson le había dado una furgoneta a su familia, ¿correcto?".

"Eso es correcto".

“De acuerdo. Y usted le describió a la policía como ‘locamente fascinado’ por su reciente relación con Michael Jackson, ¿cierto?”.

"Sí".



Antes de que el testimonio de la estrella de televisión finalizara, la gente ya no podía dejar de preguntarse por qué Michael Jackson no había calado a esta familia. Claramente, Lopez había decidido que “no eran trigo limpio”, pero Jackson no se había dado cuenta de nada de esto respecto a ellos. Al abandonar la sala del tribunal, Lopez miró a Michael y se esforzó por sonreír a la estrella del pop.



Pero a Jackson no le hizo gracia.



Después de presenciar el testimonio de George Lopez, la estrella del pop parecía estar dándose cuenta de que debería haber tenido algún tipo de red de seguridad que lo hubiera mantenido a salvo de todas estas personas, debería haber tenido algún tipo de proceso de selección para protegerlo de timadores. De alguna manera, Jackson había sido inducido a creer que varias estrellas de TV y cine estaban abrazando a esta oprimida familia de latinos, lo cual, en un principio, había sido cierto.



Sin embargo, ni una sola de las personas del Laugh informó a Jackson acerca de ningún problema o “precaución a tomar”respecto a los Arvizo.





FIN DEL CAPITULO 15







"LETS HEAL THE WORLD TOGETHER, THIS IS MY DREAM..."

Admin-Dulce
Administradora
Administradora

Mensajes : 4289
Puntos : 5179
Fecha de inscripción : 11/02/2010
Edad : 49
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: DESDE EL 16 DE FEBRERO: LA VERDAD SOBRE MICHAEL JACKSON

Mensaje por Admin-Dulce el Jue Jun 07, 2012 3:01 pm





El Día de los Inocentes © en medio de una lúgubre atmósfera y señales de que el juicio no iba bien, los medios de comunicación entrevistaban fuera de la sala a los fans de Michael, quienes parecían tener sentimientos encontrados acerca de lo que el futuro le deparaba a la estrella del pop. A muchos les enfurecía que los primeros acusadores fueran a ser arrastrados al procedimiento actual, seguros de que su testimonio sobre las acusaciones anteriores, crearía más perjuicios innecesarios en contra de Michael.

Los fans estaban furiosos. Pensaban que la Corte había elegido a Michael como a un objetivo; que le estaban tratando injustamente. Hastiados al ver que la prensa arremetía contra él cada día, algunos de los fans de Michael tenían miedo de que la estrella fuera a desgastarse. Muchos estaban convencidos de que una pena de prisión sería el fin para la superestrella.

La gente se volvió melodramática. Especulaban acerca de que si era condenado, Michael moriría en la celda de una prisión. Tom Mesereau también estuvo de acuerdo con esa impresión, confesando más adelante, que llevó el juicio como si fuera "un caso de pena de muerte". Mesereau estaba convencido de que Jackson acabaría muerto si le enviaban a prisión.


Los miles de seguidores de Michael, los que hicieron el viaje a Santa Maria, sentían que eran una parte necesaria en la batalla de Jackson. Incluso si los medios de comunicación tendían a ignorarles o a tratar de desestimar[/size] su importancia, los fans sabían que estaban en el lugar que les correspondía. Los fans se aseguraron de que se oyeran sus voces, y continuaron murmurando a los medios de comunicación acerca de la inocencia de Michael. Algunos seguidores estaban convencidos acerca de la existencia de una conspiración –y levantaban pancartas que señalaban a Sony.


___________________________
© Día de los Inocentes (April Fool’s Day): En EE.UU, el día de los Inocentes se celebra el 1 de abril. La traducción literal del apelativo de este día, sería Día de los tontos. En España se conoce como el Día de los Santos Inocentes.


Cada día, ante la presencia de Michael, algunos fans lloraban, otros cantaban. La gente quería decirle a Michael que le amaban y querían estar cerca de él de cualquier manera posible. Los fans amanecían cada día y estaban fuera de la Corte a las 6.00 de la mañana, esperando bajo el frío, la lluvia; lo que fuera necesario para conseguir un asiento en la zona del público, dentro de la sala del Juzgado.


Los fans que tenían la fortuna suficiente como para poder entrar, siempre estaban interesados en escuchar el giro que los medios daban a las cosas. Los afortunados fans contaban una cosa, y los medios solo informaban de las partes procedentes del estrado de los testigos, ninguno de los cuales apoyaba a Jackson. Los fans estaban sobresaltados por el sistema de justicia estadounidense, pero por encima de todo, odiaban a los medios, de quienes sentían que inequívocamente se habían alineado con la Fiscalía.



Era el Día de los Inocentes cuando se reveló una pieza importante del rompecabezas. El reportado acuerdo de 20 millones de dólares con Jordie Chandler fue objeto de escrutinio cuando el poderoso abogado, Larry Feldman, hizo su entrada en la sala de audiencias para testificar. A los presentes en la sala, Feldman les parecía un semidiós. El hombre tenía un aire de superioridad que era palpable. Vestido impecablemente, con la frente alta y una apariencia de dinero goteando de cada bolsillo, a Feldman le pidieron que le hablara al jurado acerca de su preparación académica; señalando que había sido el número uno de su clase en Loyola Law School, indicando que ejercía como abogado desde 1969.


Larry Feldman trabajaba en una firma de abogados en Los Angeles, que estaba compuesta por seiscientos letrados y tenía oficinas abiertas a miles de kilómetros -New York, Shanghai, Washington D.C., Chicago-, y la lista continuaba. Feldman había sido abogado litigante toda su vida, asegurando que se había convertido en socio mayoritario del bufete al que se unió justo después de salir de la Facultad de Derecho, y dijo que había representado a trabajadores federales agraviados, a sindicatos, y a una amplia serie de personas, -incluyendo a letrados acusados de mala praxis .

__________________________

Loyola Law School: Facultad de Derecho Loyola.


Cuando Sneddon le pidió al abogado que hablara más específicamente acerca de su extensa variedad de clientes, Feldman dijo no quería impresionar a nadie mencionando los nombres de sus defendidos. Larry Feldman había llevado de todo, desde demandas contra grupos de rock hasta la defensa de compañías petroleras; pero el único nombre que se mencionó fue el de Johnnie Cochran©. Uno no podía dejar de preguntarse por qué Sneddon habría elegido que surgiera ese nombre en particular. Tal vez esperaba mostrar a Feldman como al abogado del abogado. Tal vez estaba jugando el naipe de la raza. Tal vez era un poco de ambas cosas. [/size]


Para responder a la pregunta de Sneddon, Feldman testificó que representó durante diez años a Johnnie Cochran en un asunto legal, -desde el día en que Johnnie se involucró en el juicio de O.J. Simpson hasta enero de 2004. Luego, mientras se presentaba una lista de sus credenciales ante el jurado, Feldman confirmó que era un "Miembro del Colegio Americano de Abogados Litigantes", una distinción limitada al 1% de todos los abogados de los Estados Unidos. Le dijo al jurado que fue invitado a formar parte de la "Academia Internacional de Abogados Litigantes", una organización que, en teoría, estaba compuesta por los quinientos mejores abogados del mundo.

Larry Feldman era -como señaló Sneddon-, la crème de la crème©
__________________________

© Johnnie Cochran: Abogado de raza negra que representó a Michael Jackson en 1994, frente a las acusaciones de los Chandler. Jordie Chandler estuvo representado por Larry Feldman, al que Cochran contrató más tarde para que representara al propio Cochran en un caso de pensión compensatoria, por convivencia more uxorio (convivencia como pareja de hecho). Johnnie Cochran falleció el 29 de marzo de 2005, víctima de un tumor cerebral, mientras el juicio contra Michael Jackson tenía lugar. El Sr. Jackson acudió a su funeral, acompañado de su actual equipo de la defensa en el caso Arvizo. Larry Feldman también acudió al funeral, acompañado por su esposa y luciendo una gran sonrisa.

©La crème de la crème: Expresión francesa que se utiliza para indicar que algo es lo mejor de lo mejor.



Una vez concretado esto, el Fiscal de Distrito enfocó sus preguntas hacia el infame pleito en el que Larry Feldman había representado a Jordan Chandler, la demanda acerca de la que todo el mundo parecía conocer. En 1993 -cuando el muchacho Chandler tenía trece años-, Gloria Allred había representado inicialmente a Jordan, pero el jurado se enteró de que el chico "quería cambiar de abogado", y fue remitido a Larry Feldman a través de una serie de manos de gran poder. Cuando a Feldman le mostraron una foto de Jordie, identificó al joven como a "un chico adorable y guapo", que había presentado una demanda contra Michael Jackson por presunto abuso sexual.
Feldman testificó que él presentó el caso Chandler versus Jackson en el Tribunal Superior de Los Angeles, pero dijo que las actuaciones nunca llegaron a juicio porque se alcanzó una solución a favor de Jordan Chandler, en 1993 o 1994. Feldman no estaba seguro de la fecha exacta, y Sneddon no fue puntilloso. Por el contrario, el Fiscal quería avanzar rápidamente hasta 2003, para averiguar el momento en que a Larry Feldman le contactó el abogado Bill Dickerman, quien le había telefoneado para remitirle otra familia, -la familia de Gavin Arvizo.


Larry Feldman no podía recordar si Bill Dickerman había estado durante su primera reunión con los Arvizo, en su antigua oficina, entonces situada en Santa Monica; pero Feldman supuso que Dickerman llevó personalmente a los Arvizo hasta allí. A pesar de que no podía recordar los detalles de la reunión en sí mismos, Feldman declaró que en 2003 se entrevistó con Janet, Gavin, Davellin y Star Arvizo, y que utilizó "un proceso" para determinar cómo podría manejar el caso Arvizo.


“El proceso que sigo en toda ocasión en mi despacho, es que la gente viene y cuenta los hechos de una historia”, testificó Feldman. “Depende del caso, pero hablando en general, haremos el estudio, el estudio jurídico, para deducir qué jurisprudencia es aplicable”.


__________________________

© Larry Feldman: Fue el abogado de los Chandler, consiguiendo un acuerdo millonario de Michael Jackson a favor de la familia Chandler y de sí mismo. Posteriormente, también fue el abogado de los Arvizo, cuando planeaban acusar al Sr. Jackson de abuso sexual infantil.


    Feldman explicó que la génesis del caso Arvizo fue el documental de Martin Bashir, y declaró que la familia quería presentar una demanda contra Bashir y la entidad británica para la que trabajaba, -la cuestión fundamental era que el Sr. Bashir había grabado a los niños Arvizo sin ningún tipo de consentimiento.


    Larry Feldman dijo que trató de diferenciar "el heno de la paja" en las afirmaciones de los Arvizo; pero cuando no pudo, decidió contactar con el Dr. Stanley Katz, un experto psicólogo, a quien le pidió que se reuniera con los niños Arvizo. Para los presentes en la sala, parecía ser una coincidencia extraña que el Dr. Stanley Katz fuera el mismo psicólogo al que Feldman había recurrido en el caso Chandler versus Jackson.



    En todo caso, el Dr. Katz fue la persona a la que le pidió que hiciera una evaluación sobre los Arvizo; a fin de determinar la naturaleza y la "gravedad" de sus afirmaciones. La familia Arvizo, -testificó Feldman-, necesitaba tener a un "experto" que hablara con ellos -el cual fue un elemento clave para tomar su decisión en cuanto a coger o no el caso.


    "El procedimiento era permitir que un experto -y yo no lo era-, pasara algún tiempo con los tres", dijo Feldman al jurado. “En realidad, Davellin no era el problema; pero Janet, Star y Gavin [sí lo eran], y dejé que algún experto averiguara, si podía, lo que estaba ocurriendo".

    El jurado supo que como resultado del encuentro de Stanley Katz con los Arvizo y de su “evaluación”, en mayo o junio de 2003, Larry Feldman llamó a los Arvizo para que volvieran a su oficina y discutir sus opciones. Feldman dijo que basándose en lo que Stanley Katz le había dicho a través de un informe oral, basándose en las conversaciones iniciales de los Arvizo con el psicólogo, y basándose en el estado mental de la familia Arvizo, tomó una decisión, -y los Arvizo fueron a visitar al Dr. Katz por segunda vez.


    Larry Feldman explicó que después de las subsiguientes conversaciones entre la familia Arvizo y el Dr. Katz, como resultado de un informe que el Dr. Katz había redactado sobre los Arvizo, Feldman decidió llamar a la oficina del Department of Children & Family Services del Condado de Los Angeles, informando a la agencia de que podía tener entre manos un caso de alto perfil).

    Feldman testificó que la razón por la que contactó con el Department of Children & Family Services del Condado de Los Angeles, fue para tener la "absoluta seguridad" de que no habría ninguna fuga en relación con un informe que el Dr. Katz iba a presentar. Pero como se vio después, el DCFS
    © decidió que en ese momento no debían entregarle el informe a su agencia. El DCFS recomendó que remitieran el informe a la autoridad competente, y Larry Feldman hizo una llamada al Fiscal de Distrito, Tom Sneddon.


    Mientras hablaba al jurado con una voz profunda y formal, Larry Feldman dijo que cuando contactó con Tom Sneddon, pidió que el Fiscal de Distrito de Santa Barbara llevara la investigación. Feldman insistió en que no tenía planes de presentar una demanda civil contra Michael Jackson en ese momento. Feldman afirmó que estaba representando a la familia Arvizo con respecto a posibles reclamaciones contra Martin Bashir ©El poderoso abogado testificó que “terminó” su relación con los Arvizo por carta en algún momento de octubre de 2003.
    __________________________

    ©CFS (Department of Children & Family Services): DCFS son las siglas del Departamento de Servicios para Niños y Familias. Este Departamento se entrevistó con la familia Arvizo y después de realizar sus pesquisas realizó un informe propio donde concluyeron que no había indicios de delito por parte de Michael Jackson. Por este motivo, rechazan involucrarse, invitando a Larry Feldman a que se dirija a las autoridades.

    © Reclamaciones contra Martin Bashir: Supuestamente para obtener un beneficio económico por haber mostrado la cara de Gavin Arvizo, menor de edad, en el documental “Living with Michael Jackson”. Sin embargo, el Sr. Jackson junto con Janet Arvizo estaba preparando una demanda contra la productora de Bashir por este mismo motivo, entre otros.


    Sin embargo, Feldman admitió más tarde que posteriormente en 2004 había realizado "algún trabajo" en nombre de los Arvizo. Feldman dijo al jurado que cuando Michael Jackson fue detenido, decidió presentar una demanda contra el DCFS en nombre de los Arvizo, debido a que la agencia estatal había "filtrado" a la prensa el nombre de los Arvizo. Feldman creyó que la familia Arvizo, posiblemente, estaba buscando algún tipo de indemnización monetaria por parte del DCFS, responsabilizando a la agencia estatal por "hacer saltar" sus nombres en todas las noticias.

    Cuando llegó el momento de que Tom Mesereau comenzara su contra-interrogatorio a Larry Feldman, la tensión era tan alta, que fue como ver el inicio de un combate de boxeo profesional. Mesereau no perdió el tiempo en llegar al punto principal, que en este caso era el dinero. Mesereau quería que el jurado entendiera que, independientemente de los resultados del juicio, tanto Gavin como Star Arvizo tendrían hasta los dieciocho años de edad para demandar a Michael Jackson. El abogado de la defensa quería dejar claro, para que constara, que si se obtenía una condena penal en un caso de abuso sexual infantil, los chicos Arvizo podrían utilizar lo que quisieran de la causa penal, aportar cualquiera de esas pruebas en un juicio civil paralelo a la denuncia, para reclamar millones de dólares en daños y perjuicios.



    En otras palabras, si el Sr. Jackson fuera condenado por un delito de abuso sexual infantil en este caso, ya sea Gavin o Star Arvizo, ¿podrían utilizar esa condena para, esencialmente, ganar un proceso civil en relación a hechos similares contra el Sr. Jackson?”

    "Eso es correcto", dijo Feldman.
    “Si hubiera una condena por un delito de abuso sexual infantil en este caso, y si Star o Gavin Arvizo decidieran demandar en un caso civil © basado en supuestos hechos similares de abuso sexual, esencialmente, la única cuestión pendiente sería la cantidad de dinero que usted recibiría, ¿correcto?".

    "Probablemente. Creo que se acerca bastante", admitió Feldman. “Quiero decir, nada es tan simple, como acabamos de exponer. Usted lo sabe tan bien como yo. Pero en esencia, creo que eso es lo que podría ocurrir”.

    Mesereau ganó en ese punto. Había conseguido una respuesta directa de Feldman desde el principio. Pero cuando los dos abogados comenzaron a avanzar sobre los detalles importantes, no pudieron ponerse de acuerdo en casi nada más. Después de un tiempo, sus puyas se convirtieron en una sesión de sparring legal © que era difícil de entender para un profano. Tom Mesereau, que no había sido el número uno de su promoción, que no le habían elegido como a uno de los"quinientos mejores abogados del mundo", parecía haberse preparado para una gran batalla, y Larry Feldman no iba a ser menos. Feldman pleiteó con Mesereau prácticamente en todos los puntos.

    __________________________
    © Caso civil: Si los Arvizo ganaban el caso penal, el Sr. Jackson sería condenado a prisión, y ellos aún tendrían la oportunidad de demandarle civilmente para requerirle una indemnización millonaria por los supuestos abusos sexuales. Si los Arvizo ganaban el proceso penal, eso significaría en un 90% de posibilidades que también ganarían el proceso civil.

    © Sparring legal: Combate legal.


    La conclusión era que Tom Mesereau quería que Larry Feldman admitiera que si el Fiscal llegaba a ganar la causa penal en curso, la condena le ahorraría a cualquier abogado civil una gran cantidad de tiempo y dinero en la investigación que implicaba un juicio civil posterior. Mesereau estaba diciéndole indirectamente al jurado que los Arvizo estaban, quizás, usando el dinero de los contribuyentes para reducir los costes[/size]© de una demanda civil prolongada. Fue una insinuación con la que Feldman se ofendió, y los dos abogados discutieron sobre el tema. Al mismo tiempo que eran corteses y correctos, -verbalmente, trataban de cortarse la garganta el uno al otro.


    "Señor, ¿le dijo usted al Gran Jurado del Condado de Santa Barbara, que había incurrido en un tremendo coste de gastos durante su demanda contra el Sr. Jackson en 1993?", preguntó Mesereau.
    "Lo hice. Y era cierto”, le dijo Feldman.

    "Y si se estableciera una responsabilidad a través de una condena penal, un litigante civil podría evitar la mayoría de esos costes, ¿correcto?".

    "Alguno de esos costes. No la mayoría", dijo Feldman. “Algunos. Quiero decir, ciertamente evitaría algunos".

    "Usted podría evitar un montón de los costes de la investigación, ¿correcto?".


    "Ya sabe, es… ¿puedo?", balbuceó Feldman.

    "Sólo conteste a mi pregunta -si puede-, por favor", insistió Mesereau.


    Pero Feldman dijo que no podía responder a la pregunta de la forma en que se la estaba planteando. Feldman quería explicar que los Arvizo no podrían evitar los costes completos de la investigación; que cualquier abogado civil que cogiera el caso, aún incurriría en costes de investigación, aunque tal vez en menor grado. Feldman admitió que algunos de los costes serían diferentes, pero insistió en que los honorarios de los abogados serían los mismos.


    "Pero si usted fuera a medir sus honorarios en horas, señor, y usted no tuviera que demostrar la responsabilidad, podría ahorrar una gran cantidad en honorarios de letrado, ¿no?", preguntó Mesereau.

    Feldman afirmó que Mesereau lo estaba asumiendo todo de forma errónea, diciendo al abogado defensor, "No funciona de esa forma". Pero estaba claro para el jurado y para todos en la sala, -que Mesereau había zarandeado a Feldman. A medida que el contra-interrogatorio se calentaba, Mesereau logró que Feldman reconociera que sin una condena penal previa, un juicio civil duraría meses. Feldman comenzó a discutir sobre aspectos sutiles, y trató de afirmar que todavía habría costes y todavía habría que llevar a cabo un procedimiento para lograr un juicio civil contra Jackson. Pero cuando ya estaba todo dicho, Feldman, finalmente admitió que con una condena penal en la mano, el largo proceso de un juicio civil casi se eliminaría.

    "Ahora bien, en el caso civil en el que usted representó al Sr. Chandler y a sus padres contra el Sr. Jackson, se presentó una demanda reconvencional ©, ¿no es cierto?", preguntó Mesereau.

    "¿Se presentó?", dijo Feldman, con mirada atónita.

    "El Sr. Jackson demandó por extorsión, ¿no?".

    “No sé. Yo sé que él lo afirmó, -sé que su investigador, el Sr. Pellicano habló de extorsión”.

    "¿No lo recuerda?".

    "No estoy diciendo que no ocurriera. Solo que no lo recuerdo".


    Conforme los interrogantes jurídicos volaban por la sala, Tom Mesereau fue capaz de establecer -y desglosar en términos sencillos- el hecho de que el caso de 1993 de Jordie Chandler, tenía una expresión en el acuerdo extrajudicial que declaraba que "ninguna de las partes admite que hubieran ocurrido irregularidades contra la otra".


    __________________________

    ©Reducir los costes: Los costes de los denunciantes en un proceso penal los asume el Estado. Los Arvizo no tuvieron que gastar nada en el juicio penal contra el Sr. Jackson. Sin embargo, en un proceso civil, tendrían que gastar dinero en la representación legal de su abogado u abogados, peritos, expertos, investigadores privados, etc. Cuanto más largo fuera el juicio civil, más aumentaría el coste del mismo para los Arvizo. Lo que Mesereau pone al descubierto es que los Arvizo no acudieron en primer lugar a la policía para denunciar los presuntos abusos sexuales de Gavin, sino que en primer lugar acudieron a un abogado, Feldman. La táctica de Feldman fue que para que no tuvieran que asumir los gastos mencionados, en vez de demandar civilmente al Sr. Jackson, le denunciaran penalmente; de este modo, muchos de esos gastos los tendría que asumir el Estado. Y si los Arvizo ganaban, entonces él demandaría civilmente al Sr. Jackson, pudiendo tomar todas las pruebas, informes periciales, etc. del juicio penal sin tener que asumir su coste. Si los Arvizo ganaban el proceso penal, además, en el civil obtendrían una indemninación millonaria de parte del Sr. Jackson y todo ello, sin haber asumido apenas el coste. Esta táctica hubiera sido un negocio redondo, de no ser porque los Arvizo no solo no ganaron el proceso penal, sino que posteriormente al mismo, Janet fue condenada por fraude a Bienestar Social.[
    © Demanda Reconvencional (Reconvención): Es la demanda que se pone a quien a su vez te ha demandado a ti. La gente suele conocerla por el nombre popular de “contra-demanda”.


    Con respecto al caso Arvizo, Mesereau se abalanzó sobre el expediente del acuerdo que Larry Feldman tenía con el abogado Bill Dickerman, insinuando que los dos abogados tenían un plan para trabajar juntos con el fin de cobrar tanto dinero como fuera posible. Una tormenta de preguntas arreció de parte de Mesereau acerca de la cantidad de dinero que, Feldman y Dickerman, esperaban recibir en caso de que presentaran una demanda contra Jackson en nombre de los Arvizo; pero sus preguntas terminaron en callejones sin salida.

    Larry Feldman no parecía recordar los términos que había acordado con Dickerman. Feldman sabía que Dickerman quería dinero, estaba seguro de ello. Pero Feldman no podía señalar los términos financieros exactos que él y Dickerman habían convenido. Cuando Mesereau le presionó sobre el tema, Feldman sostuvo que puesto que el caso Arvizo "no iba a ninguna parte"
    ©, él no tenía ninguna razón especial para recordar los detalles exactos. Feldman intentó arrojar luz a su conexión con Bill Dickerman. Claramente, no quería ser retratado como un picapleitos.

    Cuando Mesereau mostró una serie de faxes y cartas que habían ido y venido entre los despachos de los dos abogados, después de que Dickerman remitiera a los Arvizo a Feldman, Larry Feldman admitió que había accedido a pagar algo a Bill Dickerman si Feldman llevaba el caso Arvizo. Feldman dijo al jurado que él sería el abogado principal del caso, que Dickerman habría tenido muy poco trabajo que hacer, excepto tal vez, una pequeña tarea aquí o allá.


    A medida que las palabras se caldeaban en el interior de la sala del Juzgado,con el ánimo de alterarle, Mesereau continuó abalanzándose sobre Feldman en dos puntos: 1) Larry Feldman había construido su carrera demandando a gente importante. 2) La familia Arvizo, junto con Bill Dickerman y Larry Feldman, se unieron para obtener un montón de dinero de Michael Jackson -si el jurado llegaba a creer que se había producido un abuso sexual.

    “En el Condado de Los Angeles, usted es conocido ahora como uno de los abogados pacto-demandantes de más éxito, ¿correcto?”, preguntó Mesereau.

    “Dígalo de nuevo para la prensa. Quiero que… -ésa es la cosa más agradable que nadie ha dicho de mí en este proceso”,bromeó Feldman.

    ¿Es eso cierto?".

    “Yo creo que sí”.

    “Usted ha logrado numerosas indemnizaciones multimillonarias para sus clientes, ¿cierto?”.

    “Las he logrado”.

    “Y en la mayoría de esas situaciones, usted tenía lo que se llama un pacto de cuota litis
    ©, ¿correcto?”.

    "¡Oh, claro! A lo largo de mi carrera como abogado… eso es absolutamente correcto".

    Y en general, en un pacto de cuota litis, el abogado del demandante en estos casos, es decir, usted, consigue un porcentaje de lo que obtiene para el cliente, ¿verdad?”.

    Sí".


    Feldman se vio obligado a admitir que en un caso de cuota litis, existía un incentivo para que el abogado obtuviera el mayor acuerdo posible. A medida que hacía preguntas directas, Mesereau ojeó dos documentos firmados por los padres de Jordie Chandler, quienes habían consentido el pacto de cuota litis de Feldman. Sin entrar en las cantidades exactas del pacto, Mesereau estableció que los dos padres de Jordie, los cuales se habían divorciado mucho antes de 1993, habían recibido dinero del acuerdo de Michael Jackson. El que Evan y June Chandler cobraran su propio dinero por separado, fue idea de Jordie Chandler, -según el testimonio de Feldman.



    __________________________

    ©“El caso Arvizo ‘no iba a ninguna parte’”: Feldman se refiere a que puesto que aún no había acabado el juicio penal, no era momento para pensar en un juicio civil, ya que éste, en caso de iniciarse, no lo haría hasta finalizado el proceso penal.
    ©Pacto de Cuota Litis (Contingency Fee Arrangement): Acuerdo previo entre abogado y cliente, en virtud del cual el cliente se compromete a pagarle al abogado únicamente un porcentaje del resultado del asunto, independientemente de que consista en una cantidad de dinero o cualquier otro beneficio, bien o valor que consiga el cliente por ese asunto.
    Mesereau sacó a relucir detalles acerca de la defensa penal de Evan Chandler, ya que Chandler había sido demandado por tratar, presuntamente, de extorsionar a Michael Jackson. A medida que los dos abogados se lanzaban dardos el uno al otro, el testimonio mostraría que, no solo los padres de Jordie recibieron pagos por separado, sino que el nuevo marido de June Chandler en aquel momento, David Schwartz, decidió presentar su propia demanda contra Michael Jackson, -en busca también de una indemnización para sí por daños y perjuicios.


    “Usted representó a los padres de Janet Arvizo en este caso, ¿cierto?”, quiso saber Mesereau.

    ¿A sus padres?", preguntó Feldman.

    "Usted los representaba en un intento por evitar que viéramos si Janet depositaba dinero en la cuenta de sus padres, ¿verdad?".

    “Yo le impedí a usted acceder a sus… -a esos apuntes bancarios de los padres”, respondió Feldman.

    "Y al hacer eso, señor, ¿usted trató de evitar que viéramos si Janet recibía cheques o si David Arvizo recibía cheques, o si los depositaban en la cuenta de sus padres?".
    “No, Sr. Mesereau. Yo le impedí a usted arrastrar a esos pobres padres, que no hablan inglés, a este enfrentamiento cuerpo a cuerpo”.
    "Señor, usted no puede evitar que los padres sean citados como testigos en este caso, ¿verdad?".

    "No".

    "Y ni siquiera ha intentado hacerlo".
    "Y no lo haría".

    "Lo único que intentó hacer fue impedirnos ver si Janet ponía dinero en la cuenta de sus padres".

    Cuando el volumen de Mesereau subió, Tom Sneddon objetó, diciendo a la Corte que el testigo estaba siendo atacado. Sin embargo, Mesereau se encontraba bajo una base legal correcta. Mesereau se basaba en documentos de la Corte, y a través de ellos, el abogado defensor logró demostrar que Larry Feldman había representado a los padres de Janet Arvizo desde diciembre de 2004 hasta enero de 2005. A lo largo de este periodo de tiempo, Mesereau había entregado a los padres de Janet un requerimiento para ver todos sus cheques y apuntes financieros.


    Desde el estrado, Feldman admitió que había impedido a Mesereau perseguir la posibilidad de que Janet estuviera desviando dinero. Cuando Mesereau le interrogó sobre el trabajo que el poderoso abogado había hecho, pro bono
    © en nombre de la familia Arvizo, Feldman admitió que había actuado en nombre de Janet Arvizo, sus tres hijos, sus padres, y que también había asesorado al nuevo marido de Janet, el Mayor Jay Jackson, en relación con una orden de registro en su historial militar.

    "¿Cuántas veces cree usted que ha hablado por teléfono con el Fiscal Sneddon acerca de este proceso penal?", preguntó Mesereau.

    "Bueno, no lo sé. Al menos dos o tres veces," dijo Feldman. “No nos hemos hecho un montón de llamadas. Francamente, lo llamé cuando lo llamé para decirle: ‘Aquí está el caso. Haz lo que quieras con él’. Y quizás, -no sé, cinco, seis [veces más]. No muchas. Quiero decir, no lo sé. Algo por el estilo”.
    "¿Cuántas veces cree que se reunió con el Sr. Sneddon, con motivo de su representación del Sr. Chandler en 1993?",preguntó Mesereau.

    “No sé si me reuní alguna vez con él en 1993. ¿Con el Sr. Sneddon?”.

    "Sí".

    “En 1993 yo iba por mi propia cuenta, sin… -Lo estaba llevando yo”, la voz de Feldman se fue apagando.
    "Ciertamente, usted habló con él", insistió Mesereau.

    "Yo estaba llevando el caso. Estoy seguro de que hablé con él, pero no creo que me reuniera nunca con él. Quizás lo hice. Podría. Simplemente no lo recuerdo, Sr. Mesereau. Fue hace mucho tiempo. Quiero decir, eso fue hace doce años. Simplemente no tengo una memoria absoluta de si lo hice o no. Porque el caso también fue en LA, y usted sabe que yo estaba tratando con los abogados de LA, abogados penalistas".

    "¿Sería acertado decir que por lo menos habló con el Sr. Sneddon una serie de veces acerca de su representación del Sr. Chandler?".

    "Ya sabe", dijo Feldman, "No, señor –cuando ahora usted dice ‘el Sr. Chandler’, ¿se refiere al pequeño Jordie, que ahora ya es un ‘señor’? ¿O es su padre de quien estamos hablando? Cuando usted dice ‘el Sr. Chandler’ ¿[usted quiere decir]Jordie? ¿De quién estamos hablando?”.

    "De cualquiera de ellos".
    "¿Sabe?, no creo –pudo haber ocurrido. No lo puedo negar. Solo que no tengo ningún recuerdo de ello de un modo u otro. Ni siquiera recuerdo algunas de las conversaciones que en realidad tuve con el Sr. Sneddon durante el caso”.


    Los presentes en la sala observaban cuidadosamente cómo el poderoso abogado evadía las preguntas. Algunos estaban sentados en silencio, preguntándose a sí mismos cuál había sido exactamente el fondo de la demanda de Jordie Chandler.
    __________________________

    ©Trabajo Pro bono: Un trabajo pro bono es aquel que un profesional, en este caso un abogado, hace sin cobrar sus honorarios.




    FIN DEL CAPITULO 16



[/size]~







"LETS HEAL THE WORLD TOGETHER, THIS IS MY DREAM..."

Admin-Dulce
Administradora
Administradora

Mensajes : 4289
Puntos : 5179
Fecha de inscripción : 11/02/2010
Edad : 49
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: DESDE EL 16 DE FEBRERO: LA VERDAD SOBRE MICHAEL JACKSON

Mensaje por Admin-Dulce el Dom Jun 17, 2012 3:12 pm



Jesús Salas, empleado por Michael Jackson como su administrador personal de la casa durante veinte años, era un hombre humilde. Mientras testificaba a favor de la acusación, el Sr. Salas raramente miró en dirección a Michael. El hombre parecía estar incómodo en el Juzgado. Al igual que muchos de los testigos que declararon antes que él, el Sr. Salas parecía estar impaciente por responder a las preguntas, para poder poner fin a la aterradora y pública experiencia tan pronto como fuera posible.


Para empezar, el administrador de la casa habló de que los niños eran invitados frecuentes en la casa de Michael. El Sr. Salas dijo al jurado que Michael esperaba "el mejor servicio" para todos los invitados que visitaban Neverland, que proveyeran a sus jóvenes huéspedes, más o menos, con todo lo que querían. Si los niños querían golosinas, les daban golosinas. Si los chicos querían la cena servida en la estación de tren, estaba bien. Si querían comer en la casa principal, también estaba bien.



Los niños tenían constante acceso a todas las apreciadas posesiones de Michael, incluyendo sus atracciones y sus juegos, una videoteca con videos clasificados en orden alfabético, dos zoológicos individuales, y una sala de cine que estaba abierta 24 horas, los 7 días de la semana. Salas testificó que Michael tenía una amplia sala de cine, donde mantenía a un personal fijo para que sirviera a los invitados, desde una tienda de chucherías gratis a un puesto de helados. Al jurado le mostraron una foto del teatro
©, que tenía lujosos asientos de terciopelo y dos habitaciones en la planta baja; cada habitación equipada con camas de hospital para que los niños pudieran descansar y ver películas, si querían. Las únicas reglas que Jesús Salas conocía en Neverland tenían que ver con la seguridad. A los niños no se les permitía conducir quads sin permiso, y los controlaban cada vez que conducían carritos de golf, Quadrunners©, scooters, cosas de esa naturaleza.


___________________________

© Teatro: Hace referencia a la sala de cine. La llaman teatro en muchas ocasiones porque también albergaba un escenario en el que se podían hacer pequeñas representaciones.

©Quadrunner: Quad de la marca Suzuki, que se fabricó entre 1985 y 1992.



En cuanto a la seguridad establecida en Neverland, Salas declaró que todos los invitados de Michael recibían la combinación de la casa principal, que todos los invitados de Neverland podían entrar libremente en los edificios principales de la propiedad, incluida la familia Arvizo, la cual fue invitada por Michael en la primavera de 2003.


Jesús Salas recordó recoger a los Arvizo en el aeropuerto de Santa Barbara y dijo que la familia se alojó en Neverland durante unas dos semanas, después se marcharon durante un tiempo, y más tarde volvieron a Neverland por otras dos semanas. Salas dijo que hubo una ocasión en la que se le pidió conducir a los Arvizo a LA, lo cual hizo; y testificó que los Arvizo regresaron a Neverland por tercera vez, quedándose alrededor de una semana. Durante estas visitas, dijo Salas, Michael estuvo "en la propiedad" la mayor parte del tiempo.



El Sr. Salas confirmó que había dos hombres alemanes en la finca, a quienes se refirió como "Dieter" y "Ronald", y dijo que estos hombres celebraron "reuniones" con Michael durante el tiempo que los Arvizo estuvieron en Neverland. Salas declaró que él no tenía ni idea del motivo de las reuniones, explicando que no tenía conocimiento acerca del tipo de conexión entre Dieter o Ronald con Michael Jackson. Salas dijo al jurado que Frank Cascio también era uno de los invitados habituales en Neverland cuando los Arvizo se alojaban allí, declarando que Frank "prácticamente vivía allí".


Cuando le preguntaron por las disposiciones para dormir respecto a los Arvizo, el administrador de la casa dijo que había veces en que los chicos dormían en la casa de invitados, al igual que su madre y su hermana, y otras veces en que dormían en el dormitorio de Michael. Salas testificó que a lo largo de los años, había visto a "otros niños" dormir en el dormitorio de Michael, tanto arriba como abajo, en su suite de dos alturas.


Salas dijo que no era inusual ver niños en su habitación, explicando que Jackson jugaba con sus propios hijos y con otros niños, todos los cuales se unían a Michael en su habitación, siempre que éste tenía tiempo libre. Salas dijo que Michael también recibía a adultos en su suite, contándole al jurado que había visto a adultos a los que se les servía comida y alcohol en el nivel inferior de la suite, la cual tenía una zona de salón, un piano de cola, y una gran chimenea.


Cuando le hicieron preguntas específicas sobre el alcohol, Salas dijo que él creía que Michael bebía vino y vodka. Salas testificó que, en su opinión, Michael presentaba los efectos del consumo de forma regular, pero señaló que en realidad, rara vez vio a Michael Jackson consumir alguna bebida alcohólica. Salas también confirmó que Jackson había tenido una vez un problema de medicamentos
©, el cual surgió cuando Michael se quemó gravemente durante la filmación de un anuncio de Pepsi para la Superbowl©. Salas declaró que él se había dado cuenta de que Michael se había pasado con el "tratamiento" para ese problema; pero también señaló que Jackson tenía un problema de espalda y además, se había roto la pierna en el año 2003, testificando que Michael había visitado a algunos médicos, y a veces había estado bajo la prescripción de algunas medicinas.


En los veinte años en que trabajó como jefe de los empleados domésticos de Jackson, gestionando la casa de Michael, Jesús Salas dijo que no había sido testigo de que el artista bebiera alcohol frente a los niños –nunca. Le preguntaron específicamente por Gavin, de quien Salas creyó una noche que estuvo actuando bajo los efectos del alcohol, -sin embargo, dijo al jurado que Michael no estaba con Gavin esa noche. Por otra parte, Salas explicó que ni siquiera estaba seguro de que Gavin estuviera bebido.


También le preguntaron al Sr. Salas sobre un grupo de muchachos de Los Olivos, a los que sorprendieron saliendo de la bodega de la sala de juegos, provocando un problema en Neverland en el otoño de 2003. Salas describió el incidente con los muchachos de Los Olivos y dijo al jurado que los chicos locales, invitados de Michael, habían pasado muchos días disfrutando de Neverland. Salas recordó ver a estos muchachos escabulléndose de la bodega, pero insistió en que Michael no estaba con ellos.


___________________________

© Medicamentos: Se refiere a medicamentos con receta.

© [size=16]Superbowl: Final del campeonato de la National Football League (NFL), principal campeonato profesional de fútbol americano, que se celebra el primer domingo del mes de febrero y enfrenta a los campeones de la Conferencia Nacional (NFC) y a los de la Conferencia Americana (AFC).
[/size]




Jesús Salas dijo que la política de Michael era no permitir que los niños entraran en la bodega. Dijo al jurado que los chicos de Los Olivos eran vecinos que frecuentaban Neverland, a menudo cuando Michael ni siquiera estaba en casa. Explicó que los muchachos eran adolescentes que se habían tomado libertades en torno a Neverland, jugando al escondite en la casa, llegando a sorprenderlos en habitaciones que estaban fuera de los límites usuales. Salas dijo que los chicos eran "conocidos" del personal de Neverland, ya que a menudo se metían en problemas. En cuanto a las acusaciones que habían hecho los chicos Arvizo -asegurando que siempre estuvieron bebidos en Neverland-, la Fiscalía le interrogó por una tarde en concreto, cuando los chicos Arvizo se encontraban en el dormitorio de Michael con Frank Cascio y sus hermanos, preguntando si Michael Jackson había ordenado servir en la habitación una botella de vino con cuatro copas.


Salas confirmó a los miembros del jurado que Michael, en efecto, había ordenado vino la noche en cuestión. Pero a medida que el administrador de la casa recordaba esa noche en especial, Salas añadió, sin darse cuenta, que Michael también había ordenado que se sirvieran los refrescos habituales junto con el vino de esa noche, -lo que hizo que las personas del jurado pusieran los ojos en blanco.



Fue un golpe para la Fiscalía, ya que Salas era su testigo, y el hombre era muy sincero en sus respuestas. Estaba siendo honesto acerca de los sucesos tal y como los recordaba, y cuando dijo al jurado que recordaba que se habían llevado a la habitación los refrescos para los chicos Arvizo -a la luz del testimonio de los Arvizo, con ambos niños alegando que bebían alcohol con Michael en su habitación cada noche-, no todos los hechos cuadraban.


Jesús Salas era un testigo creíble, y sus respuestas eran sinceras. Cuando le preguntaron repetidamente acerca del alcohol que se servía en Neverland, Salas solo recordó otra ocasión en la que Michael pidiera vino, estando los niños Arvizo presentes, -y dijo al jurado que Michael únicamente pidió una copa de vino.


Le pidieron a Salas que identificara para el jurado diferentes revistas "para adultos" que Michael tenía en su despacho, para identificar pequeñas muñecas S&M
© que Jackson tenía en su oficina, las fotos de las cuales se incorporaron a las pruebas y se proyectaron intermitentemente en una pantalla grande para los espectadores de la Corte. Era bastante incómodo observar las atrevidas e intermitentes figuritas sadomasoquistas en la pantalla. La gente, más adelante, se preguntó qué tenía que ver esto con nada. Nunca hubo ningún testimonio que vinculara a estos oscuros objetos con Michael y los niños. Algunos observadores del tribunal consideraron que era gratuito. Otros encontraron divertido que Michael tuviera objetos sexuales.


En relación al cargo de conspiración, a Jesús Salas le requirieron que hablara de un momento en el que Janet lo llamó y le pidió que la llevara a su casa. Janet estaba llorando, recordó Salas, y ella insistía en que quería salir de Neverland. Salas sintió pena por Janet, por lo que se encargó de conducir a la familia Arvizo a su casa en Los Ángeles, usando uno de los coches de Michael -un Rolls-Royce- para transportarlos. Salas dijo al jurado que cuando Janet le hizo la petición, ya era tarde por la noche, y explicó que antes de que condujera a los Arvizo fuera de la propiedad, informó a Chris Carter, uno de los guardaespaldas de Michael, sobre la situación; sólo para que alguien estuviera al corriente de que acompañaba a los Arvizo fuera de la propiedad.


Según Salas, fue el amigo de Michael, Frank Cascio, el que se enfadó porque los Arvizo se hubieran ido. Salas dijo a los miembros del jurado que poco tiempo después de que llevara a los Arvizo a Los Angeles, quizás menos de una semana, los Arvizo regresaron a Neverland, -aunque él no podía decir por qué. Salas testificó que a su regreso, Janet se le acercó por segunda vez -tal vez una semana más tarde-, y le pidió que la condujera nuevamente a LA. Pero en ese momento, Salas le dijo que no podía hacer el viaje. Unos pocos días después de esto -recordó Salas-, Janet y sus hijos dejaron la propiedad para siempre, para no volver a verlos jamás en la casa de Michael.


___________________________

© S&M: Sadomasoquismo.

Cuando Tom Mesereau comenzó su interrogatorio, lo primero que le preguntó al Sr. Salas fue acerca de los arreglos para dormir de los chicos Arvizo. Los chicos aseguraron dormir con Michael todo el tiempo, aunque Salas vio a los chicos Arvizo durmiendo en la planta baja de la suite de Michael. Salas dijo al jurado que ese fue el único lugar donde vio dormir a los chicos. Salas no había visto a los niños durmiendo en la cama de Michael, que estaba ubicada en el segundo piso de su suite.


El Sr. Salas habló sobre el servicio de primera clase del que fue objeto toda la familia Arvizo, quienes comían en la cocina o en el comedor cuando ellos querían, quienes solicitaban el servicio de habitaciones cuando lo deseaban, quienes tenían un servicio de comidas a su disposición a todas las horas del día y de la noche. A los Arvizo -dijo-, se les proporcionaba el mismo "servicio de primera clase" que disfrutaban todos los invitados de Michael. El Sr. Salas explicó que los muchachos Arvizo vagaban libremente por todo Neverland, pasando el tiempo en las atracciones, jugando en la sala de juegos, y viendo películas en la sala de cine. El Sr. Salas dijo que Janet pasaba la mayor parte de su tiempo en la casa de invitados. Ella no salía con sus hijos, -ni al tren, ni a las atracciones, ni al zoológico. De acuerdo con Salas, las únicas veces que Janet aparecería eran para comer en la casa principal. Janet parecía preocupada -recordó Salas-, y testificó que solía caminar sola por los jardines de Neverland.



El administrador de la casa declaró que Janet Arvizo se alojó en la habitación más bonita de la propiedad, -la misma suite de invitados que Elizabeth Taylor y Marlon Brando siempre solicitaban. Salas dijo que Janet había recibido el mismo nivel de servicio que Liz Taylor y Marlon Brando recibían, diciendo al jurado que el teatro, la casa principal y todas las instalaciones estaban a su disposición.


En cuanto a la petición de Janet para que alguien la llevara fuera de la propiedad con sus hijos, el Sr. Salas explicó que llevó a los Arvizo a Los Angeles porque Janet parecía disgustada en ese momento. Aseguró al jurado que Janet y sus hijos nunca fueron forzados a quedarse en Neverland, tirando abajo por completo la teoría de la conspiración del Fiscal de Distrito.


"¿En ningún momento se mantuvo a Janet en Neverland contra su voluntad?", preguntó Mesereau.

"Eso es exactamente lo que he dicho", testificó Salas.

"Ella lo llamó, disgustada y le pidió que la llevara a su casa, y usted así lo hizo, ¿verdad?".

"Sí".

"La llevó usted mismo, ¿es eso correcto? ¿Recuerda qué mes era cuando la llevó en el Rolls-Royce?".

"Fue en diciembre o enero. En algún momento por ahí. Soy un poco malo para las fechas," dijo Salas.

“Y después volvió… ¿Cuándo? ¿En menos de una semana?”.

“Yo diría que en un par de semanas, más o menos”.

"Ella volvió, y luego, unas pocas semanas más tarde quería irse de nuevo, ¿verdad?", preguntó Mesereau.

“Eso es correcto”.

"Y usted organizó el transporte para que nuevamente se fuera, ¿verdad?".

"Sí, tuve que llamar a una limusina”.



Conforme Mesereau interrogaba a Jesús Salas, el jurado se enteró de que Janet Arvizo nunca se quejó de la forma en que la trataban en Neverland, que sus comentarios sólo se referían hacia su animadversión contra los dos hombres alemanes, Dieter y Ronald, así como a su disgusto por la atención mediática de la que su familia había sido objeto, -todo por culpa del documental de Bashir.


Según Salas, Janet sólo tenía cosas buenas que decir sobre Michael. Ella respetaba a Jackson y le gustaba mucho, muchísimo. Y ésa parecía ser también la opinión de Jesús Salas sobre Michael. Salas dijo que Michael era muy generoso con los regalos, -y a veces lo enviaba a Toys "R" Us para comprar hasta un valor de 11.000 dólares en juguetes para ser entregados en Neverland a algunos niños. Salas testificó que Michael a veces hacía los arreglos personalmente para que un autobús lleno de niños y sus padres los trajera a la propiedad y luego los reuniría en una zona para que los miembros del personal pudieran repartir los juguetes a los mismos. Siempre que era posible, Michael salía para ver a los niños en medio del reparto de juguetes, y todos los pequeños y sus padres corrían a abrazar y besar a Michael, para darle las gracias por su sorprendente acto de bondad.


En los veinte años en los que Jesús Salas trabajó allí, había visto a miles de niños llegar en autobuses repletos para visitar Neverland, muchos de los cuales venían de Los Angeles. Dijo al jurado que la propiedad de Michael la visitaban niños de todo el mundo, y estimó que había visto a cientos de miles de niños visitando Neverland; cada uno de ellos, disfrutando del mejor momento de sus vidas.


Jesús Salas habló acerca del "Día de la Familia" que Michael ofrecía a todos sus empleados en Neverland, por lo menos una vez al año. Era un gran evento que duraba todo el día, y todos los demás grupos de visitantes se mantenían fuera de la propiedad para que los empleados y sus hijos pudieran disfrutar de las atracciones, los zoológicos, de la extraordinaria experiencia de poder divertirse en Neverland, -donde todo el mundo podía ser niño otra vez, y todo era siempre "por cortesía de la casa".


Cuando Mesereau dio por finalizada la feliz charla, decidió preguntar sobre las travesuras que ciertos niños hacían en Neverland. Jesús Salas dijo al jurado que a lo largo de los años, a menudo sorprendieron a algunos niños extralimitándose. A veces, esos niños intentaban acceder a los armarios y a los cuartos del servicio. En ocasiones, los habían descubierto manipulando antigüedades y caros objetos de arte. Otras veces, habían cogido a algunos muchachos tratando de acceder a la bodega cerrada, -una habitación que ya existía en la propiedad cuando Michael compró Neverland.


Jesús Salas dijo que igual que Michael disfrutaba jugando y divirtiéndose con los niños, a la estrella, a menudo le gustaba que lo dejaran a solas en su estudio de baile o en su estudio de grabación para trabajar en su música. Salas dijo que Michael pasaba "horas y horas" haciendo su trabajo, -permitiendo que el funcionamiento diario lo manejaran sus empleados. Salas confirmó que Jackson dejaba el cuidado de la propiedad, de 270 acres
©, a su personal; mencionando que Jackson tenía una extensa patrulla de seguridad en la finca porque no había vallas alrededor de Neverland. Para que constara, Jesús Salas dijo al jurado que a pesar de que a veces sorprendían a intrusos en la propiedad, nadie del personal de seguridad de Neverland llevaba pistola.


Michael no quería ningún tipo de armas en Neverland.


Michael estaba más preocupado por la seguridad de los niños.

___________________________

© 270 acres: 109 hectáreas, aproximadamente.





FIN DEL CAPITULO 17







"LETS HEAL THE WORLD TOGETHER, THIS IS MY DREAM..."

Admin-Dulce
Administradora
Administradora

Mensajes : 4289
Puntos : 5179
Fecha de inscripción : 11/02/2010
Edad : 49
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: DESDE EL 16 DE FEBRERO: LA VERDAD SOBRE MICHAEL JACKSON

Mensaje por Admin-Dulce el Lun Jul 30, 2012 8:28 pm





Os quiero".

"Dios y la verdad están de nuestro lado".



-La voz de Michael Jackson a través del teléfono, dirigiéndose a cientos de fans que se reunieron para una vigilia durante el juicio en Santa Maria.


Cuando dos ex empleados de Neverland Ranch testificaron que habían presenciado diversas formas de conducta lasciva entre Michael Jackson y algunos muchachos, el Rey del Pop miró fijamente a los miembros del jurado y estudió sus rostros. Michael estaba haciendo un esfuerzo deliberado para conectar con ellos, y parecía como si estuviera tratando de leer sus mentes. Los ex empleados alegaron que vieron a Jackson desnudo con algunos muchachos, y que en varias ocasiones, le vieron besando y tocando a algunos niños; y por primera vez, los miembros del jurado parecieron completamente molestos.


Para la familia de Michael, estas afirmaciones de sus ex empleados eran completamente falsas; especialmente, dado que los dos empleados de Michael, Ralph Chacon y Adrian McManus, prefirieron demandar a Michael en un juzgado de lo civil y perdieron. Para algunos de los presentes en la sala de audiencias, estos ex empleados parecían estar resentidos, como si guardaran rencor contra Michael; pero sin embargo, cuando Ralph Chacon comenzó a describir su versión de los detalles morbosos, rápidamente, los periodistas tomaron frenéticas notas. En el momento en que el testimonio se volvió gráfico, Tito Jackson salió de la sala. Parecía enfadado. Claramente sentía que a Michael lo estaban traicionando, que unas personas insatisfechas lo estaban vendiendo.


Ralph Chacon era un ex guardia de seguridad de Neverland, que trabajó allí desde 1991 a 1994. Dijo al jurado que había espiado a Jackson a través de una ventana, y aseguró que vió a la estrella del pop desnudo en la ducha, con un muchacho. Chacon afirmó que había presenciado más de un incidente en el que Jackson besaba y acariciaba al joven; y dijo que en 1994 y en relación a Jordie Chandler, le habían citado como testigo en una audiencia ante un Gran Jurado, en la cual contó a los miembros del jurado la misma historia.


Cuando Tom Mesereau interrogó a Ralph Chacon, el jurado se enteró de que en 1994, el ex guardia de seguridad estaba intentando desesperadamente pagar sus facturas. Chacon tenía problemas financieros y estaba lidiando con un abogado de Santa Barbara para tratar de obtener dinero de Jackson. Los miembros del jurado descubrieron que Chacon y otro ex empleado de Neverland, habían contratado a un "agente de prensa"
© para intentar vender a los diarios sensacionalistas cuentos sobre Michael Jackson. A medida que respondía a las preguntas, Ralph Chacon se descubrió a sí mismo como un hombre que tenía un interés egoista. Parecía estar a la defensiva, y estaba enfadado porque le estaban tratando como a alguien que intentaba conseguir dinero fácil.


Según Mesereau, Chacon no solo estaba desesperado por pagar el alquiler de su vivienda en el momento en que demandó a Jackson, sino que en realidad se había jactado ante sus vecinos de que iba a enriquecerse, gracias a ser uno de los "testigos estrella" que testificarían en contra del artista. Aunque Chacon lo negó, el ex guardia de seguridad ya había empezado a contar sus millones, antes de que la demanda civil llegara a juicio. Remontándose a 1994, presuntamente les dijo a sus vecinos que en un futuro cercano planeaba conducir un Mercedes-Benz 450.


A medida que el abogado defensor interrogaba de forma perspicaz a Ralph Chacon, le preguntó acerca de la reconvención
© formulada por Michael Jackson en el juicio civil, la cual resultó en una sentencia de 25.000 dólares en contra de Chacon, por transmisión ilegal de la propiedad privada©de Jackson. Conforme se iba arrojando una nueva luz, los presentes se dieron cuenta de que Ralph Chacon no tenía argumentos para defender su demanda civil; que Chacon había decidido demandar a Michael Jackson, simplemente porque podía hacerlo. Cuanto más trataba Chacon de defenderse de los ataques de Mesereau, más parecía que la motivación del ex guardia de Neverland era la codicia y obtener la atención de los medios de comunicación.


___________________________

© Agente de prensa: También llamado Jefe de prensa, es la persona encargada de todas las relaciones con los medios de comunicación.

© Reconvención: Demanda que se pone a quién a su vez te ha demandado a ti. Conocida popularmente como “contra-demanda”.

© Transmisión ilegal de la propiedad privada: Transmisión de una propiedad privada a un tercero sin tener justo título sobre ella.







En su demanda civil, Ralph Chacon afirmó que sufrió "daños y perjuicios" porque Michael Jackson lo miró. Desde el estrado, Chacon le aseguró a Mesereau que resultó “lastimado” porque Michael le observó fijamente, lo que hizo que muchos de los componentes del jurado se dirigieran sonrisas burlonas. Cuando Chacon testificó que creyó que le habían intervenido sus teléfonos mientras estaba en Neverland y que presentó una reclamación adicional en contra de Jackson por “daños emocionales” -motivados porque le hubieran intervenido sus llamadas-, algunos de los miembros del jurado parecían estar a punto de estallar en carcajadas.


Bajo el contra-interrogatorio, Ralph Chacon admitió que le dijo a un abogado que creía que Michael Jackson le debía compensar para el resto de su vida. Mesereau lo estaba leyendo de la declaración jurada de Chacon, por lo que el insatisfecho empleado no podía negar que lo que deseaba, era que Jackson le mantuviera gratuitamente y a perpetuidad. Mirando a Chacon con absoluto escepticismo, los miembros del jurado escucharon cómo éste se adentró en una triste historia acerca de los problemas de su esposa y sobre la muerte de un familiar. En realidad, el hombre derramó algunas lágrimas en el estrado, llorando por los problemas que había tenido en su vida.
Pero al jurado no pareció importarle.


Chacon se vio obligado a admitir que le había pedido a Michael Jackson el pago de 16 millones de dólares en concepto de daños y perjuicios -consistentes en colgar sus llamadas y en supuestas amenazas hechas por otros guardias de la seguridad de Michael. Cuando los miembros del jurado supieron que en 1994, otro jurado de Santa Maria había rechazado sus absurdas reclamaciones, los presentes miraron a Chacon con otros ojos.


Éste era el hombre que aseguraba haber sido testigo de los actos sexuales entre Jackson y Jordie Chandler; sin embargo, decidió acudir a los abogados y a los tabloides antes que colaborar con la policía. Éste era el hombre que testificó que nunca había robado a Michael, incluso a pesar de que un jurado anterior lo había encontrado culpable de hurto y le había concedido a Jackson una indemnización sustancial por daños y perjuicios.


En un instante dado, al calor del momento, Mesereau obtuvo el testimonio espontáneo de Chacon, quien admitió que abandonó Neverland porque no le gustaba el nuevo equipo de guardias de seguridad que Michael había contratado en 1993. Al jurado le pareció que la demanda civil de Chacon era vengativa. Ante Dios, el Juez y todos los observadores de la sala, el hombre quedó totalmente desacreditado.


Esa misma mañana, justo antes del descanso del mediodía, Adrian McManus, ex sirvienta de Michael, subió al estrado para hablar sobre el dormitorio de Michael y sus hábitos más personales. Declaró que vio a una serie de chicos en la habitación de Jackson y explicó que pasó mucho tiempo allí, ya que su trabajo era lavar la ropa de Michael, hacer su cama y limpiar su cuarto de baño. Según McManus, quien trabajó en Neverland durante un par de años -hasta julio de 1994-, ella fue testigo de cómo Michael besaba a los niños en la mejilla y los tocaba por encima de la ropa.


McManus testificó acerca de cómo los chicos se volvían muy salvajes y destructivos mientras visitaban Neverland, asegurando que algunos muchachos volcaban refrescos y palomitas de maíz sobre Michael y dejaban un gran desorden para que ella lo limpiara. Entre las cosas que le dijo al Fiscal y que en los siguientes recesos provocaron los susurros de los presentes, mecionó que: Michael tenía unos chimpancés corriendo por su dormitorio, y que después, ella estaba obligada a limpiar sus excrementos.


Todo el mundo se rió de eso.


De vuelta al estrado, a medida que McManus continuó contando su historia, el jurado supo que había unido sus fuerzas con Ralph Chacon y otros tres empleados de Neverland para demandar a Jackson por daños y perjuicios, alegando que dejaron sus trabajos, presionados por un nuevo grupo de guardaespaldas que fueron contratados en 1993. McManus declaró que dejó su trabajo porque el equipo de seguridad de Michael la había acosado durante más de seis meses. Dijo al jurado que recibió en su casa algunas llamadas telefónicas amenazantes, y explicó que fue objeto de comentarios amenazadores por parte del personal de seguridad de Neverland. Aseguró que los guardaespaldas de Michael la acosaron sexualmente, -aunque el único detalle que pudo aportar fue el comentario grosero de alguien preguntándole por el tipo de ropa interior que llevaba puesta.


Examinando a McManus -que era una mujer bonita y de piel clara, aunque visiblemente regordeta-, sus acusaciones parecían totalmente fuera de lugar. Incapaz de ofrecer cualquier detalle, McManus habló de generalidades, acerca de la recepción de llamadas telefónicas anónimas en las que le colgaban, pero que parecían afectar a la sirvienta. Aunque afirmó que había sufrido abusos en Neverland, no fue capaz de relatarle al jurado ningún ejemplo específico.


Bajo interrogatorio directo, Adrian McManus admitió que en lugar de conseguir millones de dólares de su ex empleador, un jurado civil falló a favor de Jackson y la condenó a ella (y a otros cuatro ex empleados) a pagarle a Michael 1,4 millones de dólares en concepto de costas legales. Además, dado que Jackson había presentado una reconvención alegando que estos cinco descontentos empleados le habían robado, un Juez ordenó a McManus y a los otros a pagar 40.000 dólares adicionales por daños y perjuicios, resolviendo que sus ex empleados habían actuado con"fraude, abuso y mala intención" en contra de Jackson.


Durante todo el tiempo que Adrian McManus testificó, Michael la miró de frente, tomando notas y susurrando a sus abogados. Michael se sentó erguido y con la vista fija en McManus cuando ella le contó al jurado que había visto a Jackson tocando a una serie de chicos, -entre ellos, a Macaulay Culkin. Semanas más tarde, esos mismos muchachos subieron al estrado para testificar que nunca sucedió nada de naturaleza sexual cuando estaban con Michael.


Conforme Mesereau interrogaba a Adrian McManus, el abogado de la defensa estableció que el 7 de diciembre de 1993 y mediante una declaración jurada, ella había hablado con las autoridades sobre el supuesto abuso sexual de Jordie Chandler. En aquella ocasión, McManus no mencionó que en el dormitorio de Michael hubiera ocurrido algún acto sexual inapropiado. Aproximadamente un año más tarde -el 2 de diciembre de 1994-, cuando McManus presentó su demanda civil contra Jackson, -convenientemente para ella-, la sirvienta "recordó" haber presenciado unos actos sexuales de los que nunca antes había hablado. De repente -habiendo mucho dinero en juego-, McManus tenía algunas historias que contar acerca de haber visto a Michael con unos jóvenes en su jacuzzi, acerca de haber visto a Michael envuelto en tres "incidentes" con algunos muchachos.


Una vez que Tom Mesereau estableció esta línea temporal, cayó duramente sobre Adrian McManus. Estaba destrozándola, simplemente haciéndola trizas, y la mujer no estaba preparada para ello. Para empezar, el abogado de la defensa se aseguró de que todo el mundo en la sala supiera que en 1994, un jurado civil, creyó que Adrian McManus era un fraude. Mesereau aportó detalles que hicieron parecer a McManus una mujer malintencionada y conspiradora, y la ex sirvienta se sorprendió claramente por este ataque.


Mesereau le mostró a McManus la declaración que ella misma presentó en el pleito civil iniciado por Jordie Chandler, en la cual dijo que nunca vio que hubiera ocurrido nada sospechoso en el dormitorio de Michael, que nunca vio a Michael durmiendo con ningún niño. En esta declaración inicial, McManus fue lo suficientemente lejos como para afirmar que permitiría a su propio hijo, de diez años, quedarse a solas con Michael.


Mesereau señaló reiteradamente que McManus no dijo una palabra sobre los tres supuestos "incidentes" hasta un año después, cuando decidió dar esta información durante una declaración con Larry Feldman. Mesereau, simplemente no podía entender por qué McManus afirmó en 1993 que Jackson era inocente, para después, en 1994, dar un giro de 360 grados a su historia y calificarse a sí misma como testigo potencial contra Jackson. Cuando Mesereau abordó el tema desde diferentes ángulos, McManus se fue poniendo más a la defensiva. Pero en lugar de ganarse simpatías, sus respuestas parecieron irritar al jurado.


"En ese litigio, usted demandó al Sr. Jackson por una serie de reclamaciones diferentes, y una de las reclamaciones decía que usted era una potencial testigo material contra Jackson, tanto en la demanda civil como en el proceso penal, ¿verdad?", preguntó Mesereau.

“Creo que sí", dijo McManus.

“Y al cumplimentar esa demanda en esos términos, lo que realmente quería decir, es que usted estaba esencialmente amenazando al Sr. Jackson con que iba a cambiar su testimonio a menos que él le pagara, ¿verdad?".

"No estoy muy familiarizada con el lenguaje de los abogados", dijo McManus. ”Así que realmente no sé cómo contestar a eso”.

"¿Cuánto dinero recuerda usted pedirle al Sr. Jackson en esta demanda?", quiso saber Mesereau.

"Ésa es otra pregunta que no puedo responder. Lo llevaba mi abogado".

"Bueno, usted estaba en el tribunal cuando él argumentó ante el jurado de Santa Maria, pidiendo algunos millones de dólares, ¿verdad?".

"Ni siquiera sé si yo estaba allí en ese momento", balbuceó McManus. “Puede que estuviera. No lo recuerdo".

"Sin duda, durante ese juicio que duró seis meses, usted debió haber discutido con su abogado la cantidad de dinero que podría llegar a obtener del Sr. Jackson, ¿no?".

“Sinceramente, no creo que nadie sepa cuánto dinero se puede llegar a obtener de un juicio", dijo McManus.

“Pero, ¿cuánto quería usted?”.

"La verdad es que yo no quería nada. Sólo quería justicia por lo que me había pasado".


McManus dijo al jurado que también había demandado a algunos de los miembros de la seguridad personal de Michael; uno de los cuales, Jerome Johnson, había decidido ponerse de su lado, y unirse a ella en su demanda contra Jackson. En algún momento, cuando el jurado supo que Jerome Johnson había escrito una carta a Michael Jackson, pidiéndole a la estrella del pop tres millones de dólares, la idea de que el personal de Michael estaba muy ansioso por traicionarle, comenzó a pesar en la mente de todos.


“¿Usted no quería algunos millones de dólares de ese pleito?”, preguntó Mesereau.

"Yo quería justicia", respondió McManus. “Yo no... todo lo que.... Yo sólo quería justicia".

“Pero su idea de la justicia se traducía en millones de dólares, ¿verdad?".

"Bueno, eso no es lo que yo llamo justicia", dijo McManus sarcásticamente.

"Usted presentó una demanda, pasó aproximadamente por ocho días de declaraciones, por todo tipo de trámites, y estuvo en un juicio durante seis meses. Usted quería algunos millones, ¿verdad?", insistió Mesereau.

"Sinceramente, un simple ‘Perdón por lo que te hicimos’, hubiera sido genial para mí", le dijo.

"¿Alguna vez escribió una carta al Sr. Jackson diciéndole: ‘Sr. Jackson, no quiero demandarle. Sólo dígame que lo siente’?".

"No. No lo hice".

“¿Nunca llamó al Sr. Jackson y le dijo, ‘Sr. Jackson, en realidad no quiero demandarle. Sólo diga que lo siente’?".

“No tenía el número de teléfono para contactar con el Sr. Jackson”.


El abogado de la defensa afirmó que McManus esperaba que al acudir a la policía de Santa Barbara con cierta"información", tal vez podría ejercer presión sobre Michael Jackson para que le diera dinero a cambio de resolver su caso civil. Cuando le Mesereau lanzó más preguntas a McManus, que apuntaban a su propia conducta inapropiada, la ex sirvienta pareció quedarse completamente paralizada.


"¿Conoce usted a alguien llamado Francine Orosco?", preguntó Mesereau.

"Sí, era una doncella de Neverland Valley Ranch", testificó McManus.

"Y en algún momento, fue amiga suya, ¿no es cierto?".

"Nos hicimos amigas, sí”.

"Ahora bien, ya sabe que en la demanda de usted, ella se convirtió en una testigo contraria a sus acusaciones, ¿correcto?", preguntó Mesereau.

"Sí, eso creo", respondió McManus.

"¿No le dijo usted repetidas veces a Francine Orosco que Michael Jackson era inocente de cualquier acusación de abuso sexual?".

"No, no lo hice".

"¿Recuerda decirle a Francine Orosco que usted iba a conseguir dinero a lo grande gracias a su demanda contra Michael Jackson?".

"No, no lo hice".

“Y usted trató de convencerla para que dijera que había visto algunos actos de acoso sexual
© hacia usted, ¿verdad?".

"No, no lo hice”, insistió McManus.

"Mientras usted trabajaba en Neverland", preguntó Mesereau, "Francine Orosco la visitó en su casa, ¿no?".

"Una vez, quizá".

"Y usted le mostró una habitación en su casa llena de relojes de pulsera, pósters, relojes, gafas de sol, camisetas y otros artículos que usted había cogido de Neverland, ¿correcto?".

"No", insistió McManus.

"Usted le mostró unas cestas llenas de ropa de Michael Jackson, que había cogido de Neverland, ¿verdad?".

"No".

La ex sirvienta de Michael negó haberle cogido alguna cosa, con la excepción de unas pocas barras de caramelo de la sala de cine. Cuando Mesereau ofreció pruebas de que el jurado civil de 1994 había determinado que McManus le había robado al Sr. Jackson, la ex sirvienta admitió haber tenido un boceto que perteneció a Michael, y que aseguró encontrar en la basura. Era un bosquejo que Jackson había dibujado de Elvis Presley y que McManus vendió a un diario sensacionalista por mil dólares.


___________________________

© Acoso Sexual (Sexual Harassment): Bajo la Ley de CA, se define como el contacto sexual no deseado de dos tipos: A) Acoso quid pro quo, que se produce cuando el empleo está condicionado por avances sexuales no deseados. B) Conductas sexuales no deseadas que son graves o generalizadas como para crear un ambiente abusivo en el trabajo.



    "Usted y los otros demandantes en este litigio, decidieron ir al programa Hard Copy© para tratar de vender un cuento, ¿correcto?", preguntó Mesereau.

    "No, que yo recuerde", le dijo.


    McManus no quería admitirlo, pero la mujer se vio obligada a testificar que en efecto, los cinco empleados consiguieron dinero proveniente de la prensa sensacionalista y de programas como Inside Edition
    © y otros medios de comunicación, -elevándose la cantidad a aproximadamente 32.000 dólares, de los cuales 1.000 dólares fueron para ella. A pesar de que trató de minimizar su participación, McManus no pudo negar que ella y otros empleados de Neverland, "posiblemente"intentaron vender a los tabloides historias adicionales acerca de la relación de Michael Jackson con Lisa Marie Presley.


    Adrian McManus se sonrojó cuando se le preguntó acerca de un contrato que firmó con la revista Star
    © para proporcionar detalles sobre la relación de Michael con su entonces esposa, Lisa Marie. Al parecer, también había firmado un acuerdo con Splash , una agencia contratada por este grupo de ex empleados para que los ayudaran a encontrar otros medios de comunicación y otros puntos de venta que les pagaran en efectivo, a cambio de fábulas acerca de Jackson.


    Cuando McManus intentó negar su participación en los escándalos que aparecían en los tabloides, Tom Mesereau sacó los recortes de prensa, mostrando al jurado que Adrian McManus aparecía citada en un número de la revista Star,donde se jactaba de tener una llave de la habitación de Michael. El número de la revista sensacionalista se titulaba:"Cinco de Sus Sirvientes Más Cercanos lo Cuentan Todo: Secretos Sexuales Pervertidos en el Dormitorio de Michael y Lisa Marie”.


    "¿Recuerda que se aludía a usted en algún periódico australiano, en referencia a la vida privada del Sr. Jackson?", preguntó Mesereau.

    "No tengo ni idea".

    "¿En cuántos programas de televisión cree que ha aparecido para dar información privada acerca de Michael Jackson?".

    "El único en el que puedo recordar que aparecí, tal vez fue... Creo que fue Inside Edition", dijo McManus.


    Cambiando de tema, Mesereau quiso volver al asunto de la declaración que Adrian McManus había dado en 1993 en relación a Jordie Chandler. Leyendo las páginas de su propia declaración para refrescar su memoria, McManus admitió que en 1993, contó que había visto en repetidas ocasiones a la madre de Jordie Chandler en el dormitorio de Michael, que había visto al niño y a Michael en la propiedad montando en una Jet Ski
    ©, que había visto a Michael jugando con Jordie y otros niños a peleas con globos de agua. El jurado entendió el mensaje: antes de su caso civil en 1994, Adrian McManus juró que jamás había visto en el rancho que Michael fuera más allá de darse la mano con ningún niño.


    ___________________________

    © Hard Copy: Programa televisivo de noticias sensacionalistas, conocido por sus métodos poco éticos para obtener noticias y por el uso de material cuestionable, que incluía la violencia gratuita o imágenes sin autorización, e incluso obtenidas ilegalmente.

    © Inside Edition: Programa de televisión en la linea de “Hard Copy”. Se centra en crímenes sensacionalistas, investigaciones, escándalos sexuales y chismes sobre los personajes famosos.

    © Star: Revista sensacionalista norteamericana que se centra en las vidas de las celebridades.

    © Jet Ski: Moto acuática.



      Al escuchar las "revelaciones" de ambos ex empleados, los miembros del jurado estaban pensando en el curioso testimonio que oyeron de boca de Jason Francia, el hijo de una gobernanta de Neverland, quien testificó que en tres ocasiones, Jackson le había hecho cosquillas por encima de la ropa.


      Jason Francia le dijo al jurado que decidió ir a terapia a causa de estos incidentes. Pero Francia no pudo testificar sobre ciertas cosas. De acuerdo con Mesereau, Sneddon, en realidad, estuvo presente en la primera sesión de terapia, pero eso nunca se mencionó en el Juzgado. El hecho de que Sneddon hubiera estado tan involucrado en la obtención de evidencias en contra de Jackson, fue una información que más tarde saldría en el contra-interrogatorio.


      Al principio, cuando Jason Francia subió al estrado, su tan esperado testimonio parecía auténtico. Francia dijo al jurado que los "incidentes de las cosquillas" tuvieron lugar a principios de la década de los 90, afirmando que aún estaba sufriendo por los sucesos alegados. Jason parecía realmente afectado, pero luego el jurado comenzó a sentirse confundido cuando se enteró de que Francia (quien recibió 2 millones de dólares de un acuerdo), había cambiado su historia al menos en una ocasión. En un primer momento, contó que no le había tocado cerca del área de sus genitales. Otra cosa curiosa que Jason Francia afirmó, es que no estaba al tanto de los términos financieros a los que su madre había llegado sobre los supuestos "incidentes".


      "¿Cuándo supo que su madre obtuvo veinte mil dólares por dar una entrevista en la década de los 90 a Hard Copy?",preguntó Mesereau.

      "Creo que fue el pasado domingo", testificó Francia.

      "De acuerdo. Y supongo que fue ella quien se lo dijo", aventuró Mesereau.

      "No".

      “¿Nunca se lo dijo?”.

      "¿Que recibió veinte mil dólares? Ella nunca me ha dicho eso", insistió Francia.

      "¿Supo usted, antes de la semana pasada, que a su madre le habían pagado por ir al programa de televisión Hard Copy?".

      "Creo que lo supuse".

      "De acuerdo. Ahora bien, usted admitió que al principio de su primera entrevista en 1993, dijo que el Sr. Jackson no le había tocado la zona genital, ¿verdad?", preguntó Mesereau.

      "Dije eso muy al principio", admitió Francia.

      "Usted comenzó a decir algo como eso, sólo después de que la policía le presionara duramente, ¿verdad?".


      Pero la pregunta no fue contestada.


      En 1993 se había grabado la declaración de Jason Francia ante la policía, por lo que Mesereau citó a los Ayudantes del Sheriff, quienes en la grabación parecían estar forzando a Francia a realizar una acusación.


      "Incluso después de que los policías le dijeran, ‘Es un abusador. Es un gran tipo, hace buena música... ¡Mierda!, tiene montañas de dinero’, usted continuó diciendo que jamás le había tocado la zona de sus genitales, ¿verdad?".

      "Eso creo", dijo Francia al jurado.

      "Está bien. En su primera entrevista, usted les dijo a los Ayudantes del Sheriff que nunca había pasado la noche con el Sr. Jackson, ¿verdad?”.

      "Nunca dormí con él en su cama", dijo Francia.

      "De acuerdo. Sin entrar en cantidades, ¿sabe usted si su madre ha recibido algún dinero del Sr. Jackson?".

      "Así es”.

      "¿Sabe usted, aproximadamente, cuándo recibió dinero de un acuerdo?".

      "No lo sé".

      "¿Sabe si fue antes de que usted recibiera dinero?”.

      "Sí. Creo que así fue".

      "Ahora bien, en la entrevista [con la policía], usted indicó que era consciente de que otro chico [Chandler] había demandado al Sr. Jackson, en un intento por conseguir dinero, ¿verdad?", preguntó Mesereau.

      "No lo recuerdo", dijo Francia con la mirada vacía.

      “Mirando hacia atrás, ¿cuándo fue la primera vez que supo que alguien más había demandado al Sr. Jackson tratando de conseguir dinero?”.

      "Probablemente tenía dieciséis años, porque fue cuando el dinero comenzó a ser un problema para mí”.


      El dinero era un problema para Jason Francia. El jurado lo escuchó. Sin embargo, los medios de comunicación, únicamente parecían haber quedado abstraidos por la reivindicación de Jason Francia, acerca de que aún estaba sufriendo daños psicológicos por los incidentes de las cosquillas. La mayoría de los periodistas se centraron en las emociones que Francia mostró en el Juzgado. Las noticias de la prensa fracasaron a la hora de informar al público de que tal vez, todo esto era únicamente por dinero.




      FIN DEL CAPITULO 18.













"LETS HEAL THE WORLD TOGETHER, THIS IS MY DREAM..."

Admin-Dulce
Administradora
Administradora

Mensajes : 4289
Puntos : 5179
Fecha de inscripción : 11/02/2010
Edad : 49
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: DESDE EL 16 DE FEBRERO: LA VERDAD SOBRE MICHAEL JACKSON

Mensaje por Admin-Dulce el Lun Jul 30, 2012 8:33 pm





Bob Jones, quien en 1969 se unió a Motown Records como mánager publicitario, firmó más tarde como vice-presidente de MJJ Productions, la compañía de Michael, donde trabajó durante 20 años. Entre otras cosas, Bob Jones era el responsable de la sociedad y de las relaciones públicas. Se encargó de todo lo relacionado con la “imagen”, cuestión que preocupaba a Michael. Fue a Jones, el gurú de las relaciones públicas, al que se llamó para dar un giro positivo a las pesadillas de relaciones públicas, tales como la infame acusación de que Jackson dormía en una cámara hiperbárica antienvejecimiento, y los interminables rumores de que Jackson quería comprar los huesos del Hombre Elefante. Fue Jones quién, convertido en un referente en la vida de Michael, propuso el título de "King of Pop".


Bob Jones no tenía nada que decir sobre la preferencia de Jackson por pasar su tiempo con niños. Jones, que había sido amigo y socio durante décadas, que había sido honesto y leal a Michael, no tenía palabras desagradables sobre la cercanía de Michael con los niños. Él dijo que Michael Jackson era alguien que creía que los niños eran “el futuro”, que creía que los niños "podían sanar al mundo".


Sin embargo, después de su repentino despido en 2004, Bob Jones comenzó a tener una nueva actitud hacia Jackson. Una vez que dejó de ser el gurú de las relaciones públicas de Michael, pareció no valorar a Jackson como persona. Ya que no recibía los habituales talones de MJJ Productions, Bob Jones sintió la necesidad de ganar dinero de otra forma. Parte del problema fue la manera en la que Jones había sido despedido. Michael había ofendido a Bob, había optado por no enfrentarse a él en persona, lo que creó algunos resentimientos. Después de tantos años de servicio, Michael le había enviado una nota de una sola línea dándole las gracias a Jones, haciéndole saber que ya no era su empleado. No sólo le habían despedido a través de mensajería, sino que los abogados de Jackson le dijeron que no habría indemnización por despido, ni medidas de jubilación. Bob Jones recibió una nota que decía: "Sólo el haber trabajado con Michael Jackson debería haber sido honor suficiente".


Poco después de su despido, Jones decidió escribir un libro. Era una revelación de la que era co-autor, titulada Michael Jackson: The Man Behind the Mask
©. En él, Bob Jones presentó un retrato que prometía enturbiar aún más el una vez-prometedor legado de Michael Jackson. Escrito en colaboración con Stacy Brown, un veterano periodista y auto-proclamado amigo de la familia Jackson, The Man Behind the Mask atacaba a Michael por su aspecto en constante cambio y describía el matrimonio de Michael con Lisa Marie Presley como "absurdo". El libro trataba de desacreditar el admirable legado musical de Jackson, afirmando que Michael era “un adicto loco, confundido y colérico”.


Para compensar las desagradables acusaciones, el epílogo de Bob Jones hacía un esfuerzo especial en apuntar que durante el tiempo que trabajó con Michael, Bob consideró a Jackson "el artista más importante del mundo". A pesar de que estaba atacando a la estrella del pop, Jones recordaba a los lectores que en su opinión, Michael Jackson era "más grande que Elvis Presley". Señaló que Michael era la estrella más grande del mundo debido a que actuó para cientos de miles de personas por todo el mundo, y a que su repercusión se extendió mucho más allá de Norteamérica. Jones mencionó que Michael Jackson tenía gente de todo el mundo que lo adoraba. Aparentemente Jones sintió la necesidad de decir esto.


El libro era una paradoja. Por un lado, Jones hablaba de que la vida de Michael era una farsa, metiéndose con sus matrimonios y sus "niños rubios". Por otro lado, Jones ofrecía detalles acerca de que Lisa Marie Presley estaba obsesionada con Michael”, insistiendo en que cuando Michael anunció repentinamente su boda con la enfermera Debbie Rowe, Lisa Marie hizo repetidos intentos para volver a ganarse a Michael.


De acuerdo con su libro, Lisa Marie se puso furiosa cuando Michael le dijo que Debbie Rowe se ofreció a darle un hijo. Bob Jones afirmó que Lisa Marie Presley le había hecho a Michael la misma oferta, esperando tener un niño poco después de que la pareja se casara. Jones afirmó que Lisa Marie Presley "se puso frenética" cuando, inmediatamente después de su divorcio de Michael, la estrella del pop anunció que Debbie estaba embarazada de su hijo.


___________________________

© Michael Jackson: The Man Behind the Mask: Michael Jackson: El hombre detrás de la máscara.






Había muchas paradojas en el libro, demasiadas para mencionarlas, pero el insulto más destacado fue la afirmación de Bob Jones de que Michael Jackson, que había sido el intérprete musical más famoso -siempre-, de repente, era inexistente como influencia musical. En cuanto a la “guinda” que tenía que ofrecer acerca de la vida personal de Jackson, Jones insinuaba que la finca Neverland de Michael era un lugar "diseñado para atraer a niños inocentes". El libro trataba de golpear a Jackson en cada capítulo, sin embargo, al mismo tiempo, Jones mencionaba a varias personas que apoyaban a Jackson, como el activista Dick Gregory y el cómico Steve Harvey. Según Jones, alguna gente creía que había familias que habían “tendido una trampa” a Michael en busca de pagos en efectivo.


Para Michael, el libro de Bob Jones fue un acto de suma traición, independientemente de los débiles intentos por parecer justo y equilibrado. El libro fue mal recibido por el público, vendiendo sólo alrededor de diez mil ejemplares, y al leerlo, la gente supo que Bob Jones estaba del lado de las personas “que se habían formado una opinión acerca de Michael” desde los días de las acusaciones de Jordie Chandler. Bob Jones estaba condenando activamente a Michael por pagar un acuerdo de 20 millones de dólares a Jordie Chandler y a sus padres, y los fans de Jackson encontraron esta afirmación especialmente desagradable.


Debido a que no quería ser visto como otro empleado contrariado, Bob Jones dijo a sus lectores que su repentino despido había sido una “punzada de dolor” para él, declarando que ser despedido a través de FedEx
© fue simplemente lamentable. Jones quería asegurar a los lectores que estaba siendo totalmente honesto. No quería que los lectores creyeran que su cese tenía alguna relación con el trasfondo de su libro, aunque cualquiera que leyera entre líneas podía ver que Jones intentaba asestar un golpe a Michael.


Bob Jones y Stacy Brown, que habían co-escrito el libro antes de que el juicio en Santa Maria comenzara, fueron interrogados en el estrado de los testigos; ambos hombres admitieron que el manuscrito se estaba editando y que se lanzaría a tiempo para el veredicto del juicio. En el interior de la portada del libro, Jones se preguntaba: "¿Qué ocurriría si Michael Jackson era encontrado culpable de abuso sexual a un menor?". Recordaba a los lectores lo que La Toya había afirmado en su libro sobre los niños pequeños que había alrededor de Michael. A lo largo del texto, Jones parecía culpar a los padres y los hermanos de Michael por no prestar más atención a la estrella del pop. Parecía ser feliz condenando a Michael, con la esperanza de quitarle la corona al Rey del Pop, -para siempre.


Tanto en el estrado como en su libro, Bob Jones sonaba ácido. Ante los lectores, el gurú de las relaciones públicas, se burlaba de la idea de que el mundo viera a Michael Jackson como a la realeza. En su libro, Jones llamó al clan Jackson"una raza diferente", que tenía "caracteres raros y extravagantes". Jones retrató a la familia Jackson de la peor forma posible y los destrozó de formas sutiles.


"En realidad hubo una época en la que los Jackson fueron comparados a los Kennedy como la realeza estadounidense",escribió Jones. “Ahora parece que aquella época pasó hace millones de años, ya que las acciones de la familia, sobre todo las de Michael, han destruido exitosamente lo que una vez pareció ser un legado intocable”.


La mañana en la que Bob Jones subió al estrado de los testigos, había una sala silenciosa a la espera de escuchar cada palabra que el relaciones públicas tuviera que decir. Jones identificó a Michael Jackson como el hombre sentado tras la mesa de la defensa, el hombre con el pelo largo y negro, y Michael lo miró con ojos penetrantes. Michael parecía no poder creer que uno de sus empleados de mayor confianza pudiera atacarle tan abiertamente. Jones estaba allí para testificar a favor de la acusación -y todo el mundo tenía curiosidad por saber qué secretos estaba a punto de compartir.


Gordon Auchincloss, él mismo un miembro lejano del clan Kennedy, era el fiscal a cargo del interrogatorio directo, y como primer punto, le pidió a Bob Jones que hablara sobre su libro, al que Jones se refirió como las "memorias" de sus años con Michael Jackson. Fue sorprendente escuchar a Jones decir que rara vez vio a Jackson en persona, explicando a los miembros del jurado que sólo había estado con Michael en tres o cuatro giras y había acompañado a Michael a unos pocos eventos especiales que él había organizado, como el World Music Awards celebrado en Mónaco en 1992.


Pasando a cuestiones más relevantes, Bob Jones testificó que había volado con Jackson y la familia Chandler desde Los Angeles hasta París, y después desde París hasta Montecarlo, y dijo haber presenciado un contacto físico de Michael con Jordie Chandler sólo una vez, -cuando la estrella del pop tuvo a Jordie sobre sus rodillas durante los Music Awards. Lo que siguió fue una serie de preguntas que tenían que ver con la afirmación de que Michael lamiera el pelo de Jordie Chandler, -pero Jones negó presenciar tal cosa.


Cuando Auchincloss le mostró un e-mail donde supuestamente escribió presenciar "lametones en la parte superior de la cabeza" en los World Music Awards, Jones no recordó escribir el e-mail. El relaciones públicas vaciló al decir que lo había escrito él, aunque Jones no pudo negar que la cita que hacía referencia a que Jackson lamiera el pelo de Jordie Chandler, había salido de su correo electrónico.


La acusación de "lamer el pelo" era otro loco detalle que surgió durante el juicio, y en este caso, se convirtió en un problema porque Janet Arvizo había hecho una afirmación similar, asegurando que había visto a Michael lamiendo el cabello de Gavin mientras éste dormía, cuando volaban con Michael en Extrajet, desde Miami hasta Santa Barbara.


La imagen de Michael lamiéndole el pelo a alguien, como un gato, era algo que tenía a todo el mundo contando chistes y haciendo gestos cómicos. Fue algo de lo que la gente ni siquiera trató de informar en las emisiones de las noticias. En lugar de hacer una cita jugosa para televisión, para la prensa que cubría el juicio, se convirtió en otra historia de fondo que hizo que la gente especulara. La gente se preguntaba si Janet Arvizo pudo haberse enterado de esta acusación "del lametazo en el pelo" en alguna parte. Janet podría haber decidido lanzarlo en su testimonio, tontamente, para aderezar los hechos.


___________________________

©FedEx Corporation: Compañía aérea estadounidense de transporte y logística con cobertura internacional.





Por supuesto, el testimonio de Janet no necesitaba ningún aderezo. En absoluto. Cuando, más tarde, Janet Arvizo entrara en la sala del juzgado, representaría un show durante tres días, que era increible. No sólo fue que chasqueara sus dedos hacia el jurado, Janet insistiría en que era "una elegida de Dios" para testificar, prometiendo que no estaba en esto por el dinero.


Frente a los observadores de la sala, Janet hizo la señal de la cruz sobre su pecho, jurando que no necesitaba el dinero de Jackson. Janet parecía tener una personalidad múltiple, entrando y saliendo de diferentes personajes, pero a veces, su actuación fue digna de un Oscar. En retrospectiva, era la antítesis de Bob Jones, quien apareció firme y seguro de sí mismo cuando se sentó en el estrado.


Cuando testificó, Bob Jones estaba tan cómodo, que era como si estuviera sentado en el sofá de su sala de estar. Jones estaba completamente a gusto cuando habló sobre la vida privada de Michael ante el Juez, el jurado, y los presentes en la sala. Jones reveló detalles sobre Jackson sin que pareciera tener ninguna preocupación acerca de los cargos criminales a los que la estrella del pop se estaba enfrentando. Era obvio que Michael no era un extraño para él. Pero para Bob estar tan tranquilo y frío acerca de la vida de Michael, con la libertad de Michael en peligro, -era sorprendente.


En ciertos momentos, durante su testimonio, Jones decidió echar una ojeada a Jackson, pero el Rey del Pop no le dio ninguna respuesta visible. Bob Jones habló al jurado de forma muy cortés, y fue inquebrantable en sus respuestas, a pesar de que su memoria no fuera del todo clara. Cuando Mesereau interrogó a Jones, pareció que el abogado de la defensa decidió ser deliberadamente amable con el testigo. Mesereau no estaba buscando hacer perder los estribos a Jones, solo quería que el relaciones públicas aclarara unas cuantas cosas.
Mesereau recordó a Jones que en su entrevista con la policía de Santa Barbara, le habían hecho una pregunta específica acerca de "el lametazo en el pelo" a la que Jones respondió no haber visto una cosa así –nunca. Sobre esta declaración, Bob Jones no tenía un recuerdo claro. El relaciones públicas no se responsabilizó de la discrepancia entre lo que había dicho a la policía y lo que le había dicho a Stacy Brown para su libro.


“La realidad es, Sr. Jones, que usted ha dicho, en repetidas ocasiones, que no recuerda nada de un lametazo en el pelo de Jordie en el avión, ¿verdad?”, preguntó Mesereau.

“Apareció en un e-mail. Yo no recuerdo haberlo visto, pero –al parecer, así es, ya que apareció en un e-mail que proviene de mi ordenador”, declaró Jones.

"Bien, en respuesta a las preguntas del Fiscal, ¿usted dijo que tenía reservas sobre esa declaración?".

"Sí".

"¿Y cuáles son sus reservas sobre esa declaración?", quiso saber Mesereau.

"Que no recuerdo exactamente haber visto eso. Sinceramente no lo recuerdo", dijo Jones.

"¿Y estaría usted de acuerdo con que cuando se está trabajando con un co-escritor y editor para preparar un libro sobre Michael Jackson, existe presión para introducir cosas sensacionalistas cuando es posible?".

"Sí".

"Está bien. Y ciertamente, habiendo trabajado con Michael todos estos años, usted habrá visto cuantiosos intentos de numerosas personas por sensacionalizar aspectos de la vida de Michael, ¿correcto?".

"Correcto".


Mesereau quería que Bob Jones admitiera que su libro, escrito con Stacy Brown, se había escrito con la intención de dar un tinte sensacionalista a la vida de Jackson en todos los aspectos posibles. La Fiscalía objetó la línea de las preguntas por ser argumentativa, así pues Mesereau reformuló las preguntas, pero más tarde abandonó el tema. Mesereau decidió tomar otro rumbo, preguntándole a Jones sobre sus experiencias personales con Michael, ofreciéndole al jurado un retrato más íntimo, tratando de humanizar a la superestrella.


"¿No iba usted mucho a Neverland?", preguntó sorprendido Mesereau.

"Iba a Neverland cuando llevaba a grupos, tales como los Challengers Boys and Girls Club
©, o como la First AME Church©, etcétera. Yo no era un visitante habitual en Neverland para nada", le dijo Jones.

"De acuerdo, ahora, usted indicó que, en un momento determinado, durante los premios de la música, los World Music Awards, vio a Jordie y a su hermana juntos, sobre las rodillas de Michael Jackson, ¿verdad?".

"Eso es correcto".

"Está bien. ¿Y dónde estaba sentado Michael Jackson en ese evento?", preguntó Mesereau.

"Estaba sentado en la primera fila con el Príncipe Alberto de Mónaco a un lado, y la actriz Linda Evans al otro lado", testificó Jones. “Y yo había planeado que los Chandler se sentaran justo detrás del Sr. Jackson porque no creí que la realeza quisiera ser molestada por estos invitados. Pero él insistió en que se sentaran con él, así es que simplemente lo permití”.


___________________________

© Challengers Boys and Girls Club: Organización miembro del Boys & Girls Club of America, sin fines de lucro y dedicada a promover el óptimo crecimiento social de los jóvenes de 6 a 17 años de barrios marginales, a través del desarrollo del liderazgo, la ciudadanía y la educación; el enriquecimiento cultural, la educación física y para la salud, la educación ambiental, actividades sociales y recreativas, y la participación de los padres.

© First AME Church (First African Methodist Episcopal Church): Primera Iglesia Africana Metodista Episcopal, fundada por el Reverendo Allen en 1816. Abierta a gente de todas las razas, aunque predominan los afro-americanos.




A Michael le homenajeaban en ese momento en el show de los premios anuales en Montecarlo, que se estaba televisando en todo el mundo. Bob Jones confirmó que la madre de Jordie, June Chandler, estuvo justo detrás de Michael durante el espectáculo, sentada en un lugar destacado en la segunda fila. Jones dijo que los dos niños Chandler estaban inicialmente sentados en segunda fila con June, pero Michael había insistido en que Jordie y su hermana se unieran a él en su asiento. En un momento dado, Jordie se sentó en el regazo de Michael, y su hermana se sentó en el de Linda Evans. De acuerdo con Jones, en ningún momento Michael intentó ocultar a los niños, ni los tocó de ninguna forma inapropiada.


Bob Jones dijo al jurado que Michael llevó con él a June Chandler y a sus hijos a una recepción ofrecida por Su Alteza Real el Príncipe Alberto, celebrada en el palacio para visitantes dignatarios. Cuando Jones describió el viaje, se volvió evidente que Michael trataba a los Chandler como familia. También quedó claro que, mientras que a Jones no le entusiasmaba tener niños alrededor, Jackson parecía disfrutar de la compañía de los niños más que de la compañía de adultos. No había nada que Bob pudiera hacer o decir para cambiar la mentalidad de Michael sobre eso.



Inmediatamente después de Bob Jones, fue Stacy Brown, coautor de The Man Behind the Mask, quien contó al jurado que conocía a Jones desde hacía años, diciendo que había cubierto noticias sobre Michael Jackson para el LA Daily Newsy que tenía una larga trayectoria escribiendo artículos sobre Jackson. Stacy Brown, un tipo afable, de buen aspecto, tímido y encantador, dijo que había llamado a Bob Jones a lo largo de los años para hablar acerca de cosas personales sobre la vida de Michael, y su relación había crecido. Stacy Brown dijo al jurado que Bob Jones se acercó a él para que colaboraran en el intento de desenmascarar a Jackson, e informó que hablaron por primera vez de esta idea el día de la comparecencia de Michael en Santa Maria, en enero de 2004.


Brown testificó que él y Jones trabajaron juntos por e-mail y dijo que había entrevistado a Bob Jones extensamente con el fin de escribir el libro. Stacy Brown, periodista afro-americano, afirmó que había sido amigo de la familia Jackson durante años, pero mientras hablaba, Brown evitó deliberadamente cualquier contacto visual con Michael. De hecho, Stacy Brown se mantuvo alejado del clan Jackson durante todo el tiempo que pasó en Santa Maria.


Al igual que Bob Jones, Brown era un testigo de la acusación. Declaró que recordaba a Jones hablándole sobre el incidente del “lametazo en el pelo” con Jordie Chandler, a pesar de que declaró que Bob Jones había sido reacio a testificar sobre este detalle en particular, porque Jones tenía "recuerdos borrosos" en cuanto al tema del pelo lamido.


Cuantas más preguntas se le hacían a Stacy Brown sobre el supuesto "lametón en el pelo", más gente en la sala sacudía sus cabezas y sonreía. La gente intentaba contener la risa, y nadie sabía si había algo de verdad en esa acusación, porque Jordie Chandler nunca testificó, y Gavin Arvizo nunca lo había mencionado durante su testimonio. Era extraño creer en esas acusaciones del “lametón en el pelo”, y la gente miraba a Michael esperando captar su reacción ante el testimonio del periodista. Pero la cara de Michael era difícil de interpretar. Cuando Stacy Brown habló, Michael pareció quedarse inmóvil. Sólo una o dos veces sacudió su cabeza, como si pusiera en duda la relación de Brown con él. Y eso fue todo.


Cuando le preguntaron acerca de su acuerdo para el libro y cómo llegó a hacerse, Stacy Brown testificó que Bob Jones necesitaba dinero, que Jones estaba "en bancarrota" en el momento en que le propuso la idea de escribir acerca del desenmascaramiento de Jackson. Cuando se le preguntó sobre el dinero que esperaba sacar de esta empresa, Stacy Brown alegó que él y Jones no habían pensado en el dinero.


El Sr. Brown dijo al jurado que en realidad, disfrutaba escribiendo, que no contaba con ninguna promesa acerca de cómo se haría su libro sobre Michael Jackson, pero afirmó que tenía la esperanza de llevar el libro a las estanterías antes del final del juicio. El autor creía que la combinación de Bob Jones y Michael Jackson generaría mucho ruido, y más tarde entregó una copia gratuita de su libro a cada uno de los periodistas que cubrían el juicio.


"¿Estaría usted de acuerdo en que cuanto más sensacionalista sea el libro, mayor será la oportunidad de ganar dinero con él?", preguntó Mesereau.

"Bueno, obviamente", dijo Brown. “Hemos dicho cosas de Michael Jackson que no sorprenderán, así pues… -pero no es nuestra intención escribir un libro de escándalos, si eso es lo que está insinuando. Ciertamente no es mi intención, y tengo que escribirlo. Y tengo gente de su familia a quien quiero mucho, y a quienes no voy a defraudar”.


En los últimos días del juicio, justo antes del veredicto, se publicó Michael Jackson: The Man Behind the Mask. Conforme miembros de la prensa leían pasajes del mismo, se miraban unos a otros de reojo. La mayoría de la gente nunca fue más allá de la solapa interior, leyendo una declaración que decía: "El reciente arresto de Jackson por cargos de abuso sexual a menores.... podría... bajar el telón del show más estrafalario del mundo del espectáculo”.


Tanto si intentaban crear un escándalo o no, Bob Jones y Stacy Brown, habían publicado un libro que ofrecía una visión desde dentro sobre un montón de temas comprometidos, sobre rumores e insinuaciones que persistían en la vida de Michael. Entre las cosas que el libro aseguraba desenmascarar estaban "los matrimonios decadentes y fraudulentos" de Michael, sus "venenosas relaciones familiares" y sus "ceremonias de vudú".


El libro estaba envenenado.


El libro era depravado.


Al final, el esfuerzo por colocarlo en manos de los lectores de todo el mundo, fracasó rotundamente.




FIN DEL CAPITULO 19.









"LETS HEAL THE WORLD TOGETHER, THIS IS MY DREAM..."

Admin-Dulce
Administradora
Administradora

Mensajes : 4289
Puntos : 5179
Fecha de inscripción : 11/02/2010
Edad : 49
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: DESDE EL 16 DE FEBRERO: LA VERDAD SOBRE MICHAEL JACKSON

Mensaje por Admin-Dulce el Lun Jul 30, 2012 8:45 pm



El aire en la sala se volvió pesado cuando June Chandler subió al estrado de los testigos. Tom Sneddon saludó a la madre de Jordie y le pidió que se remontara a 1992 y 1993, a la época en la que ella y su hijo conocieron al icono del pop. June Chandler, una mujer de voz suave y muy elegante, era atractiva. Era, quizá, más joven y más bella de lo que la gente podría haber esperado, y cuando el Fiscal Sneddon le hizo sus preguntas, fue suave y campechano con ella.



Al inicio de su testimonio, June Chandler parecía totalmente sincera y creíble, y los miembros del jurado le prestaban especial atención. Toda ella desprendía clase. Era la elegancia personificada. Vestida impecablemente, la Sra. Chandler parecía una visión, como si acabara de saltar de las páginas de Vogue
©. Era obvio que Sneddon estaba impresionado por la mujer de aspecto exótico. Esperaba que el testimonio de ella propulsara su causa a toda velocidad.



Sin embargo, cuando June Chandler comenzó a dar detalles sobre el matrimonio y divorcio de su primer marido, Evan, mientras hablaba sobre el matrimonio y divorcio de su segundo marido, David Schwartz, se volvió evidente que su vida no era tan gloriosa como hacía creer su aspecto. Cuando June dijo al jurado que ella y su hijo conocieron a Michael a través del negocio de Schwartz, un lugar llamado Rent-A-Wreck
©, pareció probable que antes de conocer a Michael Jackson, la vida de June Chandler no había sido glamorosa en absoluto.



June habló al jurado acerca de lo mucho que adoraba a Michael, explicando que le imploró al artista que esperara en Rent-A-Wreck unos minutos para conocer a Jordie. La Sra. Chandler dijo que este primer encuentro en el que conocieron a Michael duró apenas cinco minutos, pero luego describió la amistad que ella y sus dos hijos tuvieron con la estrella del pop, testificando que su relación llegó a ser muy cercana, que ella y sus hijos viajaron con Michael a lugares deslumbrantes como Las Vegas y a elegantes resorts
© en Europa. Pasaron una época fabulosa con el Rey del Pop.



_______________________

© Vogue: Revista de moda que publicita principalmente alta costura.


©Rent-a-Wreck: Negocio de varias franquicias de alquiler de coches, cuyo propietario es David Schwartz. ¿Es posible que sin saberlo, algún fan de Jackson le haya alquilado un coche a David Schwartz, sobre todo ahora que muchos van a Los Angeles, al Forest Law, o a Neverland? 1233 W, Pico Boulevard, LA.http://www.anecdotage.com/index.php?aid=4513


© Resort: Complejo turístico cuyos hoteles ofrecen una gran variedad de actividades en cuanto a ocio, deporte y compras.



June dijo que se alojó con sus hijos –Jordie y Lily- en la casa de invitados de Neverland; y describió a Michael como "un tipo normal". Habló de Jackson como alguien que no se parecía en nada a la imagen que la superestrella proyectaba, y dijo que aunque fuera sorprendente, Michael tenía "los pies en la tierra". Durante todas sus visitas a Neverland -testificó June-, Michael trató a los Chandler como si fueran de su familia. Habló sobre el momento en el que Jordie comenzó a dormir con Jackson en su habitación, sin mostrar ningún indicio de que le estuviera sucediendo algo raro a su hijo cuando estaba con Michael Jackson.



Cuando Sneddon le preguntó por la demanda, June Chandler dijo que su nombre había aparecido en la demanda de su hijo, pero quería que se supiera que ella no había demandado a Michael Jackson. June Chandler dijo al jurado que Larry Feldman representó a su hijo Jordan en la demanda civil, reiterando que Jordie fue la única persona que demandó a Michael. Aún así, June tuvo que admitir que gracias a este pleito, tanto ella como su hijo recibieron una compensación económica, y dijo que firmó un acuerdo confidencial, que la inhabilitaba para escribir un libro o conceder entrevistas acerca de Michael Jackson.




Ante el asombro de los periodistas que cubrían el juicio, bajo el contra-interrogatorio de Mesereau, June Chandler testificó que no había vuelto a hablar con su hijo Jordie desde hacía más de once años.



Cuando Tom Mesereau la acorraló respecto a la demanda de los Chandler, preguntándole sobre la supuesta deuda que tenía David Schwartz, Mesereau indicó que el ex-marido de June debía algunos millones de dólares en el momento en que presentaron la demanda. Pero a través de sus respuestas, June negó cualquier afirmación sobre antiguos problemas financieros.



La Sra. Chandler trató de mantener la compostura respecto al tema del dinero, pero entonces, cuando las preguntas se volvieron más tensas, la mujer comenzó a cerrarse en banda
©. A algunos de los presentes en la sala les pareció que Chandler era una cazafortunas. Conforme se retorcía en el estrado de los testigos, se volvió dolorosamente claro que esta elegante mujer, vestida con ropa de diseño, había adquirido ese estilo de vida con el dinero de Michael Jackson.



El abogado defensor le preguntó acerca de fechas y números concretos, pero cuanto más intensamente la interrogaba sobre la supuesta crisis financiera de 1993, más podía ver el jurado que June Chandler no iba a ser precisa. A pesar de presionarla, Mesereau no logró que Chandler admitiera que en aquella época estaba buscando la manera de obtener el dinero en efectivo que necesitaba.



Los presentes en la sala, incluso descubrieron la forma de la que a veces se valía June Chandler cuando no tenía intención de recordar las cosas. Era completamente surrealista oír a June testificar que "no podía recordar"determinados detalles relevantes de la demanda de los Chandler. Por ejemplo, June no podía recordar si Michael Jackson presentó alguna vez una reconvención por extorsión contra la familia Chandler.



June Chandler parecía tener una memoria selectiva. Tenía recuerdos claros sobre todos sus viajes con Jackson, desde Los Angeles a Florida y a Europa, y viceversa, pero ni siquiera podía recordar los detalles más simples sobre la demanda de Jordie. Cuando Mesereau le preguntó por las necesidades financieras de su familia y por sus propios deseos personales en 1993, June Chandler recordó que en una ocasión, su ex-marido Evan, le pidió a Jackson que financiara la construcción de un ala de la casa de los Chandler. Pero en cuanto a ella, aunque había aceptado algunos regalos costosos de Jackson -una pulsera de Cartier entre ellos-, June Chandler juró que no había querido recibir ninguna cuantía monetaria por parte del artista.






_______________________

© Cerrarse en banda: Ser inflexible para no admitir otro criterio diferente al propio ni cambiar de opinión.




Cuando habló sobre la amistad de su hijo con la estrella del pop, Chandler testificó que nunca sospechó que estuviera pasando nada inapropiado entre Michael y Jordie. Esta respuesta despertó la consternación entre los periodistas, porque todos estaban esperando que Chandler dijera algo -cualquier cosa- que implicara a Jackson.



En cambio, June se acomodó orgullosamente en su asiento y calificó la amistad de su hijo con Michael como algo especial. Dijo al jurado que Jordie se había vestido como Michael, que había tratado de emular al icono del pop desde que era muy pequeño, incluso antes de que Jordie conociera a la estrella. También admitió que en 1992 y 1993, Evan Chandler estaba ocupado escribiendo un guión, diciendo al jurado, que debido a que Evan no pasaba mucho tiempo con Jordie en ese entonces, ella estaba feliz de que Michael visitara su casa. Michael dedicó tiempo a su hijo, y June dijo que estaba agradecida por ello.




June Chandler declaró que Michael Jackson había pasado aproximadamente treinta noches en su casa de Santa Monica, y admitió que había alentado la amistad entre su hijo y la estrella del pop. Mientras hablaba, la sala permaneció muy silenciosa. El público tenía unas fuertes ideas preconcebidas acerca de Jordie Chandler. Algunos tenían la sensación de que Chandler y su familia usaron a Jackson como a un peón, otros pensaban que Jackson había sido el autor intelectual de un encubrimiento. Los periodistas sabían que después de que se llevó a cabo el acuerdo financiero, Jordie Chandler se había negado a cooperar con las autoridades, lo cual les hacía elucubrar acerca del motivo. Durante los descansos, los periodistas cotilleaban sin parar sobre la amistad de Jackson con el joven Jordie Chandler.



Sin preocuparse por los cotilleos ni por los susurros en los pasillos del Juzgado, Tom Mesereau no iba a permitir que la infame demanda de los Chandler complicara el grave caso penal que enfrentaba Michael Jackson. Mesereau no quería que el jurado se enredara con los cotilleos. No quería que el jurado se dejara atrapar por especulaciones y rumores.



En un momento determinado, la Fiscalía solicitó que se mostraran al jurado las fotografías de 1993 -correspondientes a las manchas en la piel del pene de Jackson-, una moción que fue denegada. Mesereau tenia buenas razones para pedir al Juez que mantuviera al jurado alejado de esta escandalosa evidencia, evidencia que había sido utilizada para dar un tinte sensacionalista a las muchas acusaciones que Michael Jackson había negado repetidamente.



Mientras avanzaba en el contra-interrogatorio, Mesereau exploró otras vías en la vida de Michael. El abogado de la defensa no sólo quería desacreditar todos los rumores negativos de más de una década, sino que quería recordar al jurado que el mito de Peter Pan siempre había sido sinónimo de Jackson. Mesereau quería que el jurado entendiera por qué Michael se sentía tan cercano a Jordie y a su familia. Le pidió a June que confirmara que Michael Jackson era una persona muy solitaria, una persona necesitada de amigos verdaderos.



June Chandler dijo al jurado que Michael había llegado a ser parte de su pequeña familia, y dijo que la estrella del pop compartió la cena con ellos en su casa de Santa Monica, cada una de esas treinta noches. Cuando Mesereau le preguntó si Michael alguna vez ayudó a Jordie con sus tareas escolares, cuando le preguntó si Michael jugaba a videojuegos con Jordie, la Sra. Chandler reconoció que sí, que Michael lo había ayudado en las tareas escolares y había sido un buen amigo para su hijo.



Ella dijo al jurado que consideraba que Michael era "como un niño", y declaró que Jordie era el que había insistido en quedarse en la habitación de Michael en Neverland, la cual describió como "llena de muñecos" y un montón de juguetes. La Sra. Chandler dijo que había estado en la habitación de Michael muchas veces, y la describió como "la habitación de un muchacho, la enorme habitación de un chaval".



"¿Cuándo fue la primera vez que su hijo Jordan le preguntó si podía dormir con Michael Jackson?", preguntó Mesereau.


"Yo diría que alrededor de la segunda visita a Neverland, segunda o tercera visita a Neverland, porque siempre había niños por allí que se quedaban en su habitación y, ¿por qué no él? Y fue entonces cuando comenzó a pedirlo," dijo la Sra. Chandler.


"¿Y usted tenía conocimiento de que había un montón de niños dando vueltas por el dormitorio de Michael Jackson?".


"Sí".


"De acuerdo. ¿Conoció a Macaulay Culkin en Neverland?", preguntó Mesereau.


"Sí".


"¿Conoció a los padres de Macaulay?”.


"A su padre".


"¿Estaba allí alguien más de la familia de Macaulay? ¿Lo sabe?”.


"Sus hermanos estaban allí".



June Chandler respondía a Mesereau con un staccato
© que era palpable. Se aseguró de ser breve e intentó ser indiferente cuando habló sobre los vuelos en el jet de Sony y en el jet del multimillonario Steve Wynn, y acerca de los viajes a Orlando, Las Vegas y a otros centros turísticos alrededor del mundo.





______________________

© Respuestas de estilo Staccato: Rápidas, breves y directas.


A pesar de que estaba siendo muy prosaica en sus respuestas, Michael la miró con una intensa cercanía, y su mirada parecía ir más allá de la actitud arrogante de ella. A medida que June Chandler testificaba, el jurado la miraba con mucha atención, y la gente estaba intentando descifrar su lenguaje corporal. Cuando casualmente la Sra. Chandler dijo que nunca tuvo ningún problema con el hecho de que Michael estuviera cerca de su hijo, los presentes en la sala del Juzgado parecieron asombrados.



"Michael le dijo que simplemente quería una familia para que lo trataran como a una persona normal, ¿verdad?",preguntó Mesereau.


"Correcto", contestó la Sra. Chandler.


"Le dijo que no quería ser como un extraño, ¿verdad?".


"Correcto".


"Y le pidió que confiara en él, ¿verdad?".


"Sí".


"¿Recuerda decirle al Fiscal de Distrito de Los Angeles que cuando habló con su ex-marido, Evan, acerca de la relación de Michael Jackson con su familia, Evan lo vio como un estupendo medio para que Jordie no tuviera de qué preocuparse el resto de su vida?".


"¿Podría repetir su pregunta?, tartamudeó la Sra. Chandler.


"¿No le dijo usted al Fiscal de Distrito de Los Angeles que su ex-marido Evan, el padre de Jordie, le dijo a usted que la relación con Michael era un medio estupendo para que Jordie no tuviera de qué preocuparse el resto de su vida?".


"Sí", dijo la Sra. Chandler.


"Y para usted, eso significaba que Michael Jackson también la ayudaría por el resto de su vida, ¿correcto?".


"No".


"Eso es lo que su ex-marido quería decir, ¿verdad?".



Para entonces, el Fiscal Sneddon brincaba levantándose y sentándose, objetando con fervor a la línea de preguntas. Con la cara de Sneddon volviéndose de un rojo brillante, el Juez le hizo una señal para que se calmara. El Juez Melville aceptó la protesta utilizando un tono sarcástico que provocó carcajadas en algunas personas de la sala. Melville tenía su propio estilo personal, y estaba usando un poco de sarcasmo para mantener a Tom Sneddon con la cabeza fría. Pero Sneddon echaba humo y todo el mundo en la sala podía sentir su ira. El Fiscal de Distrito estaba furioso porque Mesereau hubiera sido capaz de tambalear a una de sus testigos principales. Mesereau había tenido éxito haciendo parecer a June Chandler hambrienta de dinero.



A pesar de que se hubiera admitido la protesta, Mesereau no iba a dejar que se disipara la cuestión de la demanda civil. Mesereau no quería risas. No quería que la gente se desviara de la gravedad de la demanda de los Chandler ni de la mentalidad de esta familia. Mesereau deseaba que el jurado entendiera que la familia Chandler quería a Michael Jackson para que los mantuviera de por vida. Cuando sacó a colación los detalles, Mesereau permitió que todo el mundo en la sala supiera que gracias a Jackson, los Chandler tenían acceso a la puerta que conducía a personalidades como Elizabeth Taylor, Nelson Mandela y la realeza de todo el mundo.



Cuánto más trataba de discutir June Chandler respecto al retrato que Mesereau estaba pintando de la familia Chandler, más parecía que estaba protestando excesivamente. Parecía que Jackson les había hecho conscientes de lo que era la buena vida, los había expuesto a una existencia de fama y fortuna, y después de haber saboreado un pedazo del mundo de Jackson, el clan Chandler no estaba dispuesto a renunciar a eso. Los Chandler habían probado el sabor del champán, y querían más.



Mesereau interrogó a June Chandler sobre sus reuniones con el famoso investigador privado, Anthony Pellicano. Mesereau se preguntaba si ella recordaba decirle a Pellicano que "Evan quería dinero". Le inquirió si alguna vez le dijo a Pellicano que "las preocupaciones de Evan únicamente eran por dinero".



Pero June Chandler no lo recordaba.



La Sra. Chandler testificó que se había reunido con Anthony Pellicano al menos en tres o cuatro ocasiones, pero no tenía ningún recuerdo de lo que sucedió en esas reuniones. Finalmente, el contenido de las conversaciones entre Chandler y Pellicano se consideró como una especulación, no admitida en el tribunal. Sin embargo, con las restantes preguntas que Mesereau hizo sin obtener respuesta, la materia reservada de las reuniones entre June Chandler y Anthony Pellicano simplemente flotó en el aire, amenazante, haciendo que todo el mundo sospechara más acerca de las motivaciones que existieron detrás de la demanda de los Chandler.



"¿Recuerda decirle a Michael Jackson, ‘Eres como Peter Pan. Todo el mundo quiere estar cerca de ti y quedarse a tu lado las 24 horas’?”, preguntó Mesereau.


"Sí", dijo la Sra. Chandler, casi en un susurro.


"Bien, ¿recuerda que en su reunión con el Sr. Pellicano, éste le dijo: ‘Todo esto es una extorsión’?", preguntó Mesereau.



Con esto, Tom Sneddon se levantó y objetó. La objeción fue admitida bajo el fundamento de que se trataba de un testimonio de referencia
©, y Mesereau retiró la pregunta.





__________________________

©Testimonio de Referencia: Declaración de un testigo acerca de lo que otra persona le ha contado, sin que esa persona esté presente, de modo que no pueda ser interrogada para afirmar o desmentir lo declarado por el testigo. Se conoce como testimonio de oídas, y por regla general no suele ser admitido en un juicio (salvo en muy determinadas excepciones) y por tanto, en el presente caso, el Juez Melville aceptó la objeción.


    "¿Recuerda la reunión con el abogado Robert Shapiro?", preguntó Mesereau.


    "Sí”, declaró la Sra. Chandler.



    "¿Y dónde fue eso?".


    "En la oficina de Larry Feldman".


    "¿Cuántas reuniones tuvo con Robert Shapiro?".


    "No lo recuerdo".


    "¿Sabe por qué estaba él en la reunión?", preguntó Mesereau.


    "Creo que era parte del equipo legal de Michael Jackson", dijo la Sra. Chandler.


    "¿Quién? ¿Robert Shapiro?".


    "Eso creo. No lo recuerdo".


    "Bueno, él estaba allí porque los abogados de Michael Jackson iban a formular una demanda por extorsión, ¿verdad?",presionó Mesereau.


    "No me acuerdo".


    "Robert Shapiro estaba allí porque es un abogado de defensa penal, ¿correcto?".



    Tom Sneddon trató de evitar más preguntas sobre Shapiro, sobre la extorsión, sobre las acusaciones que Michael Jackson hizo contra los Chandler en 1993, pero el Juez Melville revocó sus objeciones
    ©. Se ordenó a la testigo que respondiera a las preguntas, pero June Chandler no recordaba los detalles con respecto a la reconvención por extorsión por parte de Michael Jackson.

    Revocar una objeción: No admitir la protesta.


    Dijo que ella no estaba al tanto de que Robert Shapiro hubiera sido parte del equipo legal de los Chandler, no sabía que Shapiro hubiera asesorado a la familia Chandler como abogado penalista. La Sra. Chandler tampoco era consciente de que Robert Shapiro había representado a otro abogado de los Chandler, a Barry Rothman, quien había sido acusado por los abogados de Jackson de conducta poco ética en relación a Michael Jackson. Rothman no fue imputado de nada.



    Mesereau quería que se supiera que la familia Chandler había recibido asesoramiento legal de un importante abogado penalista, que habían sido muy bien instruidos para el caso de que Jackson los demandara por extorsión. Pero June Chandler dijo que sólo tenía un recuerdo vago acerca de la reunión con el famoso abogado de O.J. Simpson.




    La Sra. Chandler testificó que no tenía un recuerdo claro sobre ninguna de sus conversaciones con Robert Shapiro, y actuó como si apenas supiera quién era, lo cual parecía una exageración.



    Aunque el clan Chandler se había reunido con Robert Shapiro en sus oficinas de Century City, y June se había reunido con él en las oficinas de Larry Feldman; de alguna manera, el famoso abogado, Robert Shapiro, no había dejado huella en ella.



    Cuando la hermosa Sra. Chandler abandonó el estrado, muchos de los miembros del jurado no parecían impresionados. Por la expresión de sus rostros, era obvio que June Chandler no había sido una buena testigo. Las mujeres del jurado, en particular, parecían ver a través de ella.






    ~



    FIN DEL CAPÍTULO 20










"LETS HEAL THE WORLD TOGETHER, THIS IS MY DREAM..."

Admin-Dulce
Administradora
Administradora

Mensajes : 4289
Puntos : 5179
Fecha de inscripción : 11/02/2010
Edad : 49
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: DESDE EL 16 DE FEBRERO: LA VERDAD SOBRE MICHAEL JACKSON

Mensaje por Admin-Dulce el Dom Mayo 12, 2013 1:26 am

Fuente: http://mjhideout.com/forum/enciclopedia-mj/114464-mjsangels-conspiracion-93-05-contra-michael-jackson-46.html






El primer día que la madre del acusador pasó por delante de los fotógrafos, se cubrió el rostro con una capucha. Cuando la mujer entró en el Palacio de Justicia, Katherine Jackson estaba sentada sola en la primera fila frente a Janet "Jackson" Arvizo, sin Joe, sin Tito o Jermaine, y sin Randy o Jackie; todos los cuales habían sido habituales en la sala del tribunal durante el procedimiento. La madre de Michael parecía disgustada, infeliz ante la simple visión de Janet, y cerró los ojos por unos treinta segundos cuando la mujer encapuchada se dirigió a la parte delantera de la sala.


A medida que Janet se dirigía lentamente al estrado de los testigos, la mujer de treinta y seis años no se parecía en nada a la versión en video de Janet Arvizo, la mujer de la cinta de refutación. La cinta, que mostraba a Janet y a sus tres hijos alabando a Michael por haber contribuido a curar el cáncer de Gavin, nunca se había emitido en TV. Sin embargo, el video se había mostrado al jurado con tanta frecuencia, que en el momento en que Janet realmente testificó, los observadores de la sala sentían que la conocían.


Los fans de Jackson conocían el video de memoria, y la gente se divertía repitiendo las frases principales de la entrevista, en la que Janet afirmaba que estaba abandonada y "abatida". En el video de refutación Janet Arvizo no podría haber sido más melodramática. Tenía todo tipo de anécdotas tristes que contar, insistiendo en que antes de que Michael se hubiera interesado en su familia, ella estaba viviendo casi en la pobreza, obligada a alimentar a sus hijos con cereales para cenar, a menudo sin tener un sitio seguro donde vivir. A lo largo de la entrevista de refutación, Janet hizo declaraciones extravagantes. Afirmó que ella y sus hijos se habían visto forzados a dormir en un granero. Aseguró que su ex-marido estaba fingiendo ser un padre maravilloso.


En la cinta, Janet pasaba bastante tiempo atacando a su ex-marido, David, el padre biológico de sus tres hijos. Pero pasó incluso más tiempo alabando a Michael Jackson por ser la persona que había acudido en su rescate, calificando a Michael como un regalo celestial, una buena persona, y un "hombre de familia"


La cinta de refutación había creado en el jurado ciertas expectaciones e impresiones que Janet realmente no había previsto. En la cinta, aparece como una atractiva mujer joven, con el pelo largo y ondulado, con los labios pintados de rojo, y una bonita figura de reloj de arena. Pero la persona que había sido en el pasado, la persona que Janet era cuando estaba con Michael Jackson, no era más que un recuerdo del video.


La presencia de Janet en la sala del juzgado era confusa y desconcertante. No solo se había deslucido su mirada, sino que toda su personalidad parecía haber cambiado. Ya no era la chica atractiva; Janet Arvizo era un enigma. En el estrado de los testigos, algunas veces parecía una cría y a menudo llegaría a actuar de forma infantil.


A medida que hablaba, parecía transformarse, proyectando imágenes y personalidades diferentes. Hubo momentos en los que sus treinta y seis años de edad, la hacían parecer un ama de casa desaliñada, presentándose a sí misma como una madre sobrecargada que estaba demasiado cansada como para mantener su apariencia. En cualquier otro caso, esa táctica podría haber funcionado, podría haberle hecho ganar alguna simpatía, pero Janet sabía que estaba bajo un microscopio.


Ciertamente, podría haberse puesto un traje, sabiendo que los medios de comunicación de todo el mundo estaban muy interesados en verla, que la gente de todos los rincones de la Tierra estaba allí para informar de cada detalle de su aparición en la sala de audiencias. Cuando Janet se encogió en la silla de los testigos, una sala repleta de medios de comunicación estaba tomando notas.


Todo el mundo en la sala estaba sorprendido de ver cuánto había cambiado el aspecto físico de Janet en dos años, y la gente comentaba al respecto, cotilleando sobre el hecho de que había ganado un poco de peso, de que no había elegido ropa elegante, y que había olvidado sus secretos de belleza, sin llevar maquillaje alguno. El pelo de Janet era más corto, su cara más ancha, y vestía como una niña pequeña, llevando una sudadera rosa y horquillas baratas con estrellas brillantes.


En cuanto a su personalidad, Janet era más bien un desastre, ya no era la mujer segura que había aparecido en el vídeo. Frente al jurado, raramente parecía tener sentido común, y rara vez respondió razonadamente a las preguntas directas. A menudo, Janet lloraba ante el jurado. Sus lágrimas, sin embargo, no parecían reales.


Cuando comenzó a prestar testimonio, Janet estaba sollozando, pidiendo al jurado que no la juzgara. Fue inadecuada, y la gente vio que Janet estaba haciendo que algunos de los miembros del jurado se sintieran incómodos. Era una persona extraña que tomaba decisiones extrañas. A lo largo de su testimonio, Janet decidió no mirar a Michael Jackson, y optó por no mirar a Ron Zonen, el Fiscal a cargo de su interrogatorio directo.


La gente encontró extraño que Janet se negara a mirarlos, que únicamente deseara dirigirse hacia los miembros del jurado para dar rienda suelta y testificar acerca de todo. De forma inaudita, parecía que Janet pensaba que podía ganar el caso suplicando directamente al jurado, pero el sistema judicial no funciona de esa manera. Para empeorar las cosas, Janet se enfurecía muchas veces, y la mujer señalaba y chasqueaba los dedos hacia el panel del jurado. Más tarde, los miembros del jurado dijeron con toda franqueza que encontraron el comportamiento de Janet ofensivo y extraño.


Janet Arvizo hizo que la gente temblara.


La madre del acusador testificó durante tres días seguidos, cubriéndose siempre con la capucha de una sudadera cuando se dirigía a la sala. Cada día, era escoltada a través de una multitud de periodistas que nunca lograron obtener una foto nítida de ella. Debido a que Janet se había casado con un hombre llamado Jay Jackson, solicitó que el tribunal la reconociera como "Janet Jackson", pero el Juez Melville se negó a permitirlo. El Juez dijo que sería demasiado confuso, y durante el proceso, Janet sería conocida como Janet Ventura Arvizo.


Antes de que entrara en la sala del Juzgado, el equipo de la defensa argumentó en contra de la petición de Janet para acogerse a la Quinta Enmienda©, -bajo su derecho a no declarar sobre el fraude a Bienestar Social-, diciendo al Tribunal que Janet Arvizo no debería tener el derecho de escoger y elegir acerca de lo que iba a testificar. La defensa señaló que Janet había hecho una solicitud de asistencia urgente, pidiendo a Bienestar Social cupones de alimentos y ayudas por invalidez y desempleo -al mismo tiempo que tenía una cuenta bancaria personal, con miles y miles de dólares a su disposición.


Pero el derecho de Janet a acogerse a la Quinta Enmienda fue validado, y ella ni siquiera tendría que invocar este derecho en contra de su autoincriminación, frente a ningún jurado, en ningún Tribunal de California. Por tanto, Sneddon esperaba que los miembros del jurado no llegaran a escuchar nada sobre los detalles en relación al supuesto fraude de Janet a Bienestar Social. El Fiscal de Distrito esperaba que no se mencionara que Janet Arvizo había pedido acogerse a la Quinta Enmienda, en relación a las solicitudes fraudulentas© que había realizado a Bienestar Social.


Sin embargo y para ser justo con ambas partes, el Juez Melville decidió que informaría al jurado sobre la decisión de Janet Arvizo de hacer valer su derecho a invocar la Quinta Enmienda; y además, Melville decidió que durante el acto probatorio© permitiría al equipo de la defensa presentar pruebas sobre el supuesto fraude de Janet a Bienestar Social. El equipo de la defensa más tarde llamaría a un contable público, así como a un experto en fraudes a Bienestar Social, con el fin de probar que Janet Arvizo estaba usando todos los recursos posibles para recibir un dinero público© al que no tenía derecho.


Cuando Janet Arvizo prestó juramento, el Juez Melville informó al jurado de que la Sra. Arvizo se había acogido a la Quinta Enmienda, en relación al presunto fraude y perjurio contra Bienestar Social. Al instante, el panel del jurado la observó con miradas de desaprobación. Antes de que Janet incluso abriera la boca en la Corte, la madre de Gavin Arvizo ya había tenido un mal comienzo.


Fue más que un descrédito.


Debido a que el Fiscal de Distrito de Santa Barbara no había concedido la inmunidad de enjuiciamiento a Janet en el tema del fraude a Bienestar Social, un año y medio después de que terminara el juicio de Jackson, en noviembre de 2006, Janet Arvizo se declaró culpable de defraudar a los contribuyentes estadounidenses por solicitar asistencia pública de forma engañosa. Aparentemente, el fraude a Bienestar Social era algo de lo que Janet Arvizo nunca pensó que tendría que rendir cuentas. Al parecer, estaba demasiado centrada en un juicio penal en contra de Michael Jackson, que según esperaba ella, iría seguido por un juicio civil© en su favor. Janet Arvizo parecía estar cegada por el símbolo del dólar, de los millones de dólares. No parecía muy preocupada por exponer su vida privada. Cualquier cosa desagradable que saliera a la luz, quizá quedaba eclipsada por la posibilidad de convertirse en millonaria.


Janet Arvizo aceptó testificar sin inmunidad, y Ron Zonen se apresuró a tratar de establecer ante el jurado que la Sra. Arvizo era una mujer temerosa de Dios, una mujer que vivió una vida dura, que había sufrido a causa de la enfermedad y la pobreza, que había vivido muchos malos momentos. Zonen quería cosechar tanta simpatía por ella como fuera posible, y le pidió a Janet que diera detalles sobre cómo era ser la madre de cuatro niños, habiendo dado a luz recientemente a un bebé de ocho meses con su nuevo marido. Luego, le pidió a Janet que le hablara al jurado sobre la gravedad del cáncer de Gavin y la experiencia cercana a la muerte que había llevado a la familia Arvizo a la casa de Michael Jackson.


No siendo ajeno a los casos de alto perfil, el Ayudante del Fiscal de Santa Barbara, Ron Zonen era el más fuerte de los tres miembros del equipo de la acusación. Estaba bien preparado y lúcido, no exhibiendo nunca la furia de Tom Sneddon ni mostrándose fuera de control. Ron Zonen era agudo, y tenía la ventaja añadida de tener los pies sobre la tierra, a diferencia de Gordon Auchincloss, quién quedó como un arrogante y altamente engreído. De los tres, Zonen tenía el carácter más agradable. Tenía presencia. Tenía ingenio. Cuando Zonen hablaba, la gente escuchaba.


Sin embargo, tener a Janet "Jackson" Arvizo en sus manos, dejó a Zonen en una cuerda floja por la que era muy difícil caminar. Para la acusación, Janet Arvizo era la piedra angular del cargo de conspiración contra Jackson. El Fiscal había llamado a Janet al estrado, en un intento por demostrar que Jackson y sus asociados habían conspirado para mantenerla a ella y a sus hijos en Neverland, en contra de su voluntad. Con ese fin, Janet declaró que durante semanas después de su viaje a Miami, presionaron a su familia y los mantuvieron cautivos en Neverland hasta que accedieron a grabar un video de refutación, en respuesta al documental de Bashir.


Janet dijo al jurado que su "cautiverio" comenzó cuando recibió una llamada de Michael, quien le pidió que la familia participara en una conferencia de prensa en Miami, la cual se ofrecería como respuesta al trabajo de Bashir. Según Janet, fue el propio Michael quien la llamó para informarla de que ella y su familia podrían estar "en peligro". Janet dijo que era Michael quien quería que los Arvizo se unieran a él en Miami, para que pudieran protegerse de las supuestas "amenazas de muerte".


Janet contó al jurado que cuando llegó a Miami el 7 de febrero de 2003, Michael Jackson había decidido que ya no era necesario dar ninguna rueda de prensa. Janet dijo que Jackson y su "gente" mantuvieron una estrecha vigilancia sobre ella, no permitiéndole ver el estreno en USA. del documental de Bashir, que se emitió en la cadena ABC durante esos días.


Cuando Janet repasó los detalles relacionados con el viaje a Miami para ver a Jackson, dijo que a principios de febrero de 2003, ella y sus hijos -junto con la estrella de cine Chris Tucker-, sobrevolaron el país en un jet privado. Fueron al Turnberry Resort en el norte de Miami©, donde ella se registró en su propia habitación con sus hijos y después se encontraron con Michael Jackson en su suite presidencial. Janet dijo al jurado que sus hijos recibieron masajes en el spa del Turnberry, pero se quejó de que la mayor parte del tiempo permanecieron con Michael, encerrados en su enorme suite.


Janet contó que mientras estaban en Miami, en realidad no tuvo la oportunidad de disfrutar de las instalaciones del elegante hotel. Pasó los días con Michael, Prince y Paris, quienes estaban acompañados de Frank Cascio, su hermana pequeña -Marie Nicole-, y su hermano pequeño –Aldo-, a quien Jackson llamaba "Baby Rubba".


Janet tenía múltiples quejas en relación a su estancia con Michael en el Turnberry Resort, la cual le pareció como un viaje de negocios. Janet indicó que sus hijos estaban felices por ser los invitados de Michael durante unas noches, pero de manera indirecta, se estaba quejando ante el jurado de que ella y sus hijos no habían salido del hotel, a causa del enorme interés de los medios.


Más tarde se introdujo una prueba en la causa, que mostraba las llamadas de la prensa que Jackson había recibido el 6 de febrero de 2003, al día siguiente del estreno en Inglaterra de “Living with Michael Jackson”. Incluía un aluvión de mensajes de Extra!, Entertainment Tonight, CBS Early Show, Good Morning America y SkyNews London, así como llamadas personales realizadas Larry King y Barbara Walters. La lista era asombrosa.


Janet le confirmó al jurado que se sintió abrumada por las peticiones de los medios de comunicación, pero insistió en que no estaba interesada en coger el dinero que le ofrecieron los tabloides, alegando que había tenido "cero" conversaciones con los periodistas, que su contacto con la prensa fue de “cero al cuadrado”. Janet testificó que aceptó volar a Miami para encontrarse con Michael y su "gente", mientras ellos intentaban decidir qué hacer con la pesadilla de relaciones públicas desatada por el documental de Bashir. Ella afirmó que los asociados de Michael estaban escribiendo para ella una respuesta a los medios. A lo largo de su testimonio, Janet dijo que inventaron todas sus declaraciones en la cinta de refutación, que simplemente, no eran ciertas.


Pero eso no le sentó nada bien al jurado.


"Ahora bien, Sra. Arvizo, dijo que usted y sus hijos fueron abandonados y escupidos, ¿verdad?", preguntó Mesereau.

"Sí", respondió.

"¿Y a quien se refiere?”.

"Ellos tomaron partes de mi vida y de la de mis hijos que eran verídicas, y las incorporaron a su guión. Y esto ocurrió en la primera reunión en Miami. Ellos ya estaban trabajando en ello. Me llevó un tiempo descubrirlo”.

"¿Quien abandonó a su familia?", insistió Mesereau.

"En este guión; todo estaba guionizado", le dijo Janet.

“Cuando dice que escupieron a su familia, ¿a quién se refiere?”.

"En esa cosa de refutación, todo es un guión. Tomaron datos míos y de la vida de mis hijos que eran ciertos, y los incorporaron ahí".

"Cuando usted dijo: ‘No pertenecíamos al código postal correcto, y no éramos de la raza adecuada’, ¿a qué se está refiriendo?”.

“Todo esto estaba guionizado”, insistió Janet.


Conforme continuaba su testimonio, Janet hizo afirmaciones que eran difíciles de tragar, sencillamente imposibles de creer. Por un lado, juró que nunca había visto todo el documental de Bashir, nunca jamás. Afirmó que en el momento en que se grabó la cinta de Bashir en Neverland, no la informaron de que sus hijos hubieran grabado todo lo que se emitió en la televisión.


Janet dijo al jurado que se enteró de que Gavin y sus hermanos grababan "algo sobre la ayuda de Michael a Gavin con su cáncer", sólo después de que el documental de Bashir fuera estrenado en Gran Bretaña. Bajo un interrogatorio más profundo, la Sra. Arvizo admitió que se había unido a Michael Jackson en una demanda contra Granada Television por usar imágenes de sus hijos sin permiso.


Parecía que cuanto más testificaba Janet Arvizo, más cavaba un hoyo en el que enterrar a la acusación. El jurado no estaba creyéndola nada en absoluto. Al igual que sus hijos, Janet estaba afirmando que Jackson había tocado de manera inapropiada a Gavin tras el escándalo del documental de Bashir, no antes.


De acuerdo con Janet, la primera vez que el Sr. Jackson había decidido actuar de manera inapropiada con Gavin, fue en el viaje de regreso a California desde Florida, justo después de que el documental de Bashir se estrenara. El testimonio de Janet fue que nunca había visto a Michael Jackson hacerle nada sexualmente inapropiado a Gavin; a pesar de que afirmó haber visto a Michael lamer el pelo de su hijo -durante el regreso en avión desde Miami hasta Santa Barbara.


Con Mesereau al frente de su interrogatorio, la versión de Janet del supuesto abuso sexual hacia Gavin, hizo que cada vez tuviera menos sentido. Las acusaciones de Janet Arvizo comenzaron a verse cada vez más indignantes. El abogado de la defensa hizo pedazos a Janet; en particular, respecto a su presunto cautiverio en Neverland. Si hubo algún tipo de conspiración, Mesereau la hizo parecer como una conspiración dirigida hacia Michael Jackson.


Cuando Janet testificó que Michael había planeado secuestrar a los Arvizo y que había actuado de manera inapropiada con Gavin justo después del documental de Bashir, abrió una caja de Pandora con la que Tom Mesereau haría su agosto©. Mesereau mostraría que en las semanas siguientes al documental de Bashir, Janet Arvizo y sus hijos fueron voluntariamente a Neverland para pasar allí un tiempo, aprovechándose de todas las comodidades de la casa de Michael.


El abogado de la defensa probaría que mientras Janet se tomaba su tiempo para decidir si deseaba grabar o no un video de refutación, la Sra. Arvizo se mantuvo ocupada, gracias a que tenía a Michael para que pagara todo, desde el trabajo dental de Gavin a la depilación a la cera de Janet. Cuando Janet y sus hijos finalmente grabaron la cinta de refutación, se rodó mucho tiempo después de que los Arvizo llegaran de vuelta a California, mucho más allá de la fecha límite para poder emitir el video “The Michael Jackson Interview: The Footage You Were Never Meant to See” en el programa de la FOX.


En cuanto a sus comentarios sobre Jackson en las tomas del video de refutación, Janet siguió insistiendo en que ella y sus hijos estaban leyendo un guión y le dijo a los miembros del jurado que ninguno de ellos querían decir ninguna de las cosas cariñosas que dijeron de Michael. Janet afirmó que a ella y a sus hijos los forzaron a decir que Jackson había actuado como una “figura paterna” para Gavin. Dijo que a ella y a sus hijos les habían servido cada palabra que pronunciaron durante la entrevista. Pero su testimonio parecía falso.


Fue interesante ver a Janet aparentando enfurecerse porque la hubieran obligada a utilizar un guión para la totalidad del video de refutación; especialmente desde el momento en que todo el mundo en la sala vio las tomas descartadas de ese video, observando a Janet decirle a sus hijos que se sentaran derechos y que se comportaran, sugiriendo espontáneamente que ella y Gavin se cogieran de las manos ante la cámara.


Cuando se le preguntó si las tomas descartadas también estaban sujetas a un guión, Janet dijo al jurado que así era. Cuanto más insistía en ello, más parecía que no era una buena mentirosa. Mientras Mesereau la interrogaba, conseguía que el jurado tomara en cuenta un punto: Janet Arvizo era una mujer con un plan.


"No soy muy buena actriz", testificó Janet.

"¡Oh! Yo creo que lo es", dijo Mesereau.


El abogado defensor tenía razón en creer que Janet estaba haciendo un show. Pero Janet no siempre podía controlar sus emociones, y llegaría a volverse explosiva y antagonista en el estrado. Su delirante testimonio era tan desequilibrado, que a lo largo del interrogatorio directo©, Mesereau se negó deliberadamente a objetar. Mesereau, abogado intuitivo, calibró a Janet al instante, y estaba feliz de dejar que se fuera por la tangente. Cuando Janet le habló al jurado sobre su surrealista teoría de la conspiración, dijo que una vez planeó escapar de Neverland en un globo aerostático.


En apoyo a la teoría de la conspiración, se puso para el jurado la grabación de una conversación telefónica entre Janet y el buen amigo de Michael, Frank Cascio. En esa conversación, Frank le pedía a Janet que volviera a Neverland con sus hijos, mencionando su preocupación por la seguridad de Janet. Sin embargo, Frank no dijo nada acerca de las personas que supuestamente amenazaban la vida de Janet. A medida que el jurado escuchó la grabación de la llamada telefónica, oyeron a Frank Cascio decir que estaba preocupado por la seguridad de los Arvizo, debido a los paparazzi.


No se hizo mención a ninguna amenaza de muerte.


No se hizo mención a ningún asesino.


La única persona que afirmó que las consecuencias del documental de Bashir habían creado una situación que ponía en peligro su vida, fue la Sra. Janet Arvizo. Fue una acusación que sus dos hijos -Gavin y Star-, trataron de corroborar sin éxito. Al principio del juicio, ambos chicos testificaron que oyeron a su madre mencionar algo acerca de unos "asesinos", pero sus recuerdos eran vagos. Bajo el contra-interrogatorio, ambos chicos admitieron que les encantaba estar en Neverland, testificaron que nunca se sintieron atemorizados por nadie, y dijeron al jurado que en realidad no querían dejar el rancho de Michael de ninguna de las maneras.


La acusación realizada por Janet de que la habían retenido en Neverland como a una prisionera, y su afirmación de que a ella y a sus hijos los habían mantenido ocultos de misteriosos "asesinos", parecía algo inverosímil y loco, especialmente desde que se aportaron a las pruebas los justificantes que probaban que Janet Arvizo estuvo cargando miles de dólares en maquillaje, productos y tratamientos de belleza, a la cuenta de Neverland Valley Entertainment -de Michael Jackson-, durante febrero de 2003.


La teoría sobre una conspiración que la Fiscalía había añadido a este mejunje©, era el eslabón más débil del caso. Esto haría que mucha gente pensara dos veces que el Fiscal de Distrito estaba llevando a cabo una venganza en contra de Jackson, que Sneddon estaba tratando de arruinar al artista de cualquier forma posible. Por supuesto, Tom Sneddon lo negó vehementemente. Pero para cuando la Fiscalía afirmó que Michael Jackson había creado un complot para enviar a la familia Arvizo a Brasil, su acusación pareció absurda.


La Fiscalía aportó los pasaportes y los visados, mostrando que los “asociados” de Jackson obtuvieron estos documentos acompañados por Janet Arvizo, insinuando que la "gente" de Jackson planeaba que los Arvizo hicieran un viaje permanente a Brasil. Pero la Fiscalía fue incapaz de demostrar que el viaje a Brasil no fue más que una oferta de vacaciones. Y Sneddon, el Fiscal de Distrito, no pudo probar por ningún medio que Michael Jackson fuera ni siquiera consciente de que alguna vez se estuviera planeando un viaje a Brasil.


Cuanto más se testificaba acerca del viaje a Brasil, más parecía que la escena de la conspiración era una trama falseada por la Fiscalía. Pareció extraño que la acusación pusiera tanto énfasis en ello, sobre todo porque los Arvizo nunca hicieron ningún viaje semejante.


El Fiscal de Distrito argumentó ante el jurado que Michael Jackson estaba tan sumamente desesperado después de que el documental de Bashir saliera al aire, que toda la carrera y la situación financiera de Jackson estaban en juego, -por tanto, la estrella del pop necesitaba secuestrar, encarcelar y extorsionar a la familia Arvizo con el fin de mantener su "imagen". Para mucha gente, fue la afirmación más absurda de todo el juicio. Los presentes en la sala se burlaron de tal idea.


La gente pensó que la teoría de la conspiración era simplemente ridícula.


Al final del día, Tom Sneddon fue incapaz de probar que Michael Jackson tuviera ningún conocimiento acerca de una conspiración para enviar a los Arvizo a ningún lugar. El equipo de la Fiscalía estaba argumentando, sin éxito, que Jackson, a través de sus “asociados”, formó parte del secuestro y cautiverio de los Arvizo. El Fiscal de Distrito aseguró que Michael participó en un complot criminal con el fin de salvarse de la ruina financiera y profesional. Fue una teoría que dejó perpleja a la mayoría de los presentes en la sala. La gente comenzó a preguntarse si los fiscales eran personas serias o si habían perdido la cabeza.


___________________________


© Quinta Enmienda (derecho contra la autoincriminación forzada): Uno de los elementos de la Quinta Enmienda que protegen a una persona acusada de cometer un delito es el derecho contra la autoincriminación forzada. No puede obligarse a ningún acusado a declarar en contra de sí mismo, de hecho, no se le puede obligar a declarar (aunque si lo desea, puede hacerlo); esto es lo que se conoce como invocar la Quinta Enmienda. Este derecho se invoca ante un Tribunal que lo valida y sin la presencia del jurado que formará parte del juicio; por eso, en este caso concreto, el jurado en el proceso contra el Sr. Jackson no tenía siquiera por qué saber que Janet Arvizo había invocado la Quinta Enmienda en relación al presunto fraude a Bienestar Social.


© Solicitudes fraudulentas a Bienestar Social: Janet Arvizo había cumplimentado varias solicitudes para recibir asistencia de Bienestar Social. Dichas solicitudes requieren que el solicitante de estos beneficios no tenga medios económicos. En sus formularios, el peticionario debe incluir los bienes económicos que posee, con el fin de que Bienestar Social decida si esa persona merece realmente ser asistida con cheques para cubrir sus necesidades, como por ej., de de comida. Mentir en esos formularios equivale a hacer una solicitud fraudulenta y los datos cumplimentados están sujetos bajo pena de perjurio. Janet Arvizo cumplimentó los formularios de forma fraudulenta, especificando que no tenía medios económicos, aunque en realidad tenía unas sumas muy altas de dinero en sus cuentas bancarias. Posteriormente a este juicio contra el Sr. Jackson, fue condenada por fraude a Bienestar Social.


© Acto Probatorio: Es el grueso del juicio, compuesto por todos los medios probatorios, como confesiones, documentos, informes periciales, judiciales o periciales, testigos, fotografías, videos, y en general, todo aquello que pruebe el asunto que se juzga. Todos los medios probatorios, primero deben ofrecerse como tales, luego ser admitidos o no, se preparan o se desechan y finalmente se valoran.


© Dinero Público: Janet Arvizo cumplimentó muchas solicitudes para recibir asistencia social por medio de cheques que cubrieran gastos de comida, ropa, transporte, etc. Incluso solicitó asistencia urgente en este sentido, y llegó también a solicitar asistencia económica por invalidez, mintiendo siempre en cuanto al monto de sus cuentas bancarias. Ella no tenía derecho a percibir este dinero público, pues solo se concede a aquellas personas que no tienen medios económicos.


© Juicio Civil: Janet Arvizo esperaba que durante el juicio penal, Michael Jackson fuera condenado a prisión. Cuando eso ocurriera, ella iniciaría un juicio civil en contra de él, para obtener una suma millonaria como compensación por el “abuso sexual” de su hijo. Afortunadamente, el jurado en la causa penal encontró inocente al Sr. Jackson.


© Turnberry Resort Isle Miami: Turnberry Isle and Fairmont Country Club, complejo turístico compuesto de dos hoteles, en el norte de Miami.
http://turnberryislemiami-px.trvlclick.com/index.cfm


© Hacer su agosto: Frase hecha que indica que una persona se aprovecha de una oportunidad. En este sentido, el testimonio de Janet Arvizo le dio al abogado defensor una oportunidad para aprovecharse de sus contradicciones.


© Interrogatorio Directo: El realizado por la acusación.


© Mejunje: Sustancia líquida resultado de la mezcla de varios ingredientes, que suele resultar extraña y/o desagradable.



FIN DEL CAPÍTULO 21







"LETS HEAL THE WORLD TOGETHER, THIS IS MY DREAM..."

Admin-Dulce
Administradora
Administradora

Mensajes : 4289
Puntos : 5179
Fecha de inscripción : 11/02/2010
Edad : 49
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: DESDE EL 16 DE FEBRERO: LA VERDAD SOBRE MICHAEL JACKSON

Mensaje por Admin-Dulce el Dom Mayo 12, 2013 1:31 am




Fuente: http://mjhideout.com/forum/enciclopedia-mj/114464-mjsangels-conspiracion-93-05-contra-michael-jackson-49.html

Más allá de la absurda teoría de la conspiración, lo más condenatorio sobre lo que Janet testificó fue su anterior demanda civil contra JC Penney Corporation, y su acuerdo de 152.000 dólares por haber sido presuntamente abusada -física y sexualmente- en un aparcamiento, por los guardias de seguridad de JC Penney. Entre las cosas que Janet afirmó, dijo que supuestamente, uno de los guardias de JC Penney le había retorcido unos de sus pezones veinticinco veces.


"Y por favor, dígale al jurado cómo la asaltaron sexualmente en ese parking público”, pidió Mesereau.


"Está bien. Yo estaba tirada en el suelo mientras estaban golpeándome, y uno de los tipos de Tower Records©, quien -por cierto, esto puede ser verificado- creo que también fue despedido por hacerle esto a otra persona anteriormente", explicó Janet. “Pero, esta persona, mientras yo estaba tirada en el suelo recibiendo una paliza, tenía su mano sobre mi pecho y en la parte delantera de mi zona íntima".


"¿Recuerda usted testificar que él le retorció un pezón de diez a veinticinco veces?", preguntó Mesereau.


"Sí", dijo Janet. “Y además, así fue. Él quería humillarme; es como si de nuevo me lo estuviera intentando hacer en este momento, y hacérmelo revivir milisegundo a milisegundo”.


"Usted declaró estos hechos para recibir una compensación económica, ¿verdad?".


"Sí. Era una demanda civil, sí".


"Entonces, en la demanda, usted reclamó porque los guardias de seguridad agravaron el cáncer de Gavin©, ¿cierto?".


"No lo creo. Creo que dije algo de que Gavin estaba recibiendo quimioterapia en ese momento en el que ellos querían que se produjera la declaración".


___________________________


© Tower Records: Cadena de tiendas de discos que en la actualidad, cerró físicamente por quiebra, aunque se mantiene activa en Internet.


© Reclamar por agravar el cáncer de Gavin: Quiere decir que además de reclamar una compensación por las agresiones, también reclamó una compensación por los supuestos daños que los guardias ocasionaron en la enfermedad de su hijo.
Conforme Mesereau interrogaba intensamente a Janet sobre su anterior pleito, Janet fue poniéndose visiblemente nerviosa. Admitió que hubo "inexactitudes" en su declaración contra JC Penney, alegando que intentó que su abogado hiciera algunas correcciones en la declaración, antes de que llegaran a un acuerdo. Cuantas más inexactitudes admitió Janet, cuanto más puso de manifiesto que algunas partes de su declaración contra JC Penney fueron falsas, menos miramientos le concedió la gente.


Mesereau señaló que las acusaciones que Janet hizo contra los guardias de JC Penney fueron corroboradas por sus dos hijos, Gavin y Star; los cuales dijeron, en sendas declaraciones juradas, que habían sido testigos de que su madre fue asaltada en el aparcamiento de JC Penney. Tanto la declaración de Star como la de Gavin habían sido puestas en evidencia desde el principio del juicio, y Mesereau había establecido que Star, a los nueve años, contó a los abogados que él puso el pecho de su madre "de nuevo en el sujetador", después de que ocurriera el supuesto incidente de la torsión de su pezón. Star Arvizo, quien afirmó que fue testigo de ver a Jackson tocar indebidamente a su hermano, había testificado previamente que vio a un guardia de JC Penney tocar las partes íntimas de su madre.


A medida que Mesereau exponía la declaración de Janet contra JC Penney, logró sugerir que Janet había preparado a sus hijos sobre cómo testificar. Mesereau creó dudas reales acerca del supuesto ataque en JC Penney, y el jurado estaba en un dilema.


"En el caso de JC Penney, usted declaró bajo juramento que fue golpeada con los puños cerrados en el aparcamiento de JC Penney, ¿correcto?", preguntó Mesereau.

"Sí", dijo Janet.

“En el caso de JC Penney, ¿usted declaró bajo juramento que fue golpeada con unas esposas, como si fueran puños americanos?”.

"Recuerdo ver a la mujer con sus dedos dentro de las esposas, así", dijo Janet, haciendo el gesto hacia el jurado.

"Y después de que la golpearan todas estas veces en el parking, usted dijo que pensó que iba a morir, y que fue como si estuviera en una cueva, en un túnel. ¿Recuerda eso?".

"Sí, lo sentí de esa forma".

"Usted dijo que los guardias de seguridad estaban golpeando a Gavin y a Star, ¿correcto?".

“¿Puede, por favor, leerme… mostrarme dónde se dice eso?”, preguntó Janet.

"De acuerdo", dijo Mesereau, acercándose a Janet para mostrarle la cita.

“¡Oh! Sí, porque mi hijo -mis dos hijos-, resultaron heridos”, testificó Janet.


Mientras Janet respondía preguntas incómodas, poniéndose sumamente nerviosa en el estrado, confirmó que el día del incidente en JC Penney, ella y su marido David, finalmente fueron conducidos al calabozo©, habiendo sido detenidos en el parking de JC Penney, en West Covina. Después de que les retiraran sus móviles y otros objetos personales, después de que les tomaran las huellas digitales y fueran fotografiados, pusieron cada uno de ellos 250 dólares de fianza y fueron puestos en libertad en cuestión de horas. El expediente del 27 de agosto de 1998 de la Policía de West Covina sobre el incidente, describió que Janet Ventura Arvizo no tenía marcas físicas visibles, por lo que no necesitó atención médica especial.


Sin embargo, algún tiempo después, Janet Arvizo se presentó en el despacho de un abogado, lanzando acusaciones contra los guardias de JC Penney por haberla asaltado física y sexualmente. Ofreció media docena de fotos en color de sus moratones como "prueba". Cuando Tom Mesereau continuó preguntándole a Janet acerca de su rebuscada acusación, le dio al jurado una oportunidad para ver el patrón que Janet Arvizo y su familia habían establecido muchos años antes.



___________________________


© Calabozo: En dependencias policiales, no en la cárcel.

Los Arvizo y sus hijos estaban habituados a acudir a los abogados.


A una edad temprana, Gavin había aprendido a demandar judicialmente a la gente por "daños y perjuicios".


Cuando Mesereau dio a conocer otras acusaciones por abuso realizadas por cada miembro de la familia Arvizo, las personas del jurado parecieron molestas. En un primer momento, Janet intentó negar que David hubiera sido violento con ella y con sus hijos. Pero más tarde, declaró que había habido otras acusaciones de abuso dentro de su familia y que le habían concedido varias órdenes de alejamiento contra su ex marido. Cuando Janet se vio obligada a verificar los informes que Mesereau tenía en sus manos y que documentaban esos presuntos abusos, los miembros del jurado fueron frunciendo el ceño, con los labios fuertemente apretados.


"Usted fue investigada por el Department of Children and Family Services en la década de 1990, cuando Gavin declaró que usted lo había maltratado. ¿Lo recuerda?", preguntó Mesereau.

"Sí", dijo Janet.

“De acuerdo. ¿Usted tenía una buena relación con el Department of Children and Family Services en aquel momento?”.

"Sí, la tenía".

"Está bien. Él la acusó de maltratarlo y luego, cambió de idea, ¿verdad?”, preguntó Mesereau.

"No, eso es inexacto", dijo Janet.


Janet intentó explicar la investigación en la década de los 90, tratando de minimizar la importancia de las acusaciones por maltrato realizadas por Gavin. Pero la explicación de Janet realmente no parecía tener sentido.


Janet dijo al jurado que Gavin, cuando estaba en el jardín de infancia, había acudido a la enfermera de la escuela para decirle que no quería ir a casa, porque no quería meterse en problemas. Janet no era muy clara; tenía un recuerdo convenientemente confuso del suceso en el jardín de infancia. Sin embargo, admitió que a causa de la queja de Gavin ante la enfermera, alguien del DCFS© fue a su casa para verificar que Gavin vivía en un ambiente seguro.


Aunque Janet trató de darle un giro positivo al incidente, calificando la visita del DCFS como "otra experiencia positiva", nadie en el jurado estaba creyéndose la idea de que una visita del Departamento fuera una cosa buena.


"Gavin la acusó de maltratarlo y después cambió su historia, ¿no?", presionó Mesereau.

"No. Lo que está diciendo es inexacto”, le dijo Janet.

“Usted acaba de decirle al jurado que él la acusó de maltrato, ¿no?”.

“Y así fue. Era un niño de jardín de infancia. De tal modo que la enfermera o la maestra, quienquiera que fuese, lo comunicó de esa forma al Department of Children and Family Services, y eso fue todo”, declaró Janet.


Pero eso no fue todo. La historia de Janet se estaba viniendo abajo.


Mientras hablaba, sus frases fueron volviéndose incomprensibles. Ante Mesereau, Janet estaba intentando negar otras anécdotas de mal gusto. Cuando Janet discutió precipitadamente con Mesereau, los presentes en la sala recordaron haber oído acusaciones de maltrato por parte de otros miembros de la familia Arvizo. Por ejemplo, la hija de Janet, Davellin, ya había declarado que una vez había sido abordada sexualmente por su padre. Cuantas más versiones diferentes de la verdad le mostró la madre Arvizo al jurado, más vio la gente que Janet estaba viviendo en un mundo de falsas acusaciones e insinuaciones sexuales.



___________________________


© DCFS: Department of Children and Family Services (Departamento de Servicios para Niños y Familias).

Mientras Janet Arvizo continuaba contándole a los miembros del jurado la versión de su historia personal, Michael Jackson observaba fijamente a la mujer, mirándola de frente. Una o dos veces, Janet apartó los ojos de los miembros del jurado, dirigiendo sus comentarios directamente a la estrella del pop. Janet estaba tratando de tener una conversación personal con Michael desde el estrado de los testigos, y Michael respondió a Janet con algunas miradas de desaprobación.


Pero por encima de todo, parecía cansado de sus farsas.


Fue surrealista ver a Janet tratando de tener una última conversación con Michael, a través de la abarrotada sala del Tribunal. Como Janet hablaba fuera de turno y se negaba a acatar las normas de la Corte, la gente comenzó a preguntarse acerca del nivel de comprensión de Janet respecto a la realidad frente a la ficción.


Al darse cuenta de que Janet Arvizo tenía dificultades para dar una respuesta directa acerca de cualquier cosa, los observadores de la sala rezumaban un desprecio silencioso. A veces, Janet estaba diciéndole al jurado que pensaba que había "imaginado las cosas", lo cual, la gente tendió a creer. Janet declaró que nunca había sido testigo de ningún acto de abuso sexual, y alegó que se enteró de las acusaciones de Gavin después de que la familia hubiera ido a ver al Dr. Stanley Katz. En cuanto a los tocamientos inapropiados, Janet afirmó que "creyó" ver a Michael lamiendo el pelo de su hijo en el avión privado, pero le dijo al jurado que no podía estar segura. En ese punto, Janet testificó que podía haber “imaginado las cosas”.


Cuando Janet habló de la visualización de este presunto acto -un acto que Gavin nunca mencionó-, pareció extraño que el muchacho hubiera dormido a pesar de ello, que no hubiera notado algo así. Por otra parte, parecía improbable que Jackson lamiera el pelo de alguien frente al personal de Extrajet, por no hablar de todos los demás pasajeros del vuelo privado.


Cuando Mesereau cambió de tema, preguntándole a Janet sobre sus intentos para ocultarse de la prensa, él quería mostrar al jurado que Janet había ido a Miami con el fin de escapar de los periodistas de Los Angeles. Pero Janet lo negó por completo. Dijo al jurado que solo estaba preocupada por los misteriosos "asesinos" que hacían amenazas de muerte, y alegó que no se inmutó por la gente de los medios de comunicación que pululaba alrededor de su casa, en el este de LA.


Al ser interrogada nuevamente, Janet finalmente admitió que, en efecto, presentó una denuncia por acoso, para alejarse de la multitud de reporteros que estaban acosándola en Los Angeles. Sin embargo, la admisión de Janet se produjo sólo cuando Mesereau puso una parte de una grabación de audio, donde los miembros del jurado pudieron escuchar a Janet Arvizo quejándose a Frank Cascio.


Con el fin de lograr que Janet se atuviera a los hechos, Mesereau se vio obligado a referirse a la conversación grabada, que a menudo entró en conflicto con el testimonio previo de Janet.


"Usted dice aquí: ‘Sé que somos familia, Frank. Yo, tú, yo, mis hijos, somos familia. Tú, Marie Nicole, mis hijos, Baby Rubba, somos familia. Michael, Marie Nicole, tú, yo, somos familia, y mis padres. Esto es todo lo que tengo’. ¿Lo ve?", preguntó Mesereau.

"Es correcto", dijo Janet, leyendo la transcripción de su conversación con Frank.

"Ahora bien, esta conversación tuvo lugar después de que usted dijera que escapó de Neverland con Jesus [Salas], ¿verdad?".

"Exacto".

"Aún está refiriéndose a Michael como su ‘familia’, ¿correcto?".

“Es correcto, sí”.

"Usted no huyó de Neverland en absoluto, ¿no?", bromeó Mesereau.

"¡Oh!, sí lo hice", insistió Janet.

"¿Cuántas veces volvió a Neverland después de su primera huída?".

"Después de que Frank me convenciera de que eran buenas personas, inmediatamente regresé allí con Chris”, le dijo Janet. “Volví ese mismo día, y en otra ocasión Vinnie me llevó de vuelta, y eso es todo. Eso creo. Estoy intentando resumir el montón de información de esos dos días".

"Bien, son un total de tres huidas, ¿no?".

"¿Está incluyendo aquella en la que me fui definitivamente y nunca volví?".

"Sí. Y tal vez fueron cuatro huidas. ¿Cuántas veces escapó usted de Neverland?", preguntó Mesereau.


Pero Janet Arvizo no pudo contestar. No parecía tener una trama argumental de sus huidas y regresos a Neverland, y, en ocasiones, habló de Neverland como si hubiera estado en un mundo de ensueño. O estaba tratando de evadir las preguntas, o estaba confundida acerca de los hechos. Respecto a sus huidas de Neverland, Janet pidió a Tom Mesereau que hiciera el favor de repetirle sus propias respuestas. Cuando desde el estrado comenzaron a crisparse sus nervios y a mostrarse aturdida, todo el mundo se quedó atónito.


El público cotilleaba furiosamente sobre Janet durante los descansos, preguntándose por qué la Fiscalía habría llamado a esta testigo. Janet había empezado a ser el hazmerreír, y la mayoría de la gente pensó que la mujer estaba loca. La gente comentaba que Janet Arvizo parecía estar fuera de la realidad. Los medios de comunicación se reían del hecho de que Janet testificó con más certeza sobre sus tratamientos de depilación de piernas, ingles y cejas, de lo que lo hizo sobre Michael Jackson, sus asociados, y del supuesto cautiverio de su familia.


La idea de que todo el mundo estaba escribiendo notas sobre la depilación de ingles, -tenía a la mayoría de los miembros de la prensa riéndose incluso de ellos mismos. Por un momento, Janet se había convertido en la estrella del juicio, y la gente la miraba con asombro, a la espera de la próxima locura que saliera de su boca.


Janet continúo hablándole al jurado sobre los asociados de Michael, a los que llamó "los alemanes". Sin embargo, declaró que ella no tenía ningún conocimiento concreto de lo que Dieter Weisner o Ronald Konitzer tenían que ver en la vida de Michael Jackson.


En cuanto a "los alemanes", Janet parecía creer que estaban al cargo de los asuntos de Jackson, e insistió en que Dieter y Ronald habían intentado controlarla. Dijo al jurado que "los alemanes" le estaban causando problemas, pero cuando se le pidió que lo explicara detalladamente, Janet sólo pudo decir que no le gustaba tener a Dieter y a Ronald alrededor.


Janet aseguró que “los alemanes” le daban miedo y afirmó que una vez le dijeron que podían hacerla desaparecer. Cuando Mesereau le preguntó por qué -si de verdad se sentía tan amenazada-, nunca hizo el intento de denunciar a los alemanes ante la Policía, Janet eludió responder. Mesereau se preguntaba por qué Janet había vuelto a poner un pie en Neverland, si de hecho, temía por su vida. Pero Janet no tenía respuesta.


“¿Aún insiste en decirle al jurado que todo lo bueno que dijo de Michael en la cinta de refutación, fue a partir de un guión?”, quiso saber Mesereau.

"Sí", insistió Janet.

"Usted le indicó al jurado que cuando hizo la grabación, todas las cosas buenas que dijo sobre el Sr. Jackson estaban escritas, ¿correcto?".

"En la réplica que ellos hicieron, todas las cosas, de principio a fin, incluyendo las tomas descartadas. Todo era material de guión, todo," testificó Janet.

"Sra. Arvizo, lo que dijo sobre Michael Jackson respecto a que era una figura paterna, ¿era verdad?".

"Todo estuvo dirigido por Dieter y Ronald", insistió Janet, "y fue todo interpretado".

“Las palabras que usted dijo, ¿son verdaderas o falsas?”, preguntó Mesereau.

"Las palabras que dije fueron parte de un guión".

"¿Estaba usted diciendo la verdad o no?".

"Estaba actuando".

"¿Tenía el convencimiento de que Gavin estaba interpretando en esta grabación?", quiso saber Mesereau.

"Sí, porque había visto el trabajo de Dieter con mis hijos, antes de que Jesus nos llevara de vuelta a casa de mi madre. Había visto el trabajo de Dieter con mis hijos".

"¿Creyó usted que lo que Gavin decía era verdad o no?".

“Creo que lo que estaba haciendo era ceñirse al guión”.


Mesereau le preguntó sobre el tema de Michael como figura paterna, y curiosamente, Janet admitió que incluso durante sus supuestos intentos por escapar de Neverland, se había referido a Michael como "familia". El testimonio de Janet era extremadamente contradictorio. Conforme los observadores de la sala la juzgaban, iban decidiendo que la mujer estaba viviendo en un mundo de paranoia. Después de un tiempo, todo lo que Janet decía parecía ser invalidado, y algunos miembros del jurado pusieron los ojos en blanco.


Ocupada en insistir en las teorías de la conspiración y en las acusaciones de que Michael Jackson era el cerebro de un complot, la gente la miraba como si tuviera seis cabezas.


Janet Arvizo fue un desastre para la Fiscalía.


Para cuando Mesereau hubo terminado, el abogado defensor había sido capaz de demostrar que Janet utilizó a Michael para las recaudaciones de fondos y las donaciones de sangre, y que encontró otras maneras de usar a Michael para que trajera dinero para la causa de Gavin. Mesereau les recordó a los miembros del jurado que Jackson había abierto su casa a la familia Arvizo y que les había permitido a Gavin y a Star quedarse en Neverland, cuando Gavin era un niño esquelético y sin pelo en una silla de ruedas.


Ninguna otra celebridad hizo tales ofrecimientos.


Desde el estrado de los testigos, Janet hizo lo posible para negar que Michael hubiera ayudado a curar a su hijo de cáncer. Ella cuestionó los motivos de Michael y negó que él actuara por amor y buena voluntad. Pero el hecho era que Jackson le había dedicado un montón de tiempo y esfuerzo a Gavin Arvizo; y con las oraciones y la ayuda de Michael, el cáncer de Gavin en su cuarta fase, había entrado en remisión. No se podía negar que Jackson había desempeñado un papel en la milagrosa recuperación del niño. No había duda de ello en la mente de nadie.




FIN DEL CAPÍTULO 22







"LETS HEAL THE WORLD TOGETHER, THIS IS MY DREAM..."

Admin-Dulce
Administradora
Administradora

Mensajes : 4289
Puntos : 5179
Fecha de inscripción : 11/02/2010
Edad : 49
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: DESDE EL 16 DE FEBRERO: LA VERDAD SOBRE MICHAEL JACKSON

Mensaje por Admin-Dulce el Dom Mayo 12, 2013 1:35 am

http://mjhideout.com/forum/enciclopedia-mj/114464-mjsangels-conspiracion-93-05-contra-michael-jackson-50.html




Por lo general Michael vestía trajes negros, acentuados por un chaleco diferente cada día, con sus ropas hechas de una tela inusual y a menudo adornadas con botones dorados. Algunas veces perfeccionaba su apariencia con un medallón de oro colgado del cuello de su camisa; otras veces llevaba un cinturón ornamental de oro, reminiscencia de épocas pasadas. Siempre llevaba un brazalete a juego adornando su traje, del que nadie parecía saber el significado, pero algunos pensaban que el brazalete tenía la intención de parecer "militar", indicando una señal de alto rango, como un líder militar. Por supuesto, el brazalete se había convertido para Jackson en una forma de distinguirse, una manera para él de transmitir su estatus de estrella del pop al mundo.


No es que Jackson necesitara hacer nada especial para atraer a los fans. Su mera presencia causaba un torbellino de emociones que se transmitían con un ritmo de fondo. Cada vez que aparecía, la gente ponía su música a gran volumen. Algunos cantaban e imitaban al artista. Jackson creaba una intensidad en el aire que hacía que todo el mundo sintiera una emoción, y esta emoción alcanzaba a los Ayudantes del Sheriff y a los detractores de Jackson, lo admitieran o no.


Sin importar cuánto se excedieran los medios, sin importar lo ruidosos que parecieran los fans, Michael avanzaba del mismo modo, moviéndose a un ritmo lento y constante, completamente consciente del escrutinio de los medios, muy consciente de su imagen. Incluso enfrentando serios cargos penales, Michael desprendía una sensación de júbilo que luchaba por mantener. Su energía era innegable, y provocaba a la gente, tanto es así, que muchos de los fans de Michael no podían controlar sus arrebatos. En su hora más oscura, los fans no se cansaban de Jackson, y él no podía resistirse a ellos.


Sin embargo, Tom Mesereau no quería que Jackson quedara atrapado en nada que pudiera distraerlo. Mesereau no quería que Jackson se despistara dejándose llevar por la adulación, la música a todo volumen y los fans bailando a su alrededor. Para mantener a Jackson en el camino, cada día, el abogado de la defensa se aseguraba de saludar a la estrella del pop en el exterior del Juzgado, guiando al icono lejos de las cámaras y la fanfarria que seguían a Michael a diario.


Sus anteriores abogados habían cometido el error de permitir que Jackson celebrara grandes fiestas y ruedas de prensa en Los Angeles; de permitir que Jackson viajara en jet privado para ir y volver a Santa Maria; de permitir que en fuera tan perseguido por los fans en una audiencia previa al juicio, que la estrella se viera obligada a subirse a la parte superior de su monovolumen para evitar que lo aplastaran. Mesereau sabía que la prensa había hecho bromas con todo esto, describiendo a Jackson como alguien que estaba fuera de contacto con la realidad, deformando el incidente del monovolumen hasta convertirlo en algo que no fue: acusando a Jackson de tratar de ofrecer un concierto en la parte superior de su coche, delante del Palacio de Justicia. Mesereau también sabía que los anteriores abogados de Jackson habían sentido un fuerte deseo de conseguir su propio momento estelar frente de las cámaras. Por Randy, Mesereau supo de las cabriolas de Mark Geragos, el abogado de Michael, quien al parecer le indicó a Randy que se apartara del camino, justo después de la primera comparecencia. Supuestamente, Mark Geragos se abrió paso justo al lado de Michael, para poder estar allí para la “foto”.


La gente no sabía que Michael no estaba contento con “los abogados Hollywood”. La gente no sabía que Tom Mesereau se involucró en el caso de Michael Jackson, porque Michael y Randy llamaron personalmente a Johnnie Cochran al hospital para pedirle consejo. Fue Johnnie Cochran quien les dijo a Michael y a Randy que Tom Mesereau era el hombre que podía "hacer el trabajo".


Desde el principio, cuando Mesereau cogió el caso, puso fin a todos los rumores, eliminando cualquier "momento Hollywood" y eliminando a cualquier persona que alimentara la especulación de los medios. Esto incluyó a la gente de la Nación del Islam, que se habían unido a Jackson como parte de un creciente séquito.


El abogado de la defensa no veía que las fiestas, las ruedas de prensa y el bombo de Hollywood, fueran a ayudar a Jackson a ganarse la simpatía de un jurado en Santa Maria; tampoco veía que la Nación del Islam pudiera servirle a Michael para ganar un juicio penal. Más que nada, Mesereau no quería que el juicio se convirtiera en un espectáculo mayor de lo que ya era. Puso especial cuidado en no utilizar la “carta de la raza”, y en dejar cualquier tipo de involucración política fuera de la mezcolanza.

Mesereau era completamente profesional y desde el momento en que firmó el contrato para representar a Jackson, el abogado defensor le hizo entender a Michael que el único negocio que a él le interesaba, era el de ganar el juicio. Mesereau no estaba interesado en obtener la atención de la prensa sobre su persona, ni en hacer amigos entre los periodistas de los medios de comunicación, ni en lograr “grupos de apoyo” sesgados, o en cualquiera de esas tonterías. Mesereau estaba allí para luchar por la vida de Jackson. Él creía -de todo corazón-, que la estrella era víctima de acusaciones falsas. Creía que si podía humanizar a Jackson, eliminando los aspectos “hollywoodienses” y al “séquito de la Nación del Islam”, los miembros del jurado de Santa Maria verían la verdad por sí mismos. Para evitar que el juicio se convirtiera en un circo, Mesereau apoyó el secreto de sumario impuesto por el Juez Melville. Se alegró de que los medios de comunicación no tuvieran acceso directo a los testigos y a actores©clave.


Dentro de la sala, Mesereau destrozó a los testigos cruciales de la Fiscalía, dando a conocer detalles que desacreditaban partes importantes de las teorías de la acusación. Mesereau fue capaz de señalar las enormes discrepancias en el testimonio de los llamados "testigos presenciales oculares"; discrepancias que crearon dudas sobre el caso contra Jackson. Pareció que cuanto más se alargaba el juicio, más conectaba el jurado con Mesereau y con Michael.


En realidad, El Caso del Estado Contra Jackson, hacía aguas desde el principio, pero el conjunto de los medios de comunicación que cubrían el juicio, no parecían notarlo. La mayoría de los grupos integrados por la prensa, parecían convencidos de que se produciría una condena de algún tipo. Esto era especialmente evidente en los analistas jurídicos, quienes se mostraban muy parciales en contra de Jackson.


En lugar de ser justos e imparciales, había muchos expertos legales hablando únicamente sobre la estrategia de la Fiscalía, haciendo ver que creían que el Fiscal de Distrito estaba haciendo un buen trabajo. Esta opinión pro-acusación tuvo un efecto de embudo, animando a que otros miembros de la prensa informaran de detalles que equivalían a una campaña de desprestigio en contra de Jackson. Los observadores de la sala entendieron la falta de credibilidad que rodeaba al acusador y a su familia, pero aún así, muchos periodistas se contagiaron de todo el alboroto y el sensacionalismo que la prensa negativa creó. Los medios que cubrían el juicio, estaban interesados en crear cierta “confusión” en su público, y a menudo lo lograron haciendo caso omiso de los hechos más simples que se presentaban en el Juzgado.


Las discrepancias entre los recuerdos de Janet Arvizo y los hechos reales ocurridos en Neverland, quedaron completamente claras cuando un guardia de seguridad de Neverland -el oficial Brian Barron-, subió al estrado y describió el periodo de tres semanas en el que Janet y sus hijos fueron los invitados de Michael Jackson, a principios de 2003. Por ejemplo, Janet alegó que estuvo escondida en la casa de invitados durantetoda su estancia, pero el oficialBarron le dijo al jurado que veían a Janet Arvizo paseando por toda la propiedad, que pasó numerosas noches durmiendo con sus hijos en uno de los estudios de baile de Neverland, y que comía en la casa principal de forma regular.


El guardia, cuyo trabajo consistía en mantener la seguridad de los niños en Neverland y en supervisar a los otros pequeños invitados de Michael Jackson, declaró que cuando la familia Arvizo se quedó en la propiedad -en febrero de 2003-, en ese mismo momento, al menos había otros treinta invitados de visita en Neverland. El oficialBarron mencionó a Miko Brando -el hijo de la leyenda, el actor Marlon Brando-, así como a Aldo y a Marie Nicole Cascio -los hermanos de Frank, el amigo de Michael. La lista de invitados de Neverland era tan larga, que el lugar parecía tener puertas giratorias.


___________________________

© Parte Actora de un proceso: Es la parte que inicia el proceso (la acusación). En este caso se refiere a los Arvizo.

Brian Barron, el oficial de la Policía Local que había trabajado a tiempo parcial para Jackson como guardia de seguridad, insistió en que nunca había visto ninguna irregularidad en Neverland Ranch, asegurando a los miembros del jurado que lo hubiera denunciado si lo hubiera visto. Según Barron, Neverland era "un lugar divertido al que ir", donde los niños hacían casi todo lo que deseaban, un lugar en el que se los "trataba muy bien".


Cuando Brian Barron dijo al jurado que no tuvo ningún indicio, en ningún momento, de que los Arvizo estuvieran tratando de huir de Neverland, su testimonio fue devastador para el cargo de conspiración contra Michael Jackson. Se le pidió al oficial Barron que echara un vistazo a los libros de registro de salida de Neverland Ranch -los cuales se mostraron al jurado en una pantalla grande-, y estuvo muy seguro acerca de las idas y venidas de los Arvizo. Según el Oficial de Policía, los registros de seguridad de Neverland indicaban que el 12 de febrero de 2003, Jesus Salas condujo a Janet y a sus hijos fuera de la propiedad en el Rolls-Royce, sin ningún tipo de incidente. Barron recordó que la familia se detuvo en la caseta de seguridad y siguió los procedimientos habituales cuando el Rolls-Royce abandonó el rancho.


No hubo ninguna “desaparición misteriosa” de la familia Arvizo.


No se produjo ningún tipo de "pánico" ante las puertas de Neverland.


Cuando el Oficial de Policía le contó al jurado que había dos colegios privados cerca de Neverland©, la gente sintió curiosidad de saber por qué, si Janet sintió que estaba en semejante peligro, no había corrido a través de la carretera hasta uno de los colegios para obtener ayuda.


El Oficial Barron confirmó que había mucha actividad a lo largo de Figueroa Mountain Road, explicando que a principios de 2003, veía tanto a los padres como a los profesores y administrativos de estos centros, yendo y viniendo cada día, durante el mismo periodo en que supuestamente Michael Jackson estuvo involucrado en una conspiración para mantener a los Arvizo como prisioneros.

___________________________

© Colegios: En Figueroa Mountain Road, la carretera de acceso a Neverland, se encuentran los colegios The Family School y Midland School, a tan sólo 2,5 km del rancho.

Lo esencial del testimonio del Oficial Barron fue que: no oyó a nadie quejarse ni oyó que nadie pidiera ayuda. Ninguna persona de la familia Arvizo actuó como si hubiera algún problema en Neverland. En todo caso, los Arvizo parecían estar muy felices y contentos. Los chicos Arvizo eran libres para jugar y vagar por la propiedad durante todo el día, y Janet estaba disfrutando de un estilo de vida que incluía entregas habituales de “dinero en efectivo para sus gastos”, como tratamientos de belleza y otros servicios.


Los miembros del jurado parecieron sorprendidos cuando el guardia de seguridad de Neverland, declaró que Janet y sus hijos hacían pequeñas salidas a los pueblos locales ubicados en torno a Neverland, mostrándoles los registros de sus movimientos diarios que hizo a las puertas del rancho. Cuando se presentó un documento de dos páginas con los gastos cotidianos de Janet, conteniendo miles de dólares en facturas pagadas por Michael Jackson, fue imposible creer la pretensión de Janet acerca de que había hecho serios intentos por escapar de Neverland.


Con otro testigo vuelto a favor de la defensa, los observadores de la sala comenzaron a darse cuenta de que el cargo de conspiración era injustificado. Unos pocos tipos de la prensa informaron acerca de sus dudas sobre el Caso del Estado, pero estaban en minoría, porque aunque entre bastidores, ciertas personas estaban especulando que el equipo de la Fiscalía se estaba aferrando a un clavo ardiendo, ningún periodista tuvo las agallas de decirlo en las Noticias.


La acusación estaba ahogándose en la teoría de la conspiración, y cuando se hizo más evidente para el jurado que este cargo contra Michael Jackson era una locura, los cargos por abuso sexual infantil, también se volvieron más cuestionables. Aunque los medios siguieron centrándose en las peculiaridades de la vida personal de Jackson y aunque la acusación estaba empeñada en verlo ir a prisión, las historias y los escenarios que la Fiscalía presentaba al jurado, no eran defendibles.


La acusación trató de presentar a Janet Arvizo como una madre sencilla, cegada por la fama de Jackson. Querían que el jurado ignorara su indecoroso pasado. Querían que el jurado pensara que Janet era una simple víctima. Sin embargo, no pudieron ver que las constantes mentiras de Janet hacían parecer que la Fiscalía no estaba “Never Never Land”©.Cuanto más sabían acerca de Janet y cuanto más escuchaban los testimonios del personal de Neverland, que contradecían las acusaciones de Janet, más se encontraba el jurado en la posición de tener que escoger y elegir acerca de qué cosas estaba mintiendo Janet.


Janet había insistido repetidamente en que había estado secuestrada, que ella y sus hijos fingieron ser como "una familia" para Michael, porque se sintió presionada por los asociados de Jackson. Insistió en que hubo una conspiración.


La Sra. Arvizo declaró que también tenía miedo de llamar a las autoridades. Dijo que estaba demasiado asustada para desafiar “al Goliat”, en referencia a Michael Jackson. Pero para los observadores de la sala, pareció que Janet era incapaz de decir la verdad, -ni siquiera por un día en su vida.


___________________________

© Never Never Land: Juego de palabras asociado al nombre de Neverland, que quiere decir que la Fiscalía no tenía nada, nada, los pies sobre la tierra.



FIN DEL CAPÍTULO 23







"LETS HEAL THE WORLD TOGETHER, THIS IS MY DREAM..."

Admin-Dulce
Administradora
Administradora

Mensajes : 4289
Puntos : 5179
Fecha de inscripción : 11/02/2010
Edad : 49
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: DESDE EL 16 DE FEBRERO: LA VERDAD SOBRE MICHAEL JACKSON

Mensaje por Admin-Dulce el Dom Mayo 12, 2013 1:43 am



http://mjhideout.com/forum/enciclopedia-mj/114464-mjsangels-conspiracion-93-05-contra-michael-jackson-54.html


El procedimiento judicial pasó a un segundo plano el día que Mesereau despidió al, desde hacía mucho tiempo, asesor legal de la familia Jackson, Brian Oxman. El abogado, al que a menudo se vio con los ojos cerrados en el Juzgado, realmente no estaba aportando nada a la estrategia de la defensa. En todo caso, la estaba dañando pareciendo aburrido y desinteresado la mitad del tiempo.


Cuando Mesereau invitó al letrado a hacer las maletas -presentando una Notificación de la Disociación ante el Tribunal Superior, el 21 de abril de 2005-, los fotógrafos capturaron la escena en el aparcamiento del Juzgado. Los periódicos mostraron a Mesereau apuntando con el dedo a Oxman, reprendiendo al asesor legal de la familia. Incluso después de que Mesereau hubiera presentado la Notificación de la Disociación, Brian Oxman entró resueltamente al Juzgado, para acabar siendo escoltado afuera por un Agente Judicial, cuando trató de sentarse tras la mesa de la defensa.


Oxman, hasta ese momento, tan solo había tenido un papel limitado en el juicio. Era un ayudante, más que otra cosa. Tom Mesereau y Bob Sanger, manejaban en exclusiva a los testigos del juicio; con Mesereau sosteniendo la mayor parte del trabajo sobre sus hombros, asistido por su abogada-adjunta, Susan Yu. Los presentes en la sala de justicia, pensaban que era Michael quien así lo había dispuesto, que había sido decisión suya que Tom Mesereau, junto con la bella Susan Yu, dirigieran todo el proceso.


Los tabloides hicieron un gran negocio de la quema pública de Brian Oxman; pero más tarde, Tom Mesereau confesó que trató de impedir cualquier humillación pública para Oxman, quien era el abogado de la familia Jackson desde hacía algunos años. Mesereau insistió en que habían informado a Brian Oxman para que se mantuviera alejado de la Corte, que le habían advertido de que estaban a punto de presentar oficialmente la Notificación de la Disociación. Brian Oxman podía haber evitado los rumores sensacionalistas, de no haber insistido tanto en aferrarse a los faldones del apellido Jackson; pero Oxman sintió que tenía derecho a formar parte del centro de la atención mediática.


Oxman, el confidente de la familia que había representado a Randy Jackson y a otros miembros del clan, alegó que él era el letrado que inicialmente ayudó a negociar el acuerdo para que Tom Mesereau reemplazara al primer abogado defensor de Jackson, Mark Geragos. Para algunos observadores, era irónico que Mesereau se viera obligado a montar una escena pública con Oxman en el parking del Juzgado, pero Oxman no era el abogado principal del caso. Él equivalía a un exceso de equipaje, y su exhibicionismo ante los medios de comunicación, envió un mensaje que Mesereau no apreciaba.


Después de su acalorada discusión, Oxman y Mesereau se separaron con un abrazo y un apretón de manos. Ésta sería la primera reorganización del equipo de la defensa, porque poco antes de que el juicio terminara, Ramone Bain, la magnífica publicista de Michael Jackson, también recibiría una carta de despido. Nadie pudo confirmar por qué sucedió, pero la gente sumó dos y dos cuando vieron que el despido de la Sra. Bain, al parecer, guardó relación con la expulsión del Reverendo Jesse Jackson, quien había acudido a Santa Maria para hablar sobre el estado mental de Michael, y para decir que éste era víctima del excesivo fanatismo del equipo de la Fiscalía.


Aparentemente, Mesereau creía firmemente en que la cobertura del juicio debía ser cristalina. Quería que la prensa se atuviera a los hechos, y no necesitaba opiniones externas. Fue curioso que cuando el Reverendo Jackson se retiró de Santa Maria, se hizo el silencio, sin demasiada especulación por parte de los medios. Si, entre bastidores, el equipo de la defensa se sintió feliz por eliminar de la ecuación cualquier mención a los derechos civiles, o a la discriminación racial©, -nadie en los medios de comunicación lo recogió.


___________________________

© Derechos Civiles y Discriminación Racial: A pesar de que muchas voces entre los fans, la propia familia Jackson y el propio Michael, afirmaban que Sneddon actuaba contra Michael Jackson por racismo, Mesereau no quería hacer mención a ello, ni que saliera a relucir en el juicio. El que el Reverendo Jesse Jackson -conocido activista por los derechos civiles y contra la discriminación racial-, acompañara a la familia Jackson a la Corte y aludiera a Sneddon como un racista, no era algo que agradaba a Mesereau. Por tanto, es de suponer que cuando el Reverendo desapareció discretamente de la escena, Mesereau no lo lamentara.

Sin embargo, parecía que siempre había “problemas” en torno a Michael Jackson, que emergían continuamente. Por ejemplo, en un principio, una azafata de Extrajet llamada Cindy Montgomery, fue rechaza como testigo porque su intención era acogerse a la Quinta Enmienda, en lo tocante a la grabación oculta que le habían hecho a Michael Jackson en un avión. El abogado personal de la Sra. Montgomery, iba a estar presente para asegurarse de que nada de lo que ella pudiera decir, le resultara potencialmente incriminatorio.



Como era de prever, la Sra. Montgomery testificó y nunca la acusaron formalmente de ningún delito. Pero unos pocos meses después de que terminara el juicio penal contra Jackson, las otras dos partes implicadas en la grabación oculta que le hicieron en un vuelo de Extrajet, fueron procesadas, condenadas y sentenciadas por conspirar para violar la privacidad de Jackson.



Así era el mundo en el que vivía la superestrella. Siempre fue una terrible experiencia, que no guardaba relación con el verdadero Michael Jackson.


Y esto se puso de relieve con el testimonio de su ex-mujer, Debbie Rowe, quien ya había renunciado a sus derechos maternos en cuanto a los dos hijos a los que había dado a luz, Prince y Paris; y que se encontraba en una situación emocional muy difícil cuando subió al estrado, para testificar a favor de la acusación.


Se esperaba que Debbie Rowe declarara que había hecho una “interpretación guionizada” en el video de refutación de Jackson, que finalmente se emitió en la cadena FOX. Se esperaba que Rowe dijera que Michael no era un buen padre, se esperaba que se quejara acerca de sus derechos de visita.


Se alimentaron todo tipo de rumores en los días previos a que Debbie Rowe subiera al estrado, especialmente porque estaba luchando contra Jackson por la custodia de Prince Michael I, de ocho años, y de Paris, de siete. Debbie Rowe -que había estado casada con Michael desde 1996 a 1999-, había cambiado de opinión acerca de Prince y Paris, e hizo un intento por conseguir su custodia en 2004 -justo después de que Jackson le retirara la compensación anual de 1 millón de dólares que venía percibiendo.


Con una batalla por la custodia en ciernes; con un Juez de la Corte de Apelaciones, que dictaminó que la renuncia de Rowe a sus derechos maternos era "válida" debido a "problemas de procedimiento", la prensa se frotó las manos por los previsibles torpedos con los que Rowe dispararía a Jackson durante su testimonio. Esperando que Rowe se esforzara en contar cosas realmente escandalosas para que eso la ayudara a obtener la custodia de sus hijos, la intensidad virulenta de los medios de comunicación, estaba en su punto más álgido.


Pero cuando fue interrogada por el Asistente del Fiscal del Distrito, Ron Zonen, Debbie Rowe mantuvo la calma. Habló de la grabación del video de refutación de Michael -una grabación que duró casi nueve horas-, y dijo que su abogado estuvo todo el tiempo con ella. Cuando Zonen le preguntó si alguna vez ojeó un guión, Debbie Rowe respondió con un categórico "No".


Rowe dijo al jurado que Ian Drew, el hombre que condujo la entrevista, tenía un amplio cuestionario de preguntas para ella, afirmando que fue sincera en sus respuestas. Insistió en que sus contestaciones fueron espontáneas y honestas, y admitió que había mentido sobre sí misma en relación al asunto de que "aún era parte de la familia de Michael". Rowe alegó que mintió sobre esto con el fin de "proteger a los niños, y para tratar de alejar las insidiosas preguntas de los medios".


Debbie Rowe se mostró firme a la hora de contar que ella estuvo resuelta a participar en la entrevista de refutación, diciendo que fue algo que disfrutó y con lo que se “ilusionó”. Declaró que le hizo feliz responder a las preguntas en nombre de Michael y que aceptó hacer la entrevista, en parte, porque tenía la esperanza de que así podría llegar a ver a sus hijos -a quienes no había visto en más de dos años. Rowe también expresó que se sintió esperanzada ante la posibilidad de renovar “su relación con el Sr. Jackson”.

La Sra. Rowe testificó que le habían prometido una visita a Neverland que no se materializó, y explicó que tras nueve meses de jugar al gato y al ratón por teléfono, decidió acudir al Juzgado de Familia, donde se había restablecido su patria potestad. Cuando Mesereau la interrogó, quiso que ella fuera más específica acerca de su disputa con Michael Jackson en el Juzgado de Familia; pero Debbie Rowe no quiso llamarlo disputa. Debbie no quería irritar a Michael, y lo miró con los ojos empañados, de una manera que la hizo parecer arrepentida.


Cuando Mesereau le preguntó a la Sra. Rowe acerca del “subterfugio para realizar ciertas llamadas telefónicas”, Debbie admitió que aceptó cooperar con los Ayudantes del Sheriff de Santa Barbara, telefoneando a la "gente" de Michael al tiempo que les permitía a los Ayudantes del Sheriff grabar en secreto las conversaciones. Recordó hacer una media docena de llamadas, concretamente a Marc Shaffel, Ian Drew y Dieter Weisner, todos los cuales habían participado en la realización del video de refutación.


Pero en lugar de permitir que Debbie dañara a la defensa, Mesereau logró focalizar la reacción de Rowe ante la investigación por el cargo de conspiración; y consiguió exprimir su punto de vista acerca de los “co-conspiradores” que no habían sido acusados, y que rodeaban a Michael Jackson. No hizo falta insistir mucho para que ella admitiera que realmente no confiaba en ninguno de los asociados de Michael. Aparentemente, el subterfugio de Rowe para telefonear a estos supuestos co-conspiradores, no ayudó a que las autoridades pudieran establecer que Michael estaba directamente implicado en ninguna de las entrevistas que se realizaron para el documental de refutación. En todo caso, bajo el contra-interrogatorio, Rowe dio a los miembros del jurado la impresión de que la "gente" de Michael estaba operando sin el conocimiento de la estrella del pop.


"Usted les dijo a los Ayudantes del Sheriff que, en su opinión, Marc Shaffel intentaba aprovecharse continuamente de Michael Jackson, ¿correcto?", preguntó Mesereau.

"Es correcto", dijo Rowe.

"Y usted pensó que él estaba manipulando a Michael Jackson para ganar mucho dinero, ¿cierto?".

"Sí".

"También declaró ante los Ayudantes del Sheriff que usted pensaba que Dieter y Ronald Konitzer estaban manipulando a Michael Jackson, ¿correcto?”.

"Sí".

"¿Tenía usted la percepción -basada en sus observaciones de Shaffel, Dieter y Konitzer-, de que los tres operaban conjuntamente?", preguntó Mesereau.

"¡Oh, sí!", declaró Rowe.


Debbie Rowe dijo a los miembros del jurado que, según le parecía a ella, los tres hombres –Shaffel, Dieter y Konitzer- cooperaban entre ellos, utilizando el nombre de Michael Jackson con el fin de poder beneficiarse. Según lo que ella sabía, los tres hombres tenían planes para crear empresas “Jackson” en Estados Unidos y Europa. Rowe dijo que estaba convencida que Michael no era consciente de todas las actuaciones que estaban llevando a cabo estos hombres; explicando que ella ya había visto anteriormente este tipo de patrón en el comportamiento de los “manipuladores” que había en la vida de Michael.


"Y en un momento dado, usted les dijo a los Ayudantes del Sheriff que pensaba que Michael Jackson, de alguna manera, era totalmente ajeno a lo que estos tipos estaban haciendo, ¿verdad?", preguntó Mesereau.

"Según mi experiencia en el pasado, él es ajeno a los manipuladores, a las personas que se ocupan de sus negocios y que toman todas las decisiones; y hay muchas veces que no le consultan", explicó Rowe.

"Y usted creyó que estos tres tipos, Shaffel, Dieter y Konitzer, estaban haciendo justamente eso, ¿no?".

"Totalmente", insistió Rowe.


Cuanto más la interrogaba, pidiéndole cuidadosa y suavemente a Rowe que le hablara al jurado del mundo privado de Michael, más comenzó Debbie a romperse, luchando por responder a las preguntas. Ella aseguró al jurado que sus respuestas en la cinta de refutación fueron espontáneas, y confirmó que las opiniones favorables que dio sobre Michael, las ofreció honestamente. Respecto a grabar durante nueve horas su participación en el video de refutación, explicó que cooperó libremente –y sin cobrar-, porque vio las “retorcidas, negativas y malinterpretadas” tomas descartadas de Bashir, cuando se emitieron en Inglaterra.

Debbie Rowe quiso aclarar al jurado algunas cuestiones. Quizás quería hacer borrón y cuenta nueva con Michael. Por la razón que fuera, tuvo palabras de elogio para él. Entre las cosas que Debbie Rowe dijo en su testimonio, afirmó que:


Michael era un buen padre.


Michael era un hombre de familia.


Michael era un hombre por el que ella aún se preocupaba.


Debbie insistió en que todavía consideraba a Michael su amigo; y dijo al jurado que le dio la custodia de los niños en exclusiva, en el momento de su divorcio. Mirando a Michael con lágrimas en los ojos, Debbie relató que tenía que comunicarse con él a través de los abogados, a causa de su actual disputa por la custodia.


Cuando se sentó en el estrado, parecía que Debbie no podía apartar los ojos de Michael, pero sus miradas suplicantes eran prácticamente ignoradas por la estrella del pop. Dadas las circunstancias, quedaba claro que Michael estaba herido por su traición: Debbie era una testigo de la acusación. Cualquier comentario positivo que hiciera sobre él, cualquiera de sus testimonios favorables a Michael, no cambiaba el hecho de que ella había cooperado con la Policía, de que Debbie accedió a ayudar a las autoridades en la persecución penal de su ex-marido.


Cuando Mesereau le preguntó, Rowe dijo al jurado que estaba preocupada por los "personajes" que rodeaban a Jackson a principios de 2003, testificando que alguien la advirtió para que “tuviera cuidado” con determinados hombres. Rowe mencionó a su antiguo jefe, Arnold Klein, a quien había acudido en vano, con la esperanza de lograr establecer un contacto directo con Michael. Rowe dijo al jurado que contactó con el Dr. Klein porque no estaba segura de que los "asociados" de Jackson estuvieran siendo honestos con ella, e indicó que sentía que la estaban utilizando como a una mercancía.


“¿Cómo se enteró de que el Sr. Shaffel estaba tratando de ganar millones de dólares por la grabación de su entrevista?”, preguntó Mesereau.

“Me dijo que le habían pagado por ella. Y me explicó que parte del dinero obtenido, era para cubrir una deuda que el Sr. Jackson le debía”, declaró Rowe.

“¿Recuerda si Shaffel le pidió alguna vez que le ayudara en sus relaciones comerciales con el Sr. Jackson?”.

“No. Él sólo se jactó -estoy segura que sin darse cuenta,- de la forma en que se aprovechó de una oportunidad. Y habló de cómo estaba haciendo esto, aquello o lo otro para asegurarse de que la carrera de Michael estuviera a salvo, y cosas así", dijo Rowe.

"De acuerdo. ¿Y tuvo alguna vez la impresión de que Shaffel no informaba a Michael Jackson de todo lo que estaba haciendo?", preguntó Mesereau.

"Shaffel era como todos los demás alrededor del Sr. Jackson. Sí. No le estaba diciendo nada",explicó Rowe.


Cuando los presentes en la sala escucharon a Debbie Rowe llamar “mentirosos” a todos los asociados de Michael, la ira y el resentimiento de ella por la gente que rodeaba a Jackson, se volvieron cristalinos. A través de la evocación de Debbie, los presentes se enteraron de que Michael tenía poca gente valiosa en la que podía confiar. Incluso sus asesores más cercanos -las personas que estaban tratando de “salvarle”-, parecían tener la esperanza de ganar mucho dinero utilizando el nombre de la superestrella.


“¿Le dijo Shaffel que él, Dieter y Konitzer iban a ganar un montón de dinero, gracias a los problemas ocasionados por el documental de Bashir?”, presionó Mesereau.

"Dijeron que iban a solucionar el problema y se jactaron de que habían ganado dinero", testificó Rowe.

"Y eso la molestó, ¿no?".

"Sí", dijo Rowe.


Debbie llamó a los asociados de Michael "buitres oportunistas". Declaró que Shaffel se había jactado de que él, personalmente, había ganado más de siete millones de dólares por la entrevista de ella en la cinta de refutación. Insistió en que no creyó nada de cuanto Shaffel fanfarroneaba y dijo que su actitud la molestó.


Mientras el público escuchaba a Debbie Rowe hablar, lo que más destacó para los presentes en la sala, fue el punto hasta el que Michael Jackson podía ser fácilmente manipulado por la gente. De algún modo, a través de los años, la estrella se había vuelto completamente vulnerable.



FIN DEL CAPÍTULO 24








"LETS HEAL THE WORLD TOGETHER, THIS IS MY DREAM..."

Admin-Dulce
Administradora
Administradora

Mensajes : 4289
Puntos : 5179
Fecha de inscripción : 11/02/2010
Edad : 49
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: DESDE EL 16 DE FEBRERO: LA VERDAD SOBRE MICHAEL JACKSON

Mensaje por rosjackson el Lun Mayo 13, 2013 12:49 pm

Gracias Dulce por seguir subiendo la traducción del libro de Aphrodite Jones.

Saludos.

rosjackson

Mensajes : 86
Puntos : 88
Fecha de inscripción : 06/10/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: DESDE EL 16 DE FEBRERO: LA VERDAD SOBRE MICHAEL JACKSON

Mensaje por Contenido patrocinado Hoy a las 8:55 am


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.